Estatua de bloque de Ankhrenepnefer

Estatua de bloque de Ankhrenepnefer


Estatua de bloque de Ankhrenepnefer - Historia

La piedra se había adquirido ya en 1464, cuando hubo un plan para decorar los contrafuertes de tribuna de la catedral con estatuas gigantes de profetas del Antiguo Testamento. La idea de este plan decorativo se remonta a 1410 cuando Donatello había comenzado a trabajar en la talla de un profeta gigante, descrito como un gigante blanco en 1412. No se hizo nada más durante los siguientes cincuenta años. Donatello estaba una vez más en Florencia cuando Agostino di Duccio completó una estatua de un gigante, posiblemente Hércules, en terracota en 1564. Cuando Donatello murió en 1466, a Rossellino se le encomendó continuar el trabajo en el gigante, pero no se logró nada más y el bloque permaneció en el patio de trabajo de Santa Maria del Fiore hasta justo antes de la elección de Soderini como Gonfaloniere (jefe de la república). Soderini, según Vassari, se lo ofreció a varios artistas entre ellos Leonardo da Vinci y cuando éste se negó a Andrea Sansovino.

El problema con el bloque que tenía 18 pies de altura era que los intentos anteriores de tallar una figura gigante habían limitado las posibilidades que ofrecía. Varsari menciona a otro escultor, Simone da Fiesole, que había tallado un gran agujero entre lo que debían haber sido las piernas de su figura y había dejado el resto del bloque deformado. El bloque parecía destinado a permanecer indefinidamente sin usar bajo el cuidado de los guardianes de Santa Maria del Fiore, los propietarios nominales, pero Miguel Ángel hizo que volvieran a medir el bloque y decidió que aún podría tallar una figura satisfactoria ajustando su composición a la forma del mármol parcialmente tallado.

Miguel Ángel, que tenía 26 años, recibió el encargo en agosto de 1501 por parte del nuevo gobierno republicano (de Florencia encabezado por Soderini), momento en el que la figura ya se estaba refiriendo como un David. "Un hombre llamado David esbozó escasamente saliendo de". Una referencia también a la idea neoplatónica de que la figura ya estaba secretada en la piedra, de hecho, por eso no siempre es necesario terminarlos, porque ya estaban allí. Vasari, agrega que cuando Miguel Ángel recibió el encargo, se pensó que el bloque era prácticamente inútil, y si algo podía salir de él, valdría la pena.

Miguel Ángel, primero hizo un modelo de cera de David con una honda, simbolizando así como David había protegido a su pueblo y lo gobernó con justicia, así también lo haría cualquiera que tuviera el encargo de gobernar Florencia. Miguel Ángel, esculpió el David in situ, en el Despacho de Santa Maria del Fiore, sin que nadie viera la obra en curso. Se esperaba que la tarea durara dos años y acordó aceptar seis florines de oro al mes. En realidad, la estatua se terminó después de dos años y medio a principios de 1503.

La técnica de Miguel Ángel para esculpir el David fue interesante, descrita por Benvenuti Cellini, quien escribió: `` El gran Miguel Ángel utilizó el mejor método de todos los tiempos después de haber dibujado la vista principal en el bloque, uno comienza a quitar el mármol de este lado como si estuviera trabajando ''. un alivio de esta manera, paso a paso, se saca a la luz toda la figura. '

A los guardianes de Santa Maria del Fiore les había quedado claro que el resultado era excepcional y se convocó debidamente una reunión para decidir dónde colocar al David. Un comité compuesto por guardianes y pintores, escultores y otros artesanos deliberó sobre los méritos de cuatro sitios: 1) Plazza della Signoria, 2) Catedral, 3) fachada de la catedral y la logia cercana. La decisión final, tras evidentemente un animado debate, fue colocar el David en la puerta de entrada al Palazzo della Signoria. Luca Lsnfuvvi, un cronista, registró que el muro de la Ópera del Duomo tuvo que ser derribado para poder extraerlo y ponerlo en la calle.

La estatua, de cinco metros y medio de altura, se transportó cuidadosamente en un marco que rodaba a lo largo de troncos por Via Calzaiuoli hasta una plaza pública frente al Palazzo della Signoria, la sede del gobierno cívico en Florencia, donde se inauguró el 8 de septiembre de 1504. Permanecería aquí hasta 1873. En 1873 se trasladó al interior donde permanece hoy. Se hizo una réplica y se colocó en su antigua ubicación. Tardaron cuatro días en llegar a la plaza, y más de 40 hombres lo movieron lentamente ".

Fuente: Michelangelo Sculptor, Rupert Hudson, Summerfield Press, Florencia, Italia, 1999 págs. 35-42 (Este es un libro excelente para cualquier amante de Miguel Ángel)


Estatua de bloque de Ankhrenepnefer - Historia

En la primavera de 2007, un estudiante, Robert Rotundo, se acercó al Purdue Reamer Club con la idea de colocar un monumento en el campus. La idea, presentada al principio solo a un par de organizaciones estudiantiles, así como a la Mesa Redonda del Presidente, se encendió desde el principio. El estudiante que propuso la idea necesitaba una organización que le ayudara a hacer realidad el concepto. Se concibió un "Bloque P" inacabado para representar a aquellos estudiantes cuyo tiempo en Purdue se vio interrumpido por una razón u otra. El estudiante, que había visto suceder muchas tragedias durante su mandato en la Universidad de Purdue, quería que aquellos que habían fallecido durante el tiempo que estaban inscritos como estudiantes tuvieran un monumento permanente en el campus. También era el objetivo de este estudiante que se llevara a cabo la "Ceremonia de los grifos dorados" en este monumento. Actualmente no existe tal monumento en el campus de Purdue. Con el aporte de muchos estudiantes y miembros de la facultad y el personal de la Universidad de Purdue, se formó la versión actual del "Bloque P inacabado".

El significado del "Bloque P inacabado" también ha crecido. Al principio, el memorial iba a ser solo en honor a aquellos estudiantes que habían fallecido mientras estaban en Purdue. Sin embargo, el concepto básico ha evolucionado para simbolizar que todos los estudiantes, ex alumnos, miembros de la comunidad y amigos de Purdue University son un trabajo en progreso y nunca terminarán por completo de crecer y aprender. Desde la propuesta original, un grupo de líderes estudiantiles en el campus tomó la iniciativa de crear una estatua de bronce "Bloque P inacabado". Se desarrolló una declaración de visión para transmitir el significado y se colocará en la estatua en forma de pergamino. A lo largo de la duración del proyecto, las ideas de la propuesta original se han mantenido en la vanguardia de la conversación y el diseño.

El proceso

Obviamente, no se puede colocar cualquier cosa en la propiedad del campus sin algún proceso de aprobación. El proyecto "Unfinished Block P" no fue una excepción. En primer lugar, y ante todo, el grupo sabía que el uso de la "P" en sí debía aclararse, por lo que se contactó con la Oficina de Comunicaciones y Marketing de Purdue. El grupo solicitó y recibió la aprobación de los derechos de autor para que los artistas trabajaran en el proyecto.

Para asegurarse de que se siguieron todos los canales apropiados, uno de los asesores de la facultad sugirió consultar con la Oficina del Arquitecto de la Universidad. Un representante de esa oficina informó de la existencia de un proceso recomendado para colocar arte en el campus y que hay un par de subcomités de profesores que brindan información sobre las actividades artísticas y paisajísticas en el campus. Habiendo servido como presidente del Senado de la Facultad en Purdue, uno de los miembros honorarios de la facultad asesora de Iron Key sabía algo sobre los dos comités y se comunicaba con el profesorado que participaba en esos comités. Se desarrolló una serie de reuniones que resultaron en algunas revisiones sugeridas al modelo original del "Bloque P inacabado", y también sugirieron repensar la ubicación del proyecto. Con base en estas recomendaciones, el grupo trabajó con Rita y Rick Hadley, los dos artistas, y se hicieron cambios en el proyecto que se reunieron con la aprobación final de los dos comités de profesores.

Mientras tanto, la Oficina del Arquitecto de la Universidad diseñó un plan de paisaje que incorporó una nueva ubicación. Este diseño también se presentó a los dos subcomités de la facultad y les dio una comprensión más completa de cómo la visión encajaría en su lugar y cómo se vería una vez en la ubicación.

No hace falta decir que el grupo aprendió mucho sobre comunicación, compromiso, persistencia y negociación a lo largo del proceso. Si bien se hicieron algunos compromisos, los miembros de la facultad y la Administración de la Universidad también ganaron respeto por el mensaje deseado a través del proyecto. Escucharon las preocupaciones de los estudiantes en relación con la realización de demasiados cambios que habrían disminuido el mensaje y la pasión sentida por el proyecto en general.

Despegar del suelo

Mirando hacia atrás, lo que ayudó a que este proyecto despegara fue un regalo de la Fundación June y Charles Bertsch de Varsovia, IN. A través de su generosa donación, los artistas dispusieron de fondos para crear un modelo de arcilla del Bloque P. Este modelo se ha utilizado ampliamente para ayudar a todos los mencionados anteriormente a visualizar el proyecto en su forma planificada. El modelo de arcilla también se utilizará para crear pequeñas réplicas de bronce del proyecto final, algunas de las cuales se pueden entregar a las familias de los estudiantes que murieron durante el tiempo que estuvieron inscritos en Purdue. El plan de negocios deseado es comercializar réplicas para que se establezca un fondo para ayudar a mantener el paisaje, continuar con el mantenimiento del Bloque P y continuar creando réplicas para presentar a las familias en las ceremonias de Purdue Golden Taps (http://www.purdue.edu /advocacy/parents/goldenTaps.html).

Del concepto a la realidad

Si bien el obsequio de Bertsch Foudation ayudó a que el proyecto despegara, fue la generosidad de dos donantes importantes y múltiples obsequios de reconocidas organizaciones estudiantiles de Purdue, ex alumnos y amigos lo que ha hecho realidad el proyecto. ¡Uno de los principales donantes desea permanecer en el anonimato, y respetamos mucho al donante y su deseo! El otro donante clave fue un miembro vitalicio de la familia Purdue, el Sr. Rex Sebastian de Dallas, Texas. Rex se graduó de la Universidad de Purdue en 1951. Cuando era estudiante estaba en el equipo de fútbol y estaba muy involucrado con su fraternidad y varias organizaciones estudiantiles, una de las cuales era Iron Key. Desafortunadamente, en agosto pasado (2008) falleció el Sr. Sebastian. Afortunadamente, un grupo central de los líderes estudiantiles originales tuvo la oportunidad de reunirse con él durante el verano para agradecerle personalmente por su generosidad y conocer a este alumno leal y cariñoso.

El Sr. Sebastian, el donante anónimo, y todos los demás contribuyentes han servido como ejemplos ejemplares de lo que significa retribuir a la comunidad de maneras que exaltan a los demás. No hay duda en la mente de los líderes estudiantiles detrás de este proyecto que la realización exitosa de alcanzar su objetivo de dejar un ícono duradero en el campus los motivará a otros éxitos a lo largo de sus vidas y, al igual que los donantes, ellos también se convertirán en cada vez más productivo y exitoso en sus carreras elegidas. Esto es lo que hace la experiencia Purdue por nuestros estudiantes.


Zona residencial

Alien atrapado - Sube la pared en el lado sur del complejo de apartamentos para encontrar esta caja espacial alienígena.

Cajero automático - Busque este cajero automático en el costado de un edificio al este.

Roca destruida - Destruye un montón de rocas cerca de unas escaleras en los muelles para encontrar esta roca especial.

Gato rescatado - Sube a la parte superior de la juguetería activando los cohetes en su cara (colorea los dos objetivos de verde) y monta uno de ellos hasta el techo. Una vez en la parte superior, dirígete a la parte superior y busca a este gatito varado en una valla publicitaria.

Ficha de personaje 1 - Pinta los dos caballeros del Museo de Historia Natural y la entrada # x27 de amarillo para encontrar esta ficha de Bucky Butler.

Ficha de personaje 2 - Sube a la cima del Museo de Historia Natural a través del techo del Museo de Arte y el deslizamiento de pollo # x27s, luego dirígete a la torre este y muévete por la cornisa delgada para encontrar la ficha de Mike Northeast.

Ficha de personaje 3 - Empiece por volver al este en el área del aeropuerto de LEGO City y subir a la cima del restaurante Fin & # x27s, donde encontrará un punto de deslizamiento de pollo. Esto lo llevará flotando hasta una valla publicitaria que puede escalar, accediendo a una cuerda floja que lo llevará a la repisa con la ficha del Soldado Romano.

Ficha de personaje 4 - Esta ficha de Kevin Jacobs está dentro de la sala de juegos.

Ficha de personaje 5 - Pintar la estatua de un faraón frente al Museo de Historia Natural de oro para revelar esta ficha para el mismo Faraón.

Ficha de personaje 6 - Siga los cuatro números amarillos en el mapa de arriba para encontrar algunos ladrillos que pueda construir en algunas máquinas de bolas de chicle. Esto desbloqueará la ficha de Conserje.

Ficha de personaje 7 & # x27 - Siga los números rojos en el mapa de arriba para construir tres cañas de pescar cerca de los muelles para revelar la ficha de Gladiador.

Ficha de personaje 8 & # x27 - La ficha del parque de oficiales será tuya después de que te subas al toldo del edificio aquí.

Descanso - La pausa para el café es frente al edificio donde encontraste el octavo Token de Personaje.

Cabina de disfraz - Esta cabina de disfraz se encuentra en el cruce de caminos cerca del muelle.

Distrito conquistado - Sube al techo del Museo de Arte, luego usa la mochila propulsora para alcanzar un mástil de bandera escalable y deslízate por la cuerda floja allí. Esto lo dejará directamente frente al punto de plantación de banderas.

Drill Thrill - Deslícese hasta la cima del Museo de Historia Natural desde el Museo de Arte y diríjase hacia la torre occidental donde encontrará la caja de fusibles para este evento.

Funcionamiento libre - Sube a la cima de los edificios en el centro de la ciudad para encontrar una valla publicitaria con la ficha de Free Run flotando arriba.

Pandilla arrestada - Directamente al lado de la ficha de Free Run en la parte superior de los edificios en el centro de la ciudad, encontrará este punto de escaneo, que le permitirá atrapar a los criminales que se encuentran debajo.

Cerdo devuelto - Deslícese hasta la cima del Museo de Historia Natural y camine por la cuerda floja hasta la cima de la cúpula verde, donde encontrará este cerdo. Salta y llévalo a los muelles, donde reside el cañón.

Ladrillo rojo - Sube a la parte superior de la tienda de juguetes y dirígete a la izquierda para encontrar un teletransportador. Úselo para alcanzar el Ladrillo rojo de Super Color Gun, posiblemente el Ladrillo rojo más importante del juego.

Estatua de plata - Usa el jetpack para llegar a esta estatua frente al Museo de Historia Natural.

Superconstrucción 1 - Este Superbuild de punto de llamada de vehículos se encuentra frente al Museo de Arte.

Superconstrucción 2 - Otro punto de llamada de vehículos se encuentra en el lado sur de la ciudad, cerca de la carretera.

Token de vehículo - Busque el garaje en el lado norte de los edificios en el medio de la ciudad. Entra para comenzar el evento.

Robo de vehículos - Sube a la cima de los edificios en el centro de la ciudad y usa la catapulta para lanzarte a otra azotea. Una vez allí, usa el jetpack para llegar a una pared escalable azul y blanca. Sube a este techo para encontrar el punto de escaneo utilizado para atrapar a estos criminales.


Arquitectura en "desaparición" de Portland: la fascinante historia de la icónica estatua de alce, los carritos de comida del Bloque 216, la mansión de Ladd y los Centennial Mills abandonados

La estatua de un alce de 121 años de Portland & # x27, que fue retirada el verano pasado para protegerla durante las protestas en el centro de Portland, está siendo almacenada en un lugar secreto.

La segunda temporada del podcast informativo En busca de Portland pone el foco en puntos de referencia familiares, si no amados, como la estatua de un alce de 121 años, que fue retirada el verano pasado para protegerla durante las protestas en el centro de Portland.

Otros episodios de la serie de podcasts han analizado los carritos de comida que solían ocupar el estacionamiento del Bloque 216, que ahora es un sitio de construcción para una oficina, un hotel y una torre de condominios, la única pieza que queda de la mansión dorada de William Sargent Ladd, un 1883 cochera que ahora es el restaurante Raven & amp Rose en el suroeste de Broadway y Centennial Mills, abandonado hace mucho tiempo, frente al río en el distrito de Pearl.

El anfitrión Brian Libby, un periodista y crítico de Portland que ha informado sobre arquitectura, diseño, arte visual y cine aquí durante dos décadas, hace más que contar la fascinante historia de cada hito.

Entrevista a expertos de una manera tranquila y entusiasta, profundiza en la historia de quién creó o encargó el hito y ofrece sus sentimientos sobre cada uno. La icónica estatua de un alce de la ciudad, instalada en 1900 en Southwest Main Street entre las Avenidas 3 y 4, es "mi obra de arte público favorita en la ciudad", confiesa.

Más que cualquier otra cosa, Libby, que escribe el respetado blog Portland Architecture, consigue que los oyentes se preocupen por la arquitectura en "desaparición" de la ciudad y defiendan su preservación.

“Este es un viaje personal, explorando los hitos arquitectónicos y culturales de la Ciudad Rosa, las gemas olvidadas y los soñadores que las pueblan”, dice al comienzo de cada episodio de En busca de Portland.

Los podcasts son producidos por la estación de radio sin fines de lucro X-RAY FM.

& quotEstatua de alce: el ilustrador de Portland Nicolai Kruger creó una obra de arte del hito. Nicolai Kruger

El ilustrador de Portland Nicolai Kruger creó ilustraciones de cada hito. Kruger, una arquitecta que trabajó en el Knight Cancer Research Building mientras trabajaba con SRG Partnership, dice que las ilustraciones la ayudan a comunicar lo que es importante mejor que una fotografía.

Kruger describe con precisión el cuello largo del estatuto de los alces, una característica que molestó a los miembros de la Orden Benevolente y Protectora de los Alces (BPOE) cuando se dio a conocer la estatua, a pesar de que la orden fraternal no estaba involucrada en la comisión.

En 1899, el escultor estadounidense Roland Hinton Perry fue contratado por el ex alcalde de Portland, David P. Thompson, un influyente hombre de negocios y director de la sociedad humana de la ciudad, para diseñar una fuente de agua para caballos y reconocer las manadas de alces de Roosevelt que una vez vagaban por las orillas. del río Willamette.

El artista adoptó un enfoque realista al representar al animal, que no era popular en ese momento o para lo que fue entrenado clásicamente en París, según el podcast.

Libby habla de la estatua con Fred F. Poyner IV, un historiador del arte que escribió “Escultores públicos de Portland: monumentos, memoriales y estatuas, 1900-2003”, que incluye a Perry.

La estatua, llamada simplemente "Elk", había pasado más de un siglo en la concurrida mediana de tráfico entre las plazas Chapman y Lownsdale, que se encuentran frente al Centro de Justicia, el punto focal de las protestas del año pasado contra el racismo sistémico, la brutalidad policial y la muerte. de George Floyd en Minneapolis.

Los manifestantes encendieron fogatas en la base de granito de la estatua, la Fuente David P. Thompson, pero el alce de bronce no sufrió daños. Como medida de precaución, en julio de 2020, la estatua fue retirada por el Consejo Regional de Arte y Cultura y almacenada en un lugar secreto, un gran almacén en el extremo norte de la ciudad.

Libby explica que durante su visita de agosto para ver a "Elk", atado de forma segura a un palé, pudo observar de cerca la pátina que se ha formado con el tiempo en la estatua de bronce.

Cuando "Elk" regrese a la vista del público, Libby y Poyner esperan que se reintroduzca con una perspectiva nativa americana como la estatua del Jefe Seattle en Tillicum Place de Seattle, y "no se limite a tener una sola interpretación", dice Poyner.

El éxito de la escultura es que la gente puede sentir propiedad y afecto por ella, por diferentes razones, dice Libby, quien se dio cuenta de "Elk" cuando apareció en la película de Gus Van Sant de 1991 "My Own Private Idaho", antes de que Libby regresara a Oregón.

La base de la estatua & quot; Elk & quot; en SW Main el 6 de julio de 2020, después de que la estatua fuera retirada. (El Oregonian) Dave Killen

En la primera temporada del interesante podcast In Search of Portland, Libby destaca a visionarios conocidos, desde el arquitecto Pietro Belluschi al artista Mark Rothko, así como a colaboradores menos conocidos pero importantes que mejoraron el entorno de la ciudad.

“En un episodio sobre Lincoln Hall en la Universidad Estatal de Portland, que originalmente era Lincoln High School, hablamos sobre el artista de voz Mel Blanc con la voz de Woody Woodpecker en sus pasillos”, dice Libby.

Centennials Mills: el ilustrador de Portland Nicolai Kruger creó una obra de arte del hito. Nicolai Kruger

& gtCentennial Mills (xraypod.com) Escuche a Brian Libby entrevistar al historiador Chet Orloff y a la directora de desarrollo de Prosper Portland, Lisa Abuaf, quien dirige el esfuerzo de la ciudad para transformar Centennial Mills, el complejo de molinos de harina abandonado durante mucho tiempo a lo largo del río Willamette.

Ladd Carriage House: el ilustrador de Portland Nicolai Kruger creó la obra de arte del emblemático Nicolai Kruger

& gtLadd Carriage House (xraypod.com) Escuche al arquitecto Paul Falsetto y a la diseñadora de interiores Tracy Simpson hablar sobre la casa de carruajes del siglo XIX casi demolida, una vez parte de la mansión del padre fundador William Ladd, que ahora es el restaurante Raven & amp Rose en el suroeste de Broadway.

SW 10th y Alder: el ilustrador de Portland Nicolai Kruger creó la obra de arte del hito. Nicolai Kruger


Estatua de bloque del escriba Amunwahsu

Las estatuas de bloques que mostraban figuras sentadas con las rodillas dobladas bajo un manto podían ser colocadas en los templos por quienes tuvieran permiso. Allí podían participar en las ofrendas a los dioses y se convertían en espectadores de las fiestas religiosas. Las amplias superficies proporcionaron espacio para que se inscribieran las oraciones y la forma compacta hizo que la escultura fuera resistente a los daños. En este ejemplo, Amunwahsu, Escriba de la Mesa de Ofrendas del Señor de las Dos Tierras, solicita a los transeúntes que reciten una fórmula de ofrenda en su nombre, lo que le proporciona un sustento perpetuo. Es posible que también se hayan colocado obsequios tangibles de comida en el área plana en la parte superior de la estatua.

En el hombro izquierdo está inscrito: "El Guardián de la Puerta de Ta-Inet, Wahsu, el reivindicado" y en el derecho: "Osiris, Señor de la Eternidad".

Las inscripciones en el cuerpo de la estatua de bloque dicen:

El Escriba de la Mesa de Ofrendas del Señor de las Dos Tierras, el Director del Festival de Osiris…, Amunwahsu, el reivindicado. Él dice: “Oh seres vivos que están en la Tierra, sacerdotes ordinarios, sacerdotes lectores, padres de Dios, nobles, magistrados del templo de Osiris, todo el sacerdocio del templo, [cualquiera que pase por esta] estatua: el Dios Ptah, Al sur de Su Muro, te felicitará y legarás tus oficios a tus hijos después de una larga vejez, si recitas: 'una ofrenda que el Rey da a Osiris, el principal de los occidentales, y [a] Geb, Noble Hereditario de los dioses, [que consiste en] pan, cerveza, bueyes, aves, lino, incienso y ungüento, para el espíritu del Escriba de la Mesa de Ofrendas del Señor de las Dos Tierras, Wah [s] u, el reivindicado. ' Soy digno de confianza, libre de maldad, establecido, alguien que no se asocia con los malhechores, sé lo que Dios aborrece.

"Soy digno de confianza, libre de irregularidades, establecido, alguien que no se asocia con los malhechores".

Amunwahsu, un escriba del Imperio Nuevo de Egipto (ca. 1550-1070 a. C.), pide a los transeúntes que reciten el guión de sustento que encierra su estatua. El texto de la ofrenda asegura la recompensa divina a quien lo recita. Los antiguos egipcios creían que cada persona poseía un alma compleja que sobrevivía a la muerte del cuerpo, pero necesitaba todas las provisiones de la vida en la tierra, la protección proporcionada por los hechizos y una representación física para sobrevivir en el inframundo. Con la aprobación del faraón, los individuos privados de categoría encargaron que estatuas de bloques como esta residieran en los templos, lo que significa su participación continua en los ritos sagrados y asegurando un canal para la alimentación después de la muerte.

Reflejando la preocupación de los antiguos egipcios por la eternidad, esta escultura proporciona no solo la inmortalidad del individuo que representa, sino que también, en su solidez y sustancialidad, asegura su propia presencia duradera. Al proporcionar un registro histórico de la cultura del antiguo Egipto para las civilizaciones posteriores, Amunwahsu realmente cumple su papel de escriba.

-Victoria Schmidt-Scheuber (promoción de 2012), Mount Holyoke College
Perspectivas globales: exploración del arte de la devoción (9 de febrero al 30 de mayo de 2010)

Las estatuas de bloques que mostraban figuras sentadas con las rodillas dobladas bajo un manto podían ser colocadas en los templos por quienes tuvieran permiso. Allí podían participar en las ofrendas a los dioses y se convertían en espectadores de las fiestas religiosas. Las amplias superficies proporcionaron espacio para que se inscribieran las oraciones, y la forma compacta hizo que la escultura fuera resistente a los daños. En este ejemplo, Amunwahsu, Escriba de la Mesa de Ofrendas del Señor de las Dos Tierras, solicita a los transeúntes que reciten una fórmula de ofrenda en su nombre, lo que le proporciona un sustento perpetuo. Es posible que también se hayan colocado obsequios tangibles de comida en el área plana en la parte superior de la estatua.


Herramientas de desplazamiento

Fenit Nirappil /El Correo de Washington a través de Getty Images

La semana pasada, Corey Stewart estuvo a punto de reclamar la nominación republicana para gobernador de Virginia después de haber realizado una campaña revanchista centrada en luchar contra los esfuerzos locales para cambiar el nombre y rehacer los monumentos y espacios confederados. Incluso cuando terminó la campaña de Stewart, la lucha por estos monumentos en Charlottesville, Virginia, continuó. Es posible que pronto alcancen un nuevo punto álgido y, mientras lo hacen, vale la pena considerar un fragmento de la historia que se pasa por alto en torno a estas estatuas: su papel en los desplazamientos de antiguos residentes negros.

Primero, como actualización, aquí es donde se encuentra actualmente la lucha: a principios de este mes, el Ayuntamiento de Charlottesville aprobó por unanimidad una resolución para cambiar el nombre de los dos parques confederados de Charlottesville. Lee Park, el hogar de una controvertida estatua de Robert E. Lee que el consejo votó anteriormente para eliminar, se convertirá en Emancipation Park, y Jackson Park, el hogar de una estatua de Stonewall Jackson, se convertirá en Justice Park. Mientras tanto, los lugareños están trabajando en formas de contrarrestar una manifestación del Ku Klux Klan, propuesta para el 8 de julio, y una marcha de extrema derecha en Charlottesville encabezada por Richard Spencer, propuesta para el 12 de agosto, en el sitio de la eventual remoción de la estatua de Lee.

El 13 de mayo, el exalumno de la Universidad de Virginia y activista de extrema derecha Spencer encabezó una manifestación nocturna en Lee Park en protesta por el plan del consejo de retirar la estatua. Esta protesta atrajo la atención nacional sobre la batalla entre los activistas locales y las fuerzas nacionalistas blancas y de extrema derecha, cuyas acciones fueron comparadas con el Klan.

Sin embargo, lo que ha faltado en esta pelea es la historia específica de las estatuas confederadas de Charlottesville. Íntimamente ligado a los proyectos de planificación de la ciudad de Charlottesville y su persistente desplazamiento de residentes negros, ese contexto es emblemático de la relación en el Sur entre la renovación urbana y la gentrificación, la conmemoración confederada y la supremacía blanca de la Causa Perdida, y la dicotomía ciudad y vestido inherente a la universidad. comunidades.

Las estatuas de Jackson y Lee no solo simbolizan la violencia de los continuos desplazamientos de la gentrificación, sino que también iniciaron y facilitaron estos cambios cuando se colocaron por primera vez. Erigir estratégicamente estos símbolos de la Confederación en los límites o encima de las comunidades de inmigrantes negros y no blancos proporcionó a la élite blanca de Charlottesville un medio de reforzar físicamente su siempre frágil dominio de la supremacía blanca. Comprender esto es comprender los cambios demográficos de la población de Charlottesville a lo largo de los siglos XX y XXI y cómo las estatuas dividen físicamente esos espacios aburguesados.

La estatua de Lee fue develada ante miles de asistentes el 21 de mayo de 1924, durante una reunión de dos días de los Hijos de la Confederación en la que la ciudad también vio la agitación del KKK. Con el presidente de la Universidad de Virginia, Edwin Alderman, dando la dedicación de la estatua ante varios grupos conmemorativos confederados, la ceremonia representó una asociación entre la universidad estatal y las organizaciones nacionales de la Confederación en la monumentalización de la Causa Perdida.

La ideología de la Causa Perdida postula que los soldados y líderes confederados nobles y caballerosos lucharon en la Guerra Civil como un conflicto por los derechos de los estados en lugar de la esclavitud. Según esta mitología, los negros posteriores a la emancipación abusaron de su libertad y fueron, por lo tanto, ciudadanos estadounidenses ineptos. Para los partidarios de Lost Cause, este fracaso de la ciudadanía negra demostró que los blancos eran de una raza superior por naturaleza y, siguiendo esa lógica, que la esclavitud era beneficiosa para todos.

Si bien la violencia de las turbas ocurrió con relativa poca frecuencia en el valle de Shenandoah, los linchamientos en otras partes de Virginia y el resto del país fueron a menudo una reacción al éxito económico de los negros que contrarrestó estas teorías supremacistas blancas. El próspero vecindario negro de Charlottesville, Vinegar Hill, fue un excelente ejemplo de una de estas comunidades exitosas. La estatua de Lee, que se erigió a pocas cuadras de Vinegar Hill, envió un mensaje obvio a los residentes: el espacio público, las instituciones públicas y el éxito público no son para ustedes.

Mientras tanto, la estatua de Jackson se dedicó en Court Square de Charlottesville en 1921 durante la reunión del año de los Veteranos Confederados y las Hijas de la Confederación. Representando a Jackson montando su caballo en la batalla, el monumento fue develado debajo de una enorme bandera confederada con 5,000 juerguistas nostálgicos confederados mirando.

Este monumento a Jackson se encuentra sobre lo que alguna vez fue un área de mayoría negra conocida como McKee Row. En 1914, la Junta de Supervisores del Condado de Albemarle confiscó la tierra de sus residentes negros y se la concedió a la ciudad. La ciudad justificó su acción señalando su preocupación por la actividad "ruidosa" de McKee Row que interfiere con los espectadores de Levy Opera. También citó preocupación con respecto a la presencia de hombres jóvenes, presumiblemente blancos, "viviendo en los barrios bajos" por el vecindario de McKee Row.

El discípulo y periodista jeffersoniano James Alexander hizo explícita la conexión entre "alboroto" y raza en sus escritos sobre McKee Row, recordándolo como el sitio de "edificios de importancia" que trágicamente "se habían convertido en una colonia desolada", simbolizada por la presencia de " 'Coronel Crack', un negro demente pero inofensivo ". Para enfatizar su papel punitivo frente a la comunidad negra, la estatua en sí fue construida sobre la antigua ubicación de la cárcel de Charlottesville. Panóptica y severa, la función de la estatua quedó clara en su posición próxima a la ubicación anterior de un poste de azotes.

Jackson Park fue el primer proyecto de gentrificación de Charlottesville. La instalación de monumentos confederados fue un componente crítico del período de rápida remodelación anterior al colapso de Charlottesville en la década de 1920. Si bien hubo una oleada de conmemoraciones confederadas que sucedió directamente al final de la Guerra Civil, todos los monumentos confederados en Charlottesville, y muchos en otras ciudades del sur, se instalaron en la década de 1920 como una forma de materializar y reforzar a Jim Crow dentro del paisaje urbano en expansión. .

A principios de siglo, Court Square fue el tema de estos esfuerzos de planificación de la ciudad, que consistieron en una remodelación significativa que impactó directamente a los residentes de McKee Row. Justo al lado del monumento de Jackson se encuentra el Palacio de Justicia del Condado de Albemarle, y a metros de distancia se encuentra otra estatua de un soldado confederado anónimo que fue construida en 1909. Flanqueando el Palacio de Justicia de Albemarle, estas estatuas trabajaron juntas para marcar el espacio aparentemente público y cívico del palacio de justicia como el propiedad ideológica de la Confederación. Both statues sport a Confederate flag and face south, which long suggested that the courthouse was committed to upholding the values represented by the flag.

Throughout the 20 th century, the city of Charlottesville has precipitated multiple waves of urban renewal or gentrification. As James Baldwin put it, these sorts of efforts were actually more like “Negro removal.” The planning projects displaced black residents not only from their homes and communities, but from their businesses, their sources of wealth, and their proximity to institutions of socio-political power.

Installing Confederate monuments helped to facilitate and buttress these displacements both physically—by razing and demarcating the borders of black neighborhoods—and ideologically—by marking areas of political and financial power as part of the ideology of the Lost Cause. In the decades after the erection of the Lee statue, the best-known casualty in Charlottesville was Vinegar Hill.

A vibrant black neighborhood and business district effectively connecting the downtown mall to the University of Virginia, it was marked as “blighted” and completely razed in an urban renewal project in the mid-1960s. Its sole civic memorial is a small plaque at knee-height, obscured by potted vegetation, at the west end of the downtown mall shopping district. Its message, “Today Vinegar Hill is just a memory,” is a mere salve, while the Lee and Jackson statues are perpetual wounds.

In February, Showing Up for Racial Justice Charlottesville co-sponsored—along with the Jefferson School African American Heritage Center, Legal Aid Justice Center, NAACP, and the Charlottesville Public Housing Association of Residents—a workshop on gentrification, zoning, and form-based code to equip people with tools to help them fight for fair and just housing. These issues are live ones for Charlottesville, which is facing a modern gentrification fight over Friendship Court, one of Charlottesville’s public and subsidized housing developments at the edge of the downtown shopping center that is currently slated to be torn down and replaced with mixed-income and mixed-use development.

The ongoing whitelash against removal of the Confederate statues doesn’t necessarily reflect the strength of white supremacy today. It is rather a sign of its enormous fragility. It is a sign that those who seek justice can win. Perhaps not all at once and almost certainly not once and for all. Recognizing not just the historic symbolism of these statues, but also their practical effects is a good first step.


View our state list to check your refund status from the states where you lived and worked.

Tax refund status FAQs

The IRS usually sends out refunds within three weeks, but sometimes it can take a bit longer. For example, the IRS may have a question about your return. Here are other common reasons for a delayed tax refund and what you can do.

At H&R Block, you can always count on us to help you get your max refund year after year. You can increase your paycheck withholdings to get a bigger refund at tax time. Our W-4 calculator can help.

The IRS usually sends out most refunds within three weeks, but sometimes it can take a bit longer if the return needs additional review.

The IRS' refund tracker updates once every 24 hours, typically overnight. That means you don't need to check your status more than once a day.

Your status messages might include refund received, refund approved, and refund sent. Find out what these e-file status messages mean and what to expect next.

Having your refund direct deposited on your H&R Block Emerald Prepaid Mastercard® Go to disclaimer for more details 110 allows you to access the money quicker than by mail. H&R Block's bank (MetaBank®, N.A.) will add your money to your card as soon as the IRS approves your refund.

Amended returns can take longer to process as they go through the mail vs. e-filing. Check out your options for tracking your amended return and how we can help.


Who was Edward Colston and why was his Bristol statue toppled?

The statue of slave trader Edward Colston that was toppled from its plinth and pushed into the docks by protesters has long caused anger and divided opinion in Bristol.

The 5.5-metre (18ft) bronze statue had stood on Colston Avenue since 1895 as a memorial to his philanthropic works, an avenue he developed after divesting himself of links to a company involved in the selling of tens of thousands of slaves. His works in the city included money to sustain schools, almshouses and churches.

Although Colston was born in the city in 1636, he never lived there as an adult. All his slave-trading was conducted out of the City of London.

Colston grew up in a wealthy merchant family in Bristol and after going to school in London he established himself as a successful trader in textiles and wool.

In 1680 he joined the Royal African Company (RAC) company that had a monopoly on the west African slave trade. It was formally headed by the brother of King Charles II who later took the throne as James II. The company branded the slaves – including women and children – with its RAC initials on their chests.

It is believed to have sold about 100,000 west African people in the Caribbean and the Americas between 1672 and 1689 and it was through this company that Colston made the bulk of his fortune, using profits to move into money lending.

Cheers as Bristol protesters pull down statue of 17th century slave trader – video

He sold his shares in the company to William, Prince of Orange, in 1689 after the latter had orchestrated the Glorious Revolution and seized power from James the year before.

Colston then began to develop a reputation as a philanthropist who donated to charitable causes such as schools and hospitals in Bristol and London. He briefly served as a Tory MP for Bristol before dying in Mortlake, Surrey, in 1721. He is buried in All Saints Church in Bristol.

His philanthropy has meant the Colston name permeates Bristol. Besides the statue, there is Colston’s, an independent school, named after him, along with a concert hall, Colston Hall, a high-rise office office block, Colston Tower, Colston Street and Colston Avenue.

Campaigners have argued for years that his connections with slavery mean his contribution to the city should be reassessed. It was decided in 2018 to change the statue’s plaque to include mention to his slave-trading activities but a final wording was never agreed.

“Whilst history shouldn’t be forgotten, these people who benefited from the enslavement of individuals do not deserve the honour of a statue. This should be reserved for those who bring about positive change and who fight for peace, equality and social unity,” the petition reads.

“We hereby encourage Bristol city council to remove the Edward Colston statue. He does not represent our diverse and multicultural city.”

Bristol Museums has sought to explain the reason for Colston’s statue remaining the city and says on its website that “Colston never, as far as we know, traded in enslaved Africans on his own account”.

But it added: “What we do know is that he was an active member of the governing body of the RAC, which traded in enslaved Africans, for 11 years.”


In 1916, German Terrorists Launched an Attack on American Soil

Two years after the start of World War I, the greater New York region was a major hub of the American munitions industry, with � percent of all ammunition and armaments shipped from the United States to Europe went out within a radius of five miles of City Hall in Lower Manhattan,” according to “Sabotage at Black Tom” by Jules Witcover. It was Black Tom, once a small island, that was “the single most important assembly and shipping center in America for munitions and gunpowder being sent to the Allies,” Witcover notes, and “probably housed the most extensive arsenal anywhere outside the war zone itself.”

Black Tom explosion. (Credit: Bettmann / Getty Images)

While the United States had not yet entered World War I and was officially neutral, American munitions dealers could legally sell to any of the warring nations. Most of the arms, however, were going to the Allies𠅋ritain, France and Russia�use the British navy had blockaded Germany.

The first of the Black Tom explosions was felt at 2:08 a.m. followed half an hour later by a second blast. At least five people were killed, including a baby in Jersey City who was thrown from his crib, and there was an estimated $20 million—the equivalent of some $500 million today—in property damage.

Store windows broken in Black Tom Explosion. (Credit: Bettmann / Getty Images)

The blasts also wreaked havoc at the site. As described by Witcover: “The Black Tom promontory was a charred ruin 13 huge warehouses were leveled and six piers destroyed, and fires continued to eat their way through the remains and consume hundreds of railroads cars and barges tied to the docks. At one point, a huge cavern was hewed out of the earth by the explosions of some 87 dynamite-laden railroad cars. The blast excavated a hole so deep that it extended below sea level water seeped in until a vast pond was created, strewn with the wreckage.”

Wrecked warehouses and scattered debris attest to power of an explosion. (Credit: US Army Signal Corps / Getty Images)

In the aftermath of the explosions, law-enforcement agents quickly arrested officials from the railroad, storage company and barge business who operated from the Black Tom site. However, investigators were unable to determine whether the disaster was the result of safety violations by any of these officials. One thing the authorities initially seemed to agree on was that the explosions weren’t the work of foreign saboteurs. It would take years for a persistent team of American lawyers to find sufficient evidence that showed that in fact the disaster had been plotted by the Germans. The lawyers sued Germany in the Mixed Claims Commission at The Hague, and in 1939 won the case. Germany, under the rule of Hitler, failed to pay up and the settlement was renegotiated in the early 1950s. The last payment was made to Black Tom claimants in 1979.

Fire raging at National Storage House, one of plants blown up by the explosion and spreading of fire. (Credit: Bettmann /Getty Images)

Today, the Black Tom site is part of New Jersey’s Liberty State Park. Nearby at the Statue of Liberty, a legacy of the disaster remains: Due to the damage the statue sustained on July 30, 1916, its torch has been closed to the public for the last century.

FACT CHECK: We strive for accuracy and fairness. But if you see something that doesn't look right, click here to contact us! HISTORY reviews and updates its content regularly to ensure it is complete and accurate.


Ver el vídeo: Estátuas de mármore tatuadas