¿Existe evidencia documentada de los campos de concentración / muerte de Israel utilizados contra los árabes?

¿Existe evidencia documentada de los campos de concentración / muerte de Israel utilizados contra los árabes?

Según algunos artículos que he estado leyendo, hay testimonio de que cuando Israel comenzó su conquista y posterior ocupación de Palestina, envió a hombres árabes a campos de concentración, trabajo e incluso la muerte.

Aquí hay solo un ejemplo de un artículo de este tipo, de Palestina recordada.

Estoy buscando más fuentes sobre los campos de la muerte israelíes para un informe que estoy haciendo para la Semana del Apartheid de Israel 2015 y tengo problemas para encontrar buena documentación en línea y analizar el ruido.

¿El primer ejército israelí / sionista documentó sus campos de concentración como lo hicieron los nazis antes que ellos, o quizás alguna otra agencia u organización nacional los documentó? En caso afirmativo, ¿dónde puedo encontrar dicha documentación? ¿Si no, porque no?

Aprecio toda tu ayuda. Que Dios te bendiga.


Estaba el campo de detenidos de Atlit, una prisión construida por los británicos para albergar a inmigrantes judíos. Los prisioneros de guerra de los ejércitos árabes y las fuerzas irregulares palestinas fueron puestos allí, pero todos fueron liberados poco después del final de la guerra en 1949. Contrariamente a los deseos de los organizadores de la semana del Apartheid en Israel, no fue un campo de exterminio / tortura. Sin embargo, durante algunos años después de la guerra, los árabes de las zonas mayoritariamente árabes estuvieron bajo administración militar, pero fueron trasladados a una administración civil regular.


Mitos y hechos: los derechos humanos en Israel y los territorios

Israel es una de las sociedades más abiertas del mundo. De una población de 6,7 millones, ¿alrededor de 1,3 millones? 20 por ciento de la población? son no judíos (aproximadamente 1,1 millones de musulmanes, 130.000 cristianos y 100.000 drusos). 1

Los árabes en Israel tienen los mismos derechos de voto, de hecho, es uno de los pocos lugares en el Medio Oriente donde las mujeres árabes pueden votar. Los árabes tienen actualmente 8 escaños en la Knesset de 120 escaños. Los árabes israelíes también han ocupado varios puestos gubernamentales, incluido uno que se desempeñó como embajador de Israel en Finlandia y actual vicealcalde de Tel Aviv. Oscar Abu Razaq fue nombrado Director General del Ministerio del Interior, el primer ciudadano árabe en convertirse en director ejecutivo de un ministerio clave del gobierno. El gabinete original de Ariel Sharon incluía al primer ministro árabe, Salah Tarif, un druso que se desempeñó como ministro sin cartera. Un árabe también es juez de la Corte Suprema.

El árabe, como el hebreo, es un idioma oficial en Israel. Más de 300.000 niños árabes asisten a escuelas israelíes. En el momento de la fundación de Israel, había una escuela secundaria árabe en el país. Hoy, hay cientos de escuelas árabes. 2

En 2002, la Corte Suprema de Israel también dictaminó que el gobierno no puede asignar tierras por motivos de religión o etnia, y no puede impedir que los ciudadanos árabes vivan donde elijan. 2a

La única distinción legal entre ciudadanos judíos y árabes de Israel es que estos últimos no están obligados a servir en el ejército israelí. Esto es para evitar que los ciudadanos árabes tengan que tomar las armas contra sus hermanos. Sin embargo, los beduinos han servido en unidades de paracaidistas y otros árabes se han ofrecido como voluntarios para el servicio militar. El servicio militar obligatorio se aplica a las comunidades drusa y circasiana a petición propia.

Algunas brechas económicas y sociales entre judíos y árabes israelíes se deben a que estos últimos no sirven en el ejército. Los veteranos califican para muchos beneficios que no están disponibles para los no veteranos. Además, el ejército ayuda en el proceso de socialización.

Por otro lado, los árabes tienen la ventaja de obtener algunos trabajos durante los años que los israelíes están en el ejército. Además, industrias como la construcción y el transporte por carretera han llegado a estar dominadas por los árabes israelíes.

Aunque los árabes israelíes han estado ocasionalmente involucrados en actividades terroristas, generalmente se han comportado como ciudadanos leales. Durante las guerras de 1967, 1973 y 1982, ninguno participó en ningún acto de sabotaje o deslealtad. A veces, de hecho, los árabes se ofrecieron como voluntarios para hacerse cargo de las funciones civiles de los reservistas. Durante el estallido de violencia en los territorios que comenzó en septiembre de 2000, los árabes israelíes participaron por primera vez en protestas generalizadas con algo de violencia.

Estados Unidos ha sido independiente durante casi 230 años y aún no ha integrado todas sus diversas comunidades. Incluso hoy, 60 años después de la aprobación de la legislación sobre derechos civiles, la discriminación no ha sido erradicada. No debería sorprendernos que Israel no haya resuelto todos sus problemas sociales en solo 57 años.

"Israel discrimina a los árabes israelíes prohibiéndoles comprar tierras".

A principios de siglo, el Congreso Sionista Mundial estableció el Fondo Nacional Judío para comprar tierras en Palestina para asentamientos judíos. Esta tierra, y la adquirida después de la Guerra de Independencia de Israel, fue asumida por el gobierno. Del área total de Israel, el 92 por ciento pertenece al Estado y es administrado por la Autoridad de Administración de Tierras. No está a la venta a nadie, judío o árabe. El 8 por ciento restante del territorio es de propiedad privada. El árabe Waqf (la fundación benéfica musulmana), por ejemplo, posee tierras que son para uso y beneficio expreso de los árabes musulmanes. Cualquiera puede arrendar tierras gubernamentales, independientemente de su raza, religión o sexo. Todos los ciudadanos árabes de Israel son elegibles para arrendar tierras gubernamentales.

"Los árabes israelíes son discriminados en el empleo".

La ley israelí prohíbe la discriminación en el empleo. Según el Departamento de Estado, todos los trabajadores israelíes "pueden unirse y establecer organizaciones laborales libremente". La mayoría de los sindicatos forman parte de la Histadrut o de la Histadrut Haovdim Haleumit (Federación Nacional del Trabajo) más pequeña, ambas independientes del Gobierno.

"Los árabes detenidos en cárceles israelíes son torturados, golpeados y asesinados".

La prisión no es un lugar agradable para nadie y abundan las quejas sobre el trato a los presos en las instituciones estadounidenses. Las cárceles de Israel se encuentran probablemente entre las más escrutadas del mundo. Una razón es que el gobierno ha permitido que representantes de la Cruz Roja y otros grupos los inspeccionen con regularidad.

La ley israelí prohíbe el arresto arbitrario de ciudadanos, los acusados ​​se consideran inocentes hasta que se demuestre su culpabilidad y tienen derecho a órdenes judiciales de habeas corpus y otras garantías procesales. Israel no tiene prisioneros políticos y mantiene un poder judicial independiente.

Algunos presos, en particular árabes sospechosos de participar en actos terroristas, fueron interrogados utilizando métodos severos que han sido criticados por excesivos. La Corte Suprema de Israel emitió un fallo histórico en 1999 que prohíbe el uso de una variedad de prácticas abusivas.

La pena de muerte se aplicó solo una vez, en el caso de Adolf Eichmann, el hombre mayormente responsable de la "Solución Final". Ningún árabe ha sido condenado a muerte, incluso después de los actos de terrorismo más atroces.

"Israel utiliza la detención administrativa para encarcelar a árabes pacíficos sin juicio".

Israel heredó y continuó con ciertas leyes adoptadas por los británicos. Uno es el uso de la detención administrativa, que está permitido en determinadas circunstancias en casos de seguridad. El detenido tiene derecho a ser representado por un abogado y puede apelar ante el Tribunal Supremo de Israel. La acusación tiene la carga de justificar la celebración de un proceso a puerta cerrada. A menudo, los funcionarios creen que presentar pruebas en audiencia pública comprometería sus métodos de recopilación de inteligencia y pondría en peligro la vida de las personas que han proporcionado información sobre actividades terroristas planificadas.

La detención administrativa no es necesaria en gran parte del mundo árabe porque las autoridades con frecuencia arrestan a las personas y las encarcelan sin el debido proceso. Ningún abogado, organización de derechos humanos o medios independientes pueden protestar. Incluso en los Estados Unidos, con su política de fianzas excepcionalmente liberal, las personas pueden permanecer detenidas durante períodos prolongados en espera de juicio, y se han aplicado normas legales especiales para permitir el encarcelamiento prolongado de los talibanes y miembros de Al Qaeda capturados en Afganistán.

& # 147 Uno no juzga una democracia por la forma en que sus soldados reaccionan inmediatamente, hombres y mujeres jóvenes bajo tremenda provocación. Se juzga una democracia por la forma en que reaccionan sus tribunales, en la fría frialdad de las cámaras judiciales. Y la Corte Suprema de Israel y otros tribunales han reaccionado magníficamente. Por primera vez en la historia de Oriente Medio, existe un poder judicial independiente dispuesto a escuchar las quejas de los árabes & # 151 que el poder judicial se llama Tribunal Supremo de Israel & # 148.

"Israel ha buscado durante mucho tiempo negar a los residentes de Cisjordania y la Franja de Gaza sus derechos políticos".

Mientras defendía su existencia contra las fuerzas árabes hostiles, Israel tomó el control de Cisjordania y la Franja de Gaza. Frente a una violenta insurrección, Israel se ha visto obligado a restringir algunas actividades de los palestinos. Israel no puede conceder a los palestinos todos los derechos que los estadounidenses dan por sentado en una nación que no está en guerra, mientras que los estados árabes mantienen un estado de beligerancia con Israel y los palestinos participan en el terrorismo contra los israelíes.

Dadas las limitaciones de los requisitos de seguridad de Israel, se hicieron esfuerzos desde el principio para permitir a los palestinos la mayor libertad posible. Después de la Guerra de los Seis Días, el liderazgo tradicional a favor de Jordania continuó ocupando muchos puestos de servicio civil y fue pagado por Jordania. Se celebraron elecciones municipales en 1972 y 1976. Por primera vez, se permitió votar a mujeres y no propietarios de tierras.

Las elecciones de 1976 llevaron al poder a alcaldes árabes que representaban a varias facciones de la OLP. Muhammad Milhem de Halhoul, Fahd Kawasmeh de Hebrón y Bassam Shaka de Nablus estaban afiliados a Fatah. Karim Khalaf de Ramallah representó al Frente Popular para la Liberación de Palestina, e Ibrahim Tawil de El-Bireh estaba asociado con el Frente Democrático para la Liberación de Palestina. 4

En 1978, estos alcaldes y otros radicales formaron el Comité Nacional de Orientación, que se opuso enérgicamente a cualquier acuerdo con Israel, intentó despertar una amplia lealtad a la OLP en Cisjordania e incitó al rechazo del tratado de paz egipcio-israelí. En 1981, Israel expulsó a Milhem y Kawasmeh. Se les permitió regresar para apelar la orden de expulsión, pero fue confirmada por el Tribunal Supremo de Israel.

Dos semanas después de su expulsión, Milhem dijo: “No hay lugar para la existencia de los sionistas en una situación de verdadera paz. Solo son capaces de existir en una situación de tensión y guerra. y eso va para todas las partes. [no son] ni palomas ni halcones, solo cerdos ''. 5

Kawasmeh fue nombrado miembro del Comité Ejecutivo de la OLP en 1984. Más tarde ese año, fue asesinado por radicales palestinos en Amman.

Como parte de las negociaciones de Camp David, Israel propuso un plan de autonomía para otorgar a los palestinos un mayor control sobre sus asuntos. Sin embargo, los palestinos rechazaron la autonomía como una opción, con la esperanza de la creación de un estado palestino.

No obstante, durante el resto de la década, Israel intentó traspasar las crecientes responsabilidades de los militares a los administradores civiles y a los palestinos. Los esfuerzos por otorgar a los palestinos una mayor responsabilidad en sus asuntos se vieron socavados por la intifada. Durante el levantamiento, los árabes palestinos que deseaban cooperar con Israel fueron atacados y silenciados mediante intimidación o asesinato. Los funcionarios del gobierno israelí intentaron mantener un diálogo con muchos palestinos, pero aquellos cuyas identidades fueron descubiertas se convirtieron en objetivos.

En negociaciones secretas en Oslo, Noruega, en 1993, los negociadores israelíes y palestinos acordaron un plan que daría a este último un autogobierno limitado. Las negociaciones posteriores dieron como resultado la retirada israelí de casi la mitad de Cisjordania y la mayor parte de la Franja de Gaza, y un aumento del control palestino sobre sus propios asuntos. La Autoridad Palestina gobierna ahora prácticamente todos los asuntos civiles de aproximadamente el 98 por ciento de los palestinos en los territorios. La expectativa es que un acuerdo político final resulte en la creación de un estado palestino en la mayoría de las áreas que alguna vez fueron controladas por Israel.

“Israel está robando agua a los árabes en los territorios. Israel permite a los judíos perforar pozos, pero evita que los árabes lo hagan ''.

En los años inmediatamente posteriores a la guerra de 1967, los recursos hídricos de Cisjordania mejoraron considerablemente. El sistema de agua en la región sur de Hebrón, por ejemplo, se amplió. Se perforaron nuevos pozos cerca de Jenin, Nablus y Tulkarm. Más de 60 ciudades de Cisjordania recibieron nuevos sistemas de suministro de agua o la administración israelí modernizó los anticuados en los territorios.

Sin embargo, a finales de la década de 1970 y principios de la de 1980, Oriente Medio sufrió una de las peores sequías de la historia moderna. El agua en el río Jordán y el mar de Galilea cayó a niveles críticos. La situación se deterioró aún más a principios de la década de 1990 y ha continuado siendo un problema en el nuevo milenio.

En estas condiciones, el gobierno israelí restringió la perforación de nuevos pozos en Cisjordania. Tenía pocas opciones porque Cisjordania e Israel comparten el mismo nivel freático, y la extracción de recursos de agua dulce podría promover la filtración de agua salina.

Los agricultores árabes de Cisjordania cuentan con aproximadamente 100 manantiales y 300 pozos. muchos excavaron hace décadas y ahora se utilizan en exceso. Las restricciones a la sobreexplotación de pozos poco profundos estaban destinadas a evitar la filtración o el agotamiento total del agua salina. Se cavaron algunos pozos para que las aldeas judías pudieran extraer acuíferos nuevos y profundos nunca antes utilizados. Estas piscinas de agua, por regla general, no provienen de fuentes árabes menos profundas.

A fines de 1991, se programó una conferencia en Turquía para discutir los problemas regionales del agua. La reunión fue torpedeada por Siria. Los sirios, jordanos y palestinos boicotearon las conversaciones multilaterales en Moscú en enero de 1992, que incluyeron un grupo de trabajo sobre cuestiones relacionadas con el agua.

Tras los acuerdos de Oslo, los palestinos estaban más interesados ​​en cooperar en cuestiones relacionadas con el agua. En la reunión del grupo de trabajo multilateral en Omán en abril de 1994, se aprobó una propuesta israelí para rehabilitar y hacer más eficientes los sistemas de agua en comunidades medianas (en Cisjordania / Gaza, Israel y otras partes de la región). Aproximadamente al mismo tiempo, se creó una Autoridad Palestina del Agua como se pide en la Declaración de Principios israelo-palestina.

En noviembre de 1994, el grupo de trabajo se reunió en Grecia y los israelíes, jordanos y palestinos acordaron comenzar la discusión sobre principios o directrices para la cooperación en temas de agua. Durante la reunión de 1995 en Ammán y la reunión de 1996 en Túnez se lograron nuevos avances en una variedad de cuestiones. Los grupos de trabajo no se han reunido desde entonces.

Israel no ha reducido la cantidad de agua asignada a la Autoridad Palestina (AP) y está planeando examinar la posibilidad de aumentarla a pesar del recorte en las asignaciones de agua dentro de Israel y el requisito de suministrar cantidades considerables de agua a Jordania como lo exige la paz. tratado.

En contraste con las afirmaciones de la parte palestina, Israel ni siquiera determinó la cantidad de agua que se suministrará a los territorios. La cantidad se especificó en las negociaciones entre las dos partes, con la participación de los estadounidenses. Con el consentimiento de ambas partes, la cantidad de agua se incrementó en relación con la situación anterior al Acuerdo Interino. Del mismo modo, se decidió una fórmula para aumentar gradualmente la asignación de agua durante el período intermedio.

Las negociaciones también llevaron a acuerdos que definen el número de pozos que Israel está obligado a cavar y el número que la Autoridad Palestina y los organismos internacionales están obligados a cavar. También se definió la cooperación en temas de alcantarillado y medio ambiente. Se decidió además que la jurisdicción sobre el agua se transferiría a los palestinos en el marco de la transferencia de poderes civiles, y que la situación del agua sería supervisada por equipos conjuntos de vigilancia.

Israel ha cumplido con todas sus obligaciones en virtud del Acuerdo Provisional. Se está suministrando la cuota de agua acordada y más. La jurisdicción sobre el agua se transfirió por completo y a tiempo, e Israel aprobó la excavación adicional de pozos. Israel y la Autoridad Palestina realizan patrullas conjuntas para localizar casos de robo de agua y otros problemas relacionados con el agua.

El problema del agua para los palestinos tiene poco que ver con Israel. Según la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, & # 8220, Cisjordania y Gaza sufren una escasez crónica de agua, lo que impide el crecimiento económico sostenido y tiene un impacto negativo en el medio ambiente y la salud de los palestinos. La poca agua disponible se usa de manera ineficiente. & # 8221 El análisis agrega que & # 8220 Los suministros de agua subterránea palestina se han contaminado cada vez más como resultado del tratamiento inadecuado de las aguas residuales y el bombeo excesivo de los pozos. Las aguas residuales no tratadas se vierten en los valles y el mar Mediterráneo, lo que disminuye la calidad del ya inadecuado suministro de agua subterránea y contamina el suelo, el mar y la costa. & # 8221 5a

"El uso de deportaciones por parte de Israel viola la Cuarta Convención de Ginebra".

El propósito de la Convención de Ginebra, aprobada en 1949, era evitar que se repitiera la política nazis de deportaciones masivas de civiles inocentes a campos de concentración y trabajo esclavo. Israel, por supuesto, no hace tal cosa. Lo que hace, en ocasiones, es expulsar a unos pocos individuos selectos que están instigando la violencia contra judíos y árabes por igual.

La propia Convención de Ginebra permite a una potencia ocupante "emprender la evacuación total o parcial de un área determinada si la seguridad de la población o razones militares imperiosas así lo exigen". La Corte Suprema de Israel ha interpretado que esto significa que Israel puede expulsar a los instigadores de la violencia si es necesario. para mantener el orden público o proteger a la población de futuras violencias. Todos los deportados tienen derecho a apelar las órdenes de expulsión ante los tribunales israelíes, pero muchos palestinos prefieren no hacerlo.

& # 147El régimen israelí no es apartheid. Es un caso único de democracia. & # 148

"El trato de Israel a los palestinos es similar al trato de los negros en la Sudáfrica del apartheid".

Incluso antes de que se estableciera el Estado de Israel, los líderes judíos buscaban conscientemente evitar la situación que prevalecía en Sudáfrica. Como dijo David Ben-Gurion al nacionalista palestino Musa Alami en 1934:

No queremos crear una situación como la que existe en Sudáfrica, donde los blancos son los dueños y gobernantes, y los negros son los trabajadores. Si no hacemos todo tipo de trabajo, fácil y duro, calificado y no calificado, si nos convertimos en simples propietarios, entonces esta no será nuestra patria. 6

Hoy, dentro de Israel, los judíos son mayoría, pero la minoría árabe son ciudadanos de pleno derecho que disfrutan de los mismos derechos. Los árabes están representados en la Knesset y han servido en el Gabinete, en puestos de alto nivel en el Ministerio de Relaciones Exteriores (por ejemplo, Embajador en Finlandia) y en la Corte Suprema. Bajo el apartheid, los sudafricanos negros no podían votar y no eran ciudadanos del país en el que formaban la abrumadora mayoría de la población. Las leyes dictaban dónde podían vivir, trabajar y viajar. Y, en Sudáfrica, el gobierno mató a negros que protestaban contra sus políticas. Por el contrario, Israel permite la libertad de movimiento, reunión y expresión. Algunos de los críticos más duros del gobierno son los árabes israelíes que son miembros de la Knesset.

La situación de los palestinos en los territorios es diferente. Los requisitos de seguridad de la nación y una violenta insurrección en los territorios obligaron a Israel a imponer restricciones a los residentes árabes de Cisjordania y la Franja de Gaza que no son necesarias dentro de las fronteras de Israel anteriores a 1967. Los palestinos en los territorios, por lo general, disputan el derecho de Israel a existir, mientras que los negros no buscaban la destrucción de Sudáfrica, solo el régimen del apartheid.

Si Israel diera a los palestinos la ciudadanía plena, significaría que los territorios han sido anexados. Ningún gobierno israelí ha estado preparado para dar ese paso. En cambio, a través de negociaciones, Israel acordó otorgar a los palestinos una autoridad cada vez mayor sobre sus propios asuntos. Es probable que un acuerdo final permita a la mayoría de los palestinos convertirse en ciudadanos de su propio estado. El principal impedimento para la independencia palestina no es la política israelí, es la falta de voluntad de los líderes palestinos para abandonar el terrorismo y aceptar vivir en paz junto al Estado de Israel.

A pesar de todas sus críticas, cuando se les preguntó qué gobiernos admiraban más, más del 80 por ciento de los palestinos eligen sistemáticamente a Israel porque pueden ver de cerca la próspera democracia en Israel y los derechos que los ciudadanos árabes disfrutan allí. Por el contrario, los palstinianos colocan a los regímenes árabes muy abajo en la lista y a su propia Autoridad Palestina al final con sólo el 20 por ciento diciendo que admiran el régimen corrupto de Arafat en 2003. 6a

& # 147 Todavía hay otra cuestión que surge del desastre de las naciones que sigue sin resolverse hasta el día de hoy, y cuya profunda tragedia, solo un judío puede comprender. Ésta es la cuestión africana. Basta recordar todos esos episodios terribles de la trata de esclavos, de seres humanos que, por el mero hecho de ser negros, fueron robados como ganado, hechos prisioneros, capturados y vendidos. Sus hijos crecieron en tierras extrañas, objeto de desprecio y hostilidad porque su complexión era diferente. No me avergüenza decir, aunque me exponga al ridículo por decirlo, que una vez que haya presenciado la redención de los judíos, mi pueblo, también deseo ayudar en la redención de los africanos. & # 148

"Las naciones africanas negras cortan relaciones con Israel debido a sus políticas racistas hacia los palestinos".

Las naciones africanas negras no rompieron relaciones con Israel debido a preocupaciones sobre el racismo, y la mayoría rompió los lazos con el Estado judío en 1973 debido a la presión de las naciones árabes productoras de petróleo. Sólo Malawi, Lesotho y Swazilandia mantuvieron relaciones diplomáticas plenas, mientras que algunos otros países mantuvieron sus vínculos a través de oficinas de interés israelíes en embajadas extranjeras. Los lazos comerciales tampoco se interrumpieron por completo, muchos estudiantes africanos negros continuaron formándose en Israel y los expertos israelíes permanecieron activos en África.

Israel ha tenido una larga historia de relaciones amistosas con países africanos negros. De 1957 a 1973, Israel capacitó a miles de africanos en todos los aspectos de la vida, incluida la agricultura, la atención médica y la economía. Miles de africanos fueron a Israel para recibir capacitación, mientras que un número similar de israelíes fueron enviados a África para enseñar. 8

Golda Meir, la arquitecta de la política africana de Israel, creía que las lecciones aprendidas por los israelíes podían transmitirse a los africanos que, sobre todo durante la década de 1950, estaban inmersos en el mismo proceso de construcción de la nación. & # 147Como ellos, & # 148 ella dijo, & # 147nos habíamos sacudido el dominio extranjero como ellos, teníamos que aprender por nosotros mismos cómo reclamar la tierra, cómo aumentar los rendimientos de nuestras cosechas, cómo regar, cómo cultivar aves de corral, cómo vivir juntos y cómo defendernos. "Israel podría proporcionar un modelo mejor para los nuevos estados africanos independientes", creía Meir, porque los israelíes se habían visto obligados a encontrar soluciones a los tipos de problemas tan grandes, estados ricos y poderosos nunca se habían encontrado. & # 148 9

Una vez que se erosionó el poder coercitivo de los productores de petróleo árabes, los países africanos comenzaron a restablecer las relaciones con Israel y a buscar nuevos proyectos cooperativos. Esta tendencia ganó impulso con las negociaciones de paz en curso entre Israel y sus vecinos árabes. Hoy en día, 40 países africanos mantienen relaciones diplomáticas con Israel y con frecuencia se realizan visitas recíprocas de jefes de estado y ministros de gobierno. En mayo de 1994, el presidente de Israel, Ezer Weizman, asistió a la histórica toma de posesión de Nelson Mandela como el primer presidente africano negro de Sudáfrica.

"Israel está siguiendo una política de genocidio hacia los palestinos que es comparable al trato que los nazis dieron a los judíos".

Esta es quizás la afirmación más odiosa de los detractores de Israel. El objetivo de los nazis era el exterminio sistemático de todos los judíos de Europa. Israel busca la paz con sus vecinos palestinos. Más de un millón de árabes viven como ciudadanos libres e iguales en Israel. De los palestinos en los territorios, el 98 por ciento vive bajo la administración civil de la Autoridad Palestina. Si bien Israel a veces emplea duras medidas contra los palestinos en los territorios para proteger a los ciudadanos israelíes & # 150 judíos y no judíos & # 150 de la incesante campaña de terror librada por la Autoridad Palestina y los radicales islámicos, no hay ningún plan para perseguir, exterminar o expulsar al pueblo palestino.

En respuesta a una de esas comparaciones, de un poeta que se refirió a la & quot; SS sionista & quot; La Nueva República El editor literario Leon Wieseltier observó:

La opinión de que el sionismo es nazismo & # 8212 no hay otra manera de entender la frase & # 8220 SS sionista & # 8221 & # 8212 no es diferente de la opinión de que la luna es queso. No solo está espectacularmente equivocado, también es espectacularmente poco inteligente. No me ofenderé (¡eso sería un discurso de odio hacia mí mismo!) Explicando pacientemente por qué el Estado de Israel es diferente al Tercer Reich, excepto para decir que nada de lo que les ha sucedido a los palestinos bajo el control de Israel puede compararse responsablemente con lo que les sucedió a Israel. Judíos bajo el control de Alemania, y que un número considerable de personas que han trabajado diligentemente para encontrar la paz y la justicia para los palestinos, y una solución a este salvaje conflicto, han sido israelíes, algunos de ellos incluso primeros ministros israelíes. No hay apoyo para la causa palestina de este lado de la decencia que pueda justificar la locución & # 8220 SS sionista & # 8221 10

El absurdo de la acusación también se desprende de la demografía de los territorios en disputa. Mientras los detractores hacen afirmaciones escandalosas de que Israel comete un genocidio o una limpieza étnica, la población palestina ha seguido aumentando. En Gaza, por ejemplo, la población aumentó de 731.000 en julio de 1994 a 1.324.991 en 2004, un aumento del 81 por ciento. La tasa de crecimiento fue del 3,8 por ciento, una de las más altas del mundo. Según la ONU, la población palestina total en todos los territorios en disputa (que incluyen Gaza, Cisjordania y Jerusalén Este) era de 1.006.000 en 1950, aumentó a 1.094.000 en 1970 y se disparó a 2.152.000 en 1990. Anthony Cordesman señala que aumentar & ldquowas el resultado de las mejoras en los ingresos y los servicios de salud & rdquo realizadas por Israel. La población palestina ha seguido creciendo exponencialmente y se estimó en 2004 en más de 3,6 millones. 11

Las políticas de & # 147Israel & # 8217 en los territorios han provocado una crisis humanitaria para los palestinos. & # 148

Es importante recordar que Israel ofreció retirarse del 97 por ciento de Cisjordania y del 100 por ciento de Gaza, y es el rechazo a esa propuesta, sumado al incesante terrorismo palestino, lo que ha obligado a las tropas israelíes a realizar operaciones en los territorios. . Aunque estas acciones han causado dificultades a la población palestina, las FDI han continuado garantizando que se brinde asistencia humanitaria a los palestinos que la necesitan. Por ejemplo, durante un solo período de 48 horas (del 5 al 6 de enero de 2003), las FDI:

  • Coordinó el movimiento de palestinos en busca de atención médica, ayudando a 40 a ir a hospitales, incluidos cuatro pacientes de Gaza que fueron trasladados a Israel para recibir tratamiento médico.
  • Coordinó el movimiento de 284 palestinos en Cisjordania que fueron trasladados en ambulancia.
  • Coordinó el paso de materiales de construcción para la construcción de un hospital en Kalkilya.
  • Coordinó el paso de bienes humanitarios a Belén.
  • Entrada coordinada de cartillas de racionamiento enviadas por una organización internacional de ayuda a los residentes de Azoun.
  • Habilitado la distribución de cartillas de racionamiento por parte de Cruz Roja en Salfit.
  • Coordinó el paso de productos agrícolas y alimentos entre Muassi y Khan Yunis.
  • Coordinó el paso de un equipo de UNRWA en Gaza para ayudar en la eliminación de basura.
  • Se organizó la entrada a Kalkilya para que una familia árabe israelí de Jerusalén oriental asistiera a la boda de su hijo.

Incluso en el apogeo de la acción militar, como la operación para limpiar el nido terrorista en el campo de refugiados de Jenin, las fuerzas israelíes se han esforzado por ayudar a los no combatientes palestinos. En el caso de la operación de Jenin, por ejemplo, el hospital se mantuvo en funcionamiento con un generador entregado bajo fuego por un oficial israelí. 12

La mejor manera de mejorar la situación de los palestinos en los territorios es que la Autoridad Palestina tome las medidas establecidas por la Administración Bush & # 8212 poner fin a la violencia, reformar sus instituciones y elegir nuevos líderes & # 8212 para que las conversaciones de paz puede reanudarse y se puede negociar un acuerdo.

Las quejas de & # 147Israel & # 8217 sobre terroristas palestinos que se esconden entre civiles son solo un esfuerzo para justificar el asesinato de personas inocentes & # 148.

Israel nunca ataca intencionalmente a civiles. Desafortunadamente, los terroristas palestinos han tratado deliberadamente de esconderse entre la población civil en un esfuerzo por usar la moralidad del ejército israelí en su contra. Los propios terroristas no se preocupan por la vida de los palestinos inocentes, por lo que no dudan en utilizarlos como escudos. Este comportamiento es una violación del derecho internacional. El artículo 51 de la enmienda de 1977 a los Convenios de Ginebra de 1949 prohíbe específicamente el uso de escudos humanos:

La presencia o los movimientos de la población civil o de civiles individuales no se utilizarán para hacer que determinados puntos o zonas sean inmunes a las operaciones militares, en particular los intentos de proteger objetos militares de ataques o de proteger, favorecer u obstaculizar operaciones militares. 13

Por lo tanto, los terroristas palestinos son en última instancia responsables de los no combatientes que mueren o resultan heridos inadvertidamente como resultado de la práctica de los terroristas de esconderse entre civiles para usarlos como escudos.

& # 8220Israel demuele casas en el campo de refugiados de Rafah como parte de su campaña para oprimir a los palestinos. & # 8221

Israel ha participado en operaciones militares, incluida la demolición de viviendas, en el campo de refugiados de Rafah, en un esfuerzo por reducir las operaciones de tráfico de palestinos. Rafah es una ciudad de la Franja de Gaza que está dividida por la frontera con Egipto. Los palestinos comenzaron a construir túneles en el área en 1982 para contrabandear varios artículos debajo de la valla fronteriza entre Israel y Egipto. Desde 1994, cuando Israel entregó el área a su control, la Autoridad Palestina (AP) ha sido responsable de la seguridad en el área. Si bien la Autoridad Palestina trabajó inicialmente para detener la construcción de túneles, ahora apoya activamente a los contrabandistas.

Para evitar la detección de los túneles, los palestinos los construyen en viviendas de civiles. En 2002, las FDI descubrieron 33 túneles y, hasta mediados de octubre de 2003, se encontraron otros 36.

Los contrabandistas traen mercancías como cigarrillos, piezas de automóviles, ropa, drogas, productos electrónicos y divisas compradas o robadas en Egipto para revenderlas en la Franja de Gaza. Aún más preocupante para Israel es el contrabando de terroristas y armas como granadas y lanzagranadas propulsadas por cohetes, rifles, explosivos y municiones, que a menudo llegan a Cisjordania.

Las operaciones israelíes a gran escala contra los túneles coincidieron con informes de inteligencia de que los palestinos intentaban contrabandear armas más sofisticadas, como cohetes Katyusha, que podrían alcanzar ciudades israelíes, y misiles Stinger, que podrían derribar aviones civiles y militares israelíes. Estas armas se están introduciendo para apoyar las operaciones terroristas de grupos como Hamas y el FPLP (con la ayuda de Irán), así como para armar los servicios de seguridad de la Autoridad Palestina.

Las operaciones de contrabando se han intensificado en los últimos tres años, ya que Israel ha bloqueado otras rutas de contrabando y los palestinos han intensificado su violenta campaña contra Israel. La razón por la que Israel demuele las casas de los palestinos es que se utilizan para ocultar los túneles que conectan Gaza y Egipto. Muchos palestinos en Rafah están empobrecidos y encuentran la participación en las operaciones de contrabando una oportunidad para mejorar su situación económica porque se les paga bien para excavar los túneles, transferir mercancías y permitir que sus hogares se utilicen para ocultar los túneles.

La Autoridad Palestina ha dado a los palestinos un incentivo aún mayor para participar en el contrabando al ofrecerles viviendas alternativas en la cercana ciudad de Tel-Sultan si Israel demuele sus casas. Algunos palestinos incluso han mentido sobre la construcción de túneles con la esperanza de que las FDI demuelen sus casas y puedan obtener otras más agradables de la Autoridad Palestina.

& # 8220Yasser Arafat está dirigiendo los recursos de la Autoridad Palestina a la salud y el bienestar del pueblo palestino. & # 8221

Una de las principales razones del sufrimiento del pueblo palestino es la incapacidad de la Autoridad Palestina (AP) de asignar los miles de millones de dólares en ayuda internacional que ha recibido para la salud y el bienestar de la población. La corrupción en la Autoridad Palestina ha sido ampliamente documentada tanto por palestinos como por revisores externos como el Fondo Monetario Internacional, pero incluso dejando de lado este importante problema, un examen del gasto de la Autoridad Palestina muestra que una parte desproporcionada del presupuesto se está gastando en el presidente. que el público.

De hecho, ha habido meses en los que la oficina del presidente Yasser Arafat recibió casi tanto dinero como los departamentos de salud y servicios sociales combinados. 14 En el primer semestre de 2003, se asignaron 137 millones de shekels a la oficina de Arafat, mientras que el presupuesto total para asuntos sociales fue de 95 millones de shekels y el de salud 185 millones de shekels.

Todas las partes reconocen que una clave para la paz es fomentar la prosperidad en la Autoridad Palestina y mejorar las condiciones de vida del pueblo palestino. Israel tiene un papel importante que desempeñar en ambas áreas, pero el bienestar de la mayoría de los palestinos está en manos de la Autoridad Palestina, y sus condiciones de vida actuales, así como su futuro en un estado independiente, dependen del compromiso de sus líderes. para mejorar su sociedad en lugar de simplemente enriquecerse.

& # 8220Israel es una teocracia y no debería ser un Estado judío. & # 8221

A menudo, la gente se siente incómoda al referirse a Israel como & # 8220 el Estado judío & # 8221 porque sugiere una teocracia y, por lo tanto, la desaparición de Israel como estado judío es vista por algunas personas (incluso en Israel) como un desarrollo positivo. Sin embargo, Israel no es una teocracia, se rige por el estado de derecho redactado por un parlamento elegido democráticamente. Está informado por los valores judíos y se adhiere a muchas costumbres religiosas judías (como las festividades), pero esto es similar a los Estados Unidos y otras naciones que están moldeadas por la herencia judeocristiana y también tienen elementos expresamente religiosos (por ejemplo, iglesia- La separación de estados en los EE. UU. no excluye el reconocimiento de la Navidad como día festivo).

Israel no tiene una religión estatal, y todas las religiones disfrutan de la libertad de culto, sin embargo, es atacado por su carácter judío, mientras que los estados árabes que tienen el Islam como religión oficial son considerados legítimos.

El pueblo judío es una nación con un origen, religión, cultura, idioma e historia compartidos. ¿Y por qué el pueblo judío no debería tener un estado? Nadie sugiere que los árabes no tengan derecho a una nación (y no tienen una, sino veintiuna) propia o suecos o alemanes, o que los católicos no tienen derecho a un estado (Ciudad del Vaticano) encabezado por un teócrata (el Papa). Sugerir que el sionismo, el movimiento nacionalista del pueblo judío, es la única forma de nacionalismo ilegítimo es pura intolerancia. Es especialmente irónico que la nación judía deba ser desafiada dado que el estado judío precedió al surgimiento de la mayoría de los estados-nación modernos por miles de años.

Tampoco es inusual que una comunidad sea la mayoría dentro de una nación y busque mantener ese estatus. De hecho, esto es cierto en casi todos los países del mundo. Además, las sociedades suelen reflejar la identidad cultural de la mayoría. India y Pakistán se establecieron al mismo tiempo que Israel a través de una partición violenta, pero nadie cree que estas naciones sean ilegítimas porque una es predominantemente hindú y la otra tiene una mayoría musulmana, o que estas naciones no deberían ser influenciadas por esas comunidades ( por ejemplo, que las vacas en la India no deben ser tratadas como sagradas).

En los Estados Unidos, persiste un vigoroso debate sobre los límites entre la iglesia y el estado. Discusiones similares sobre & # 8220sinagoga y estado & # 8221 están en curso en Israel, con desacuerdos filosóficos sobre si Israel puede ser un estado judío y democrático, y discusiones prácticas sobre la observancia del sábado, las leyes de matrimonio y divorcio, y presupuestos para instituciones religiosas. Sin embargo, la mayoría de los judíos dan por sentado que Israel es, y debe seguir siendo, un estado judío.Los ciudadanos árabes también entienden que Israel es un estado judío y, si bien pueden preferir que no lo sea, aún han elegido vivir allí (nada impide que los árabes se muden a cualquiera de los 180 estados no judíos del mundo). Tanto judíos como árabes se dan cuenta de que si los judíos dejan de ser mayoría en Israel, Israel ya no tendrá un carácter judío ni servirá como refugio para los judíos perseguidos, y ese es uno de los elementos subyacentes a las negociaciones de paz entre Israel y los palestinos.

& # 8220Los libros de texto israelíes son tan malos como los de la Autoridad Palestina, llenos de estereotipos, inexactitudes históricas y una falta de reconocimiento de opiniones políticas alternativas. & # 8221

Hace más de 20 años, era cierto que algunos libros de texto israelíes usaban imágenes estereotipadas de los árabes, sin embargo, los libros que se usan en las escuelas públicas hoy en día son muy diferentes. 15

Los textos israelíes hacen todo lo posible para evitar prejuicios y protegerse de las generalizaciones. En una lección de séptimo grado, a los estudiantes se les presenta el siguiente problema:

Mucha gente piensa: la paloma es un pájaro que busca la paz. Esta creencia es incorrecta, es un prejuicio: la gente lo cree sin comprobarlo. Hay muchos prejuicios. Por ejemplo:

1. Los judíos controlan el mundo y explotan a todos los que viven en él.
2. Los negros son inferiores, son incapaces de ser científicos.
3. Los árabes solo entienden el lenguaje de la fuerza.

Esté preparado para explicar oralmente por qué estos son prejuicios. & Quot (Entiendo, 1993, p. 259).

En un libro de texto de primaria sobre comprensión lectora, los estudiantes leen cómo una mujer árabe salvó a una niña judía. Las notas del libro, & # 8220Los árabes son como los judíos. & # 8230 Hay gente desagradable entre ellos y hay gente decente y & # 8230 no deben ser etiquetados & # 8221 (¿Qué es la Interpretación? Comprensión B, pp. 184-188).

Contrariamente a las sugerencias de que los israelíes no aceptan la idea de que los palestinos son un pueblo, los libros de texto israelíes explican los orígenes del nacionalismo palestino. Por ejemplo, un texto de noveno grado observa que durante la década de 1930, los movimientos nacionalistas árabes evolucionaron en todo el Medio Oriente. Muchos de los árabes de Eretz Yisrael también comenzaron a formular una conciencia nacional & # 8212 en otras palabras, la percepción de que no solo son parte de la nación árabe más grande, sino que también son palestinos & # 8221 (El siglo XX: en el umbral del mañana, Grado 9, 1999, p. 44).

Mientras que los textos palestinos omiten referencias a las contribuciones judías al mundo, los libros israelíes reconocen los logros de árabes y musulmanes. Un texto destaca el papel árabe como creadores de cultura: & # 8220. fueron los primeros en descubrir la existencia de enfermedades infecciosas. También fueron los primeros en construir hospitales públicos. Debido a su considerable contribución a diversos campos científicos, hay disciplinas que hasta el día de hoy son llamadas por sus nombres árabes, como el álgebra. & # 8221 Islam & # 8217s contribuciones también se reconocen en el mismo pasaje: & # 8220La religión islámica también influyó el desarrollo de la cultura. La obligación de rezar en dirección a La Meca condujo al desarrollo de la astronomía, que ayudó a identificar la dirección según los cuerpos celestes. El deber de peregrinar desarrolló la geografía y dio un impulso a la redacción de libros de viajes. Estos libros, y la gran capacidad de los árabes para dibujar mapas, ayudaron a desarrollar el comercio. Hasta el día de hoy, los comerciantes utilizan palabras árabes, como bazar, cheque y tarifa & # 8221 (De generacion a generacion, Vol. b, 1994, pág. 220)

Los libros de texto palestinos también niegan la conexión judía con Tierra Santa, mientras que los textos israelíes muestran respeto por el apego árabe / musulmán a la tierra. & # 8220La Tierra de Israel en general, y Jerusalén en particular, se han santificado cada vez más en el pensamiento islámico & # 8212 a medida que el Islam se ha desarrollado y extendido, tanto religiosa como geográficamente. A medida que el Islam absorbió más y más del mundo conquistado por él, adaptó e islamizó los valores que absorbió, incluida la santidad de la Tierra de Israel, su flora y su agua, vivir en ella, la santidad de ser enterrado en ella. y similares. Todos estos se convirtieron a partir de ese momento en parte del Islam ortodoxo & # 8221 (H. Peleg, G. Zohar, This is the Land - Introducción a los estudios de Land of Israel para los grados superiores, 2000, págs.161-162.)

Los libros de texto israelíes contienen una pluralidad de puntos de vista, incluidos los que entran en conflicto con la investigación convencional y son críticos con las políticas israelíes. Los temas controvertidos, como los territorios en disputa, la cuestión de los refugiados y el estado de los árabes israelíes, se tratan desde múltiples puntos de vista. Por ejemplo, un libro cita la posición poco convencional del historiador Benny Morris que atribuye la huida de los palestinos en 1947-1948 más a las acciones de las fuerzas judías que a las instrucciones de los líderes de los países árabes (Del exilio a la independencia: la historia del pueblo judío en las generaciones recientes, vol. 2, 1990, pág. 312).

El punto de vista árabe también está representado. Por ejemplo, un texto de historia señala cómo el gobierno de Israel trató a Anwar Sadat y la propuesta de paz de 1971 con desprecio por el sentimiento de poder y superioridad que se había apoderado de la sociedad israelí después de la Guerra de los Seis Días. Después de que su propuesta fue rechazada y el estancamiento político continuó, Sadat decidió ir a la guerra & # 8221 (K. Tabibian, Viaje al pasado: el siglo XX, a fuerza de libertad, 1999, pág. 313).

Los textos israelíes también utilizan juegos de simulación para ayudar a los estudiantes a comprender diferentes perspectivas sobre un tema. En uno, se les dice a los estudiantes que se dividan en grupos que representen a periodistas judíos y palestinos y preparen un informe sobre la discusión en las Naciones Unidas que condujo a la resolución de la partición. Luego se les pide a los estudiantes que discutan las diferencias entre los informes de los periodistas judíos y palestinos (K. Tabibian, Viaje al pasado: el siglo XX, a fuerza de libertad, 1999, pág. 294).

Israel no es perfecto y existen excepciones. Algunas generalizaciones y terminología condescendiente se encuentran en los libros de texto utilizados en las escuelas ultraortodoxas. Estas escuelas comprenden menos del 10 por ciento del sistema educativo israelí, y las mismas organizaciones de vigilancia israelíes que han señalado problemas en los libros de texto palestinos también han publicitado la necesidad de eliminar el puñado de referencias inapropiadas de los libros escolares en este sistema. dieciséis

& # 8220Israel envenenó a Yasser Arafat. & # 8221

Farouk Kaddoumi afirmó que Israel envenenó a Yasser Arafat porque quiere líderes palestinos que lo obedezcan y estén de acuerdo con sus políticas. 17 Ésta fue solo la más reciente de varias de esas acusaciones que han persistido desde la muerte de Arafat.

No sabemos con certeza qué mató a Arafat porque ninguno de sus registros médicos se ha hecho público, pero incluso entonces el ministro de Relaciones Exteriores, Nabil Shaath, descartó el envenenamiento. 18 En el momento de su muerte, el gobierno francés, constreñido por las leyes de privacidad, descartó la posibilidad de juego sucio cuando anunció, & # 8220Si los médicos hubieran tenido la más mínima duda, lo habrían remitido a la policía & # 8221. 19 Además, los miembros de la familia de Arafat, incluidos los que han hecho el cargo de envenenamiento, han tenido acceso a los registros y no han presentado nada para corroborar los rumores. La esposa de Arafat, Suha, podría haber publicado los hallazgos de los médicos franceses, y puede estar seguro de que lo habría hecho si hubieran implicado a Israel en la muerte de su esposo.

Era bien sabido que Arafat padecía una serie de dolencias. En el momento de su evacuación médica a París, sus ayudantes revelaron que sufría de un recuento bajo de plaquetas y que se había sometido a una transfusión de plaquetas. La reportera Elisabeth Rosenthal señaló que & # 8220 como las plaquetas están involucradas en la coagulación de la sangre, los pacientes con recuentos bajos de plaquetas están predispuestos a hemorragias cerebrales, y esto puede haber contribuido a la muerte de Arafat. & # 8221 Rosenthal agregó que & # 8220 recuentos plaquetarios bajos en el La sangre es un hallazgo común en una amplia gama de enfermedades, incluidas infecciones graves, enfermedades hepáticas, cáncer en etapa terminal e incluso SIDA. & # 8221 20

¿Por qué ha permanecido secreta la causa de la muerte de Arafat? Rosenthal sugiere algunas posibles explicaciones. & # 8220Tal vez padecía una enfermedad que consideraban vergonzosa. O tal vez los médicos que lo trataron durante las primeras fases de su enfermedad en Ramallah pasaron por alto una afección médica tratable, lo que le permitió deteriorarse hasta el punto de que fue demasiado tarde para curarlo una vez que se mudó a París. & # 8221

La primera explicación puede ser la más probable, ya que se cree que Arafat murió de SIDA. Las sugerencias de que Arafat participó en actividades homosexuales se remontan al menos a 1987, cuando Ion Pacepa, el subjefe del servicio de inteligencia de Rumania bajo el dictador comunista Nicolae Ceausescu, publicó su libro. Horizontes rojos, revelando evidencia de las inclinaciones de Arafat.

Si Arafat murió de SIDA, es poco probable que los registros de Arafat se publiquen alguna vez, lo que permitirá a los teóricos de la conspiración seguir culpando a Israel.

& # 8220Israel está persiguiendo a los cristianos. & # 8221

Si bien los cristianos no son bienvenidos en estados islámicos como Arabia Saudita, y la mayoría han sido expulsados ​​de sus hogares en el Líbano, los cristianos continúan siendo bienvenidos en Israel. Los cristianos siempre han sido una minoría en Israel, pero es la única nación del Medio Oriente donde la población cristiana ha crecido en el último medio siglo (de 34.000 en 1948 a 140.000 en la actualidad), en gran medida debido a la libertad de practicar su religión.

Por su propia voluntad, las comunidades cristianas han seguido siendo las más autónomas de las diversas comunidades religiosas en Israel, aunque han optado cada vez más por integrar sus instituciones de bienestar social, médicas y educativas en las estructuras estatales. Los tribunales eclesiásticos de las comunidades cristianas mantienen la jurisdicción en asuntos de estado personal, como el matrimonio y el divorcio. El Ministerio de Asuntos Religiosos se abstiene deliberadamente de interferir en su vida religiosa, pero mantiene un Departamento de Comunidades Cristianas para abordar los problemas y solicitudes que puedan surgir.

En Jerusalén, los derechos de las diversas iglesias cristianas a la custodia de los lugares sagrados cristianos se establecieron durante el Imperio Otomano. Conocido como el & # 8220status quo arreglo para los lugares santos cristianos en Jerusalén & # 8221, estos derechos siguen vigentes hoy en Israel.

Fue durante el control de Jordania de la Ciudad Vieja desde 1948 hasta 1967 que los derechos cristianos fueron violados y los cristianos israelíes fueron excluidos de sus lugares santos. La población cristiana se redujo casi a la mitad, de 25.000 a 12.646. Desde entonces, la población ha ido creciendo lentamente.

Algunos cristianos han estado entre los perjudicados por la construcción de la valla de seguridad por parte de Israel, pero no han sido perjudicados por sus creencias religiosas. Simplemente viven en áreas donde se está construyendo la cerca. Como otros que pueden demostrar que han sufrido algún daño, los cristianos tienen derecho a una compensación. Y la cerca no tiene ningún impacto en los lugares santos cristianos ni en su libertad de acceso a ellos.

Las sugerencias de que Israel está persiguiendo a los cristianos fueron publicadas por el columnista Bob Novak, quien tiene una larga historia de ataques virulentos contra Israel. Novak en realidad no presentó evidencia específica de que algún cristiano haya sido lastimado o de que su libertad religiosa haya sido violada. 21 Citó una sola fuente, cuyo sesgo era obvio, para respaldar la acusación de que la cerca está dañando a los cristianos en Jerusalén Este, pero no mencionó que la cerca está ayudando a salvar vidas cristianas que de otro modo podrían perderse en los ataques indiscriminados de palestinos. terroristas.

La hipocresía de la última crítica de Novak se desprende de su incapacidad para plantear las preocupaciones muy reales sobre el destino de los cristianos bajo el dominio árabe, especialmente bajo la Autoridad Palestina, donde una población en rápido declive de 27.000 cristianos vive entre 3 millones de musulmanes. La proporción de cristianos en los territorios palestinos ha caído del 15 por ciento de la población árabe en 1950 a menos del 1 por ciento en la actualidad. Tres cuartas partes de todos los cristianos de Belén viven ahora en el extranjero, y la mayoría de la población de la ciudad es musulmana. La población cristiana disminuyó un 29 por ciento en Cisjordania y un 20 por ciento en la Franja de Gaza de 1997 a 2002. Por el contrario, en el período 1995 & # 82112003, Israel & # 8217s población árabe cristiana creció 14,1 por ciento. 22

Jonathan Adelman y Agota Kuperman señalaron que Yasser Arafat intentó borrar al Jesús histórico representándolo como el primer palestino radical armado. fedayín (guerrilla). Mientras tanto, la Autoridad Palestina ha adoptado el Islam como religión oficial, utilizando shari & # 8217a Códigos islámicos, y permitieron incluso a clérigos designados oficialmente marcar a los cristianos (y judíos) como infieles en sus mezquitas. & # 8221 Los autores añaden que & # 8220 la retórica militarmente islámica y los actos terroristas de Hamas, la Jihad Islámica y Hezbolá. ofrecen poco consuelo a los cristianos. & # 8221

David Raab observó que & # 8220Los cristianos palestinos son percibidos por muchos musulmanes & # 8212 como lo eran los cristianos del Líbano & # 8212 como una potencial quinta columna para Israel. De hecho, al comienzo de la reciente violencia en 2000, los palestinos musulmanes atacaron a los cristianos en Gaza. & # 8221 Raab también escribió que & # 8220 los grafitis anti-cristianos no son infrecuentes en Belén y la vecina Beit Sahur, proclamando: & # 8216 El primer sábado gente (los judíos), luego la gente del domingo (los cristianos), & # 8217 & # 8221 y eso & # 8220 Se han desfigurado los cementerios cristianos, se han cortado las líneas telefónicas de los monasterios y se han producido allanamientos en los conventos. & # 8221

Cuando Arafat murió, el corresponsal de Radio Vaticano Graziano Motta dijo: & # 8220La muerte del presidente de la Autoridad Nacional Palestina se produjo en un momento en que las estructuras políticas, administrativas y policiales a menudo discriminan a los [cristianos]. & # 8221 Motta añadió que los cristianos & # 8220 han estado continuamente expuestos a presiones por parte de activistas musulmanes y se han visto obligados a profesar fidelidad a la intifada. & # 8221

Si bien Novak sugiere que Israel está arrasando casas cristianas, sin ninguna evidencia que respalde la acusación, ignora los informes de periodistas como Motta que informaron, & # 8220 Con frecuencia, hay casos en los que los musulmanes expropian casas y tierras que pertenecen a católicos, y a menudo el Ha faltado la intervención de las autoridades para hacer frente a actos de violencia contra mujeres jóvenes, o delitos contra la fe cristiana. & # 8221 23.

Ciertamente, no sería difícil para Novak encontrar evidencia de maltrato a los cristianos en la Autoridad Palestina si estuviera interesado, pero a diferencia de los cristianos que disfrutan de la libertad de expresión y de religión en Israel, los cristianos palestinos asediados tienen miedo de hablar. & # 8220Por temor por su seguridad, los portavoces cristianos no están & # 8217t felices de ser identificados por su nombre cuando se quejan del trato que reciben los musulmanes & # 8217. extraoficialmente hablan de acoso y tácticas de terror, principalmente de las bandas de matones que saquearon y saquearon a los cristianos y sus propiedades, bajo la protección del personal de seguridad palestino. & # 8221 24

& # 8220Israel está matando palestinos con máquinas espías de radiación. & # 8221

El jefe de propaganda nazi, Joseph Goebbels, fue el maestro de la táctica de la & # 8220 gran mentira & # 8221 en la que una mentira, sin importar cuán indignante sea, se repite con la frecuencia suficiente para que finalmente se acepte como verdad. Es una herramienta de propaganda que los palestinos han intentado utilizar repetidamente para dañar a Israel. Los ejemplos anteriores han incluido afirmaciones engañosas de que Israel & # 8220massacred & # 8221 500 personas en Jenin, 25 infecta a palestinos con el virus del SIDA, 26 y lanza caramelos venenosos para niños en Gaza desde aviones. 27

La última calumnia de los palestinos es la afirmación de que Israel está utilizando una & # 8220 máquina espía radial & # 8221 en los puestos de control, y que el dispositivo mató a una mujer palestina de 55 años. 28 El cargo aparentemente está relacionado con la decisión de la Autoridad Palestina de cerrar un puesto de control en su lado de la frontera en Gaza para protestar por el uso de máquinas avanzadas de ondas de radio por parte de Israel para buscar a los viajeros palestinos. 29

El dispositivo es el radar de ondas milimétricas SafeView, un sistema de portal de fabricación estadounidense que utiliza una tecnología holográfica de ondas milimétricas segura para seleccionar a los viajeros de Egipto en busca de armas y explosivos. A diferencia de los detectores de metales, este sistema es capaz de detectar prácticamente cualquier objeto hecho por el hombre, independientemente del tipo de material, mediante la transmisión de ondas de radiofrecuencia de baja potencia y frecuencia ultra alta a medida que las personas atraviesan el portal. Las ondas penetran en la ropa y se reflejan en la piel de la persona y cualquier artículo que se transporte. Una matriz de sensores captura las ondas reflejadas y utiliza una computadora de escritorio para analizar la información y producir una imagen 3D de alta resolución a partir de las señales. 30

Dado que la acusación proviene de los medios oficiales palestinos, representa una violación del compromiso de la Autoridad Palestina de poner fin a la incitación contra Israel.

& # 8220Los palestinos que viven bajo & lsquoocupación & rsquo tienen el nivel de vida más bajo en el Medio Oriente & # 8221.

Cuando Israel capturó Cisjordania y la Franja de Gaza en 1967, los funcionarios tomaron medidas para mejorar las condiciones en las que vivían los palestinos durante la ocupación de 19 años de Jordania y Rusia en Cisjordania y la ocupación egipcia de Gaza. Se abrieron universidades, se compartieron las innovaciones agrícolas israelíes, se introdujeron comodidades modernas y se mejoró significativamente la atención médica. Más de 100.000 palestinos estaban empleados en Israel y se les pagaba el mismo salario que a los trabajadores israelíes, lo que estimuló el crecimiento económico.

El aumento de la violencia durante la década de 1990, y luego la guerra instigada por terroristas palestinos a partir de 2000, ha tenido un gran impacto en la economía palestina. Para proteger a sus ciudadanos de los terroristas suicidas y otros terroristas, Israel se vio obligado a tomar medidas que tuvieron un impacto perjudicial en la economía de la Autoridad Palestina. El paso más serio fue limitar el número de trabajadores palestinos que ingresan a Israel para reducir el riesgo de que terroristas que fingen ser trabajadores ingresen al país. Esto elevó el nivel de desempleo, lo que, a su vez, tuvo un efecto indirecto negativo en el resto de la economía palestina.

A pesar del colapso de la economía de la Autoridad Palestina durante los últimos cinco años de guerra, los árabes palestinos todavía están mejor que muchos de sus vecinos.El Informe sobre Desarrollo Humano más reciente de las Naciones Unidas clasifica a la Autoridad Palestina 102 en términos de esperanza de vida, logros educativos e ingresos reales ajustados de los 177 países y territorios del mundo, colocándolo en la categoría de & ldquomedium human development & rdquo junto con la mayoría de los países. otros estados del Medio Oriente (solo los jeques del Golfo están clasificados como & ldquohigh & rdquo). La Autoridad Palestina está clasificada solo 12 lugares por debajo de Jordania y uno detrás de Irán está por delante de Siria (# 105), Argelia (# 108), Egipto (# 120) y Marruecos (# 125). 31

Pocos palestinos intercambiarían lugares con árabes en países vecinos. Bueno, quizás, con una excepción. Podrían aspirar al nivel de vida en el país clasificado 22 por la ONU e Israel.

& # 8220Los puestos de control israelíes están impidiendo innecesariamente que los palestinos reciban atención médica. & # 8221

Israel ha instituido puntos de control por una razón y ndash para evitar que los terroristas palestinos se infiltran en Israel. Si la Autoridad Palestina estaba cumpliendo con sus obligaciones en la hoja de ruta de desmantelar las redes terroristas y desarmar a los terroristas, y sus fuerzas de seguridad estaban tomando las medidas adecuadas para evitar que los palestinos planificaran y lanzaran ataques, los puestos de control serían innecesarios.

Israel intenta equilibrar sus preocupaciones de seguridad con el bienestar de los palestinos y es especialmente sensible a las necesidades médicas de los palestinos. Por lo tanto, a muchos palestinos se les permite ingresar a Israel para recibir tratamiento en algunas de las mejores instalaciones médicas del mundo.

Desafortunadamente, los terroristas palestinos han intentado aprovecharse de la buena voluntad de Israel y los rsquos. En diciembre de 2004, por ejemplo, las fuerzas de seguridad detuvieron a un agente de Hamas con documentos falsificados que afirmaban que era un paciente de cáncer que necesitaba tratamiento médico en un hospital israelí. Hamed A-Karim Hamed Abu Lihiya debía reunirse con otro terrorista, obtener armas de los aliados dentro de Israel y llevar a cabo un ataque. Ese mismo mes, un hombre reclutado por la Brigada de los Mártires de al-Aqsa para colocar una bomba en las vías del tren cerca de Netanya intentó utilizar documentos falsos que indicaban que necesitaba tratamiento hospitalario para ingresar a Israel. Otro terrorista de Hamas que planeaba un atentado suicida con bomba fue arrestado en marzo de 2005 después de fingir ser un donante de riñón. 32

El 20 de junio de 2005, Wafa Samir Ibrahim Bas, de 21 años, fue arrestado cuando intentaba pasar de contrabando un cinturón de explosivos a través del cruce de Erez. Bas despertó la sospecha de los soldados en el puesto de control cuando un escáner biométrico reveló que estaba escondiendo explosivos. Cuando se dio cuenta de que habían descubierto el cinturón explosivo, intentó sin éxito detonarlo. 33

Bas había sido ingresada por motivos humanitarios en el Centro Médico Soroka en Beersheva varios meses antes para el tratamiento de quemaduras masivas que recibió como resultado de un accidente de cocina. Después de su arresto, admitió que la Brigada de Mártires de Fatah al-Aqsa le había dado instrucciones de usar sus documentos de autorización médica personal para ingresar a Israel y llevar a cabo un ataque suicida. En una entrevista transmitida por la televisión israelí, Bas dijo que su "sueño" era ser una mártir y que su intención era matar a 40 o 50 personas y a la mayor cantidad posible de jóvenes.

Sin embargo, el Dr. Izzeldin Abuelaish, un obstetra y ginecólogo palestino del campo de refugiados de Jabalya en la Franja de Gaza, que ha trabajado en el Hospital Soroka, escribió que estaba & # 8220 indignado por el cínico y potencialmente mortal intento de atentado suicida & # 8221. El Dr. Abuelaish dijo que investiga en el Instituto de Genética del hospital y tiene una cálida relación con sus colegas. & # 8220 Siempre que estoy en el hospital hago hincapié en visitar pacientes palestinos & # 8221, dijo. & # 8220 También programo citas para otros residentes de Gaza, e incluso llevo medicamentos de Soroka a los pacientes necesitados en la Franja. El mismo día en que planeaba detonar su bomba, dos palestinos en estado crítico esperaban en Gaza para ser llevados para recibir tratamiento urgente en Soroka & # 8221.

El Dr. Abuelaish agregó: & # 8220Wafa fue enviado para matar a las mismas personas en Israel que están sanando a los palestinos de la Franja de Gaza y Cisjordania. ¿Qué pasa si los hospitales israelíes ahora deciden prohibir a los palestinos que busquen tratamiento? ¿Cómo se sentirían los que enviaron a Bis si a sus propios familiares, que necesitan atención médica en Israel, se les niega el tratamiento? & # 8221 34

El puesto de control israelí salvó la vida no solo de innumerables israelíes, sino también de los palestinos que serían terroristas suicidas. Al usar esta táctica, los palestinos han reforzado la necesidad de retener los puntos de control y han obligado a Israel a realizar inspecciones más estrictas, otro ejemplo más de cómo los terroristas están haciendo la vida innecesariamente difícil a los palestinos inocentes.

& # 147Los hospitales israelíes brindan tratamiento humanitario a los palestinos de la Franja de Gaza y Cisjordania. Estos esfuerzos continuaron cuando toda otra cooperación entre palestinos e israelíes se detuvo durante la intifada más reciente. & # 148

& # 8220La Autoridad Palestina protege los lugares sagrados judíos. & # 8221

Menos de 24 horas después de que el último soldado de las FDI se retirara de la Franja de Gaza, las topadoras de la Autoridad Palestina (AP) comenzaron a arrasar las sinagogas dejadas por los residentes judíos. Miles de palestinos también irrumpieron en los antiguos asentamientos de Gaza y prendieron fuego a varias sinagogas y yeshivot mientras las fuerzas de seguridad de la Autoridad Palestina observaban. Varios palestinos pertenecientes a grupos terroristas treparon a los techos de las sinagogas y colocaron banderas verdes en la parte superior mientras que otros miembros en el interior prendieron fuego a los edificios y saquearon los artículos que los judíos dejaron atrás. 36

La profanación de estos lugares sagrados judíos en Gaza se produjo después de que Israel decidió no desmantelar las sinagogas allí. El ministro de Defensa, Shaul Mofaz, declaró: & # 8220 Sería un error judío histórico destruir las sinagogas. & # 8221 37

La decisión de mantener en pie las 19 sinagogas y ieshivot en Gaza y los asentamientos evacuados del norte de Samaria fue aprobada en el gabinete por una votación de 14-2. Israel le dijo al secretario general de las Naciones Unidas, Kofi Annan, que desde que se implementó el plan de retirada, el & # 8220PA ahora tenía la responsabilidad moral de proteger las sinagogas como lugares con significado religioso. & # 8221 38 A principios de la semana, el Ministerio de Defensa los trabajadores colocaron carteles que decían & # 8220Holy Place & # 8221 en árabe e inglés en las paredes de las sinagogas en toda Gaza para que los palestinos supieran que no debían destruirlos. 39

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, defendió la destrucción de las sinagogas de Gaza simplemente afirmando: & # 8220 No hay sinagogas aquí & # 8221 Abbas dijo que los edificios que eran formalmente sinagogas ahora estaban vacíos y en peligro de colapsar, y deben ser demolidos para construir casas. para miles de palestinos. 40 La Autoridad Palestina sostuvo que las sinagogas eran símbolos de la ocupación israelí y boicoteó la ceremonia que marcaba la entrega de Gaza a los palestinos en protesta por la decisión de Israel de dejar intactas las sinagogas. 41

Esta no fue la primera vez que la Autoridad Palestina no ha logrado proteger los lugares sagrados judíos:

  • En septiembre de 1996, los alborotadores palestinos destruyeron una sinagoga en la Tumba de José en Nablus. cerca de Belén ha sido atacado repetidamente desde 1996.
  • En octubre de 2000, la tumba de José fue incendiada después de que la guarnición israelí que la custodiaba se retirara temporalmente. Posteriormente fue reconstruida como mezquita.
  • También en octubre de 2000, la antigua sinagoga de Jericó fue destruida por un incendio provocado y una segunda sinagoga histórica resultó dañada.

Los libros de texto de la Autoridad Palestina continúan enseñando a los jóvenes palestinos que los judíos no tienen conexión con la Tierra de Israel y que menosprecian al judaísmo, por lo que no debería sorprender que no se muestre respeto a las instituciones judías. Esta es una de las razones por las que Israel se muestra reacio a hacer concesiones con respecto a Jerusalén que permitan a los palestinos amenazar la santidad de los santuarios de cualquier religión.

Notas

1 Oficina Central de Estadísticas de Israel.
2 Oficina Central de Estadísticas de Israel.
2a Alan Dershowitz, El caso de Israel. (Nueva York: John Wiley & amp Sons, 2003), pág. 157.
3 Discurso en la Conferencia de Políticas de AIPAC, (23 de mayo de 1989).
4 Newsview, (23 de marzo de 1982).
5 El-Wahda, (Abu Dhabi).
5a "Desarrollo de recursos hídricos", USAID West Bank y Gaza
5b Haaretz, (23 de septiembre de 2003).
6 Shabtai Teveth, Ben-Gurion y los árabes palestinos: de la paz a la guerra, (Londres: Oxford University Press, 1985), pág. 140.
6a James Bennet, & # 8220 ¿Carta del Showplace árabe de Oriente Medio? ¿Podría ser Cisjordania? & # 8221 New York Times, (2 de abril de 2003).
7 Golda Meir, Mi vida, (Nueva York: Dell Publishing Co., 1975), págs. 308-309.
8 Moshe Decter, Servir. Enseñar. Dejar. El estudio del programa de asistencia para el desarrollo de Israel en el África negra, (Nueva York: Congreso Judío Estadounidense, 1977), págs. 7-8.
9 Meir, pág. 306.
10 La nueva república, (30 de diciembre de 2002).
11 Anthony Cordesman, "From Peace to War: Land for Peace o Settlements for War", DC: Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales, 15 de agosto de 2003, págs. 12-13.
12 Informe de Jerusalén, (20 de diciembre de 2002).
13 Washington Times, (20 de febrero de 2003).
14 Véase, por ejemplo, agosto de 2003, Ministerio de Finanzas de la Autoridad Nacional Palestina.
15 Véase, por ejemplo, Center for Monitoring the Impact on Peace, Newsletter (diciembre de 2003 y febrero de 2004).
16 Centro para el Monitoreo del Impacto en la Paz, Boletín, (febrero de 2004).
17 Khaled Abu Toameh, & # 8220Kaddoumi afirma que Israel envenenó a Arafat, & # 8221 Jerusalem Post, (30 de marzo de 2005).
18 Associated Press, (17 de noviembre de 2004).
19 John Ward Anderson, & # 8220 Las teorías de la conspiración persisten sobre la muerte de Arafat, & # 8221 El Correo de Washington, (18 de noviembre de 2004), pág. A36.
20 Elisabeth Rosenthal, & # 8220 El secreto rodea el diagnóstico, & # 8221 International Herald Tribune, (12 de noviembre de 2004).
21 Bob Novak, & # 8220Hyde lucha por cristianos ignorados, & # 8221 Chicago Sun-Times, (18 de abril de 2005).
22 Alex Safian, & # 8220New York Times omite la razón principal por la que los cristianos abandonan Belén, & # 8221 (24 de diciembre de 2004), CÁMARA.
23 & # 8220 Cristianos en Palestina preocupados por su futuro Zenit, & # 8221 Agencia de Noticias Zenit, (14 de noviembre de 2004).
24 Hanan Shlein, Ma'ariv, (24 de diciembre de 2001).
25 CNN, (17 de abril de 2002).
26 Al-Hayat Al-Jadeeda, (15 de mayo de 1997).
27 Jerusalem Post, (23 de mayo de 2001).
28 Agencia de Noticias Palestina WAFA, (28 de abril de 2005).
29 Al-Quds, (27 de abril de 2005).
30 Endwave Corporation y SafeView, Inc.
31 & # 8220 Informe sobre desarrollo humano 2004, & # 8221 Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, 2005.
32 Jerusalem Post, (20 de junio de 2005).
33 Jerusalem Post, (20 de junio de 2005) BBC, (21 de junio de 2005).
34 Jerusalem Post, (24 de junio de 2005).
35 Jerusalem Post, (24 de junio de 2005).
36 & # 8220PA excavadoras comienzan a arrasar las sinagogas de Gaza restantes, & # 8221 Jerusalem Post, (12 de septiembre de 2005).
37 Herb Keinon, & # 8220Cabinet vota no desmantelar las sinagogas de Gaza, & # 8221 Jerusalem Post, (12 de septiembre de 2005).
38 Herb Keinon, & # 8220Cabinet vota no desmantelar las sinagogas de Gaza, & # 8221 Jerusalem Post, (12 de septiembre de 2005).
39 Yoav Stern, & # 8220PA para arrasar sinagogas, dice el portavoz, & # 8221 Ja & # 8217aretz, (12 de septiembre de 2005).
40 Khaled Abu Toameh, & # 8220PA, Hamás defiende la destrucción de la sinagoga, & # 8221 Jerusalem Post, (12 de septiembre de 2005).
41 & # 8220PA excavadoras comienzan a arrasar las sinagogas de Gaza restantes, & # 8221 Jerusalem Post, (12 de septiembre de 2005).


Fondo

El más conocido de los juicios por crímenes de guerra celebrados después de la Segunda Guerra Mundial fue el juicio de los "principales" criminales de guerra alemanes celebrado en Nuremberg, Alemania. Los principales funcionarios del régimen nazi fueron juzgados ante el Tribunal Militar Internacional (IMT) en el Palacio de Justicia de Nuremberg, ante jueces de Gran Bretaña, Francia, la Unión Soviética y Estados Unidos. El IMT juzgó a 22 alemanes como importantes criminales de guerra por cargos de conspiración, crímenes contra la paz, crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad. En doce procedimientos posteriores, Estados Unidos juzgó a 183 líderes alemanes en Nuremberg.

Pero los juicios de Nuremberg hicieron más que intentar liderar a los funcionarios nazis en el gobierno, las fuerzas armadas y la economía. Su legado duradero incluyó la recopilación deliberada de un registro público de los horribles crímenes, incluidos los del Holocausto, cometidos por la Alemania nazi y sus colaboradores durante la Segunda Guerra Mundial.

En su declaración de apertura ante el IMT el 21 de noviembre de 1945, el juez Robert H. Jackson, jefe de abogados de los Estados Unidos, describió el caso contra los líderes nazis y las pruebas que planeaba presentar en el juicio. Él afirmó:

Este Tribunal, aunque es novedoso y experimental, no es producto de especulaciones abstractas… No le pediremos que condene a estos hombres por el testimonio de sus enemigos. No hay ningún recuento en la acusación que no pueda ser probado por libros y registros ... [estos hombres] dispuestos con frecuencia para ser fotografiados en acción. Verá su propia conducta y escuchará sus propias voces mientras estos acusados ​​representan para usted algunos de los eventos en el curso de la conspiración.
- Fiscal en jefe de los Estados Unidos, Robert H. Jackson
Declaración de apertura ante el Tribunal Militar Internacional

Escuche un extracto 1

Robert H. Jackson: "Le mostraremos sus propias películas" - Cortesía de la Corte Internacional de Justicia (Ver información de archivo)

Al utilizar documentos nazis contra los defensores, uno de los objetivos de la fiscalía era demostrar que los nazis se habían propuesto deliberadamente destruir al pueblo judío. Lo hicieron reuniendo pruebas que confirmaban un plan nazi para asesinar sistemáticamente a los judíos de Europa. En su declaración de apertura, Jackson explicó además:

Estos crímenes fueron organizados y promovidos por la dirección del Partido [Nazi], ejecutados y protegidos por los funcionarios nazis, como les convenceremos por órdenes escritas de la propia Policía Secreta del Estado [Gestapo]. La conspiración o plan común para exterminar al judío. en gran medida ha tenido éxito. Solo quedan restos de la población judía europea en Alemania, en los países que Alemania ocupó y en los que fueron sus satélites o colaboradores.


Los fantasmas de Auschwitz: dentro de Hitler y # x27s Killing Machine

Juramos, nunca más. Sin embargo, hoy estamos viendo otro intento estatal de privar de sus derechos a un pueblo debido a su religión. ¿Cuánto tiempo permaneceremos en silencio?

Los sobrevivientes del Holocausto se paran detrás de una cerca de alambre de púas después de la liberación del campo de exterminio alemán nazi Auschwitz-Birkenau en 1945 en la Polonia ocupada por los nazis. Cortesía de Yad Vashem Archives / Handout via Reuters

Hace setenta años esta semana, los soldados soviéticos liberaron el complejo de Auschwitz-Birkenau, donde encontraron a unos 7.000 prisioneros demacrados y gravemente enfermos y 600 cadáveres. También encontraron 370.000 trajes de hombre, 837.000 prendas de mujer y 7,7 toneladas de cabello humano.

Y así, la eficiente máquina de matar del Tercer Reich quedó expuesta al resto del mundo.

Aunque los nazis en retirada habían tratado de destruir la evidencia de su genocidio, pronto se hizo evidente la magnitud de los horrores. Sin embargo, las historias sobre la verdadera naturaleza de Auschwitz se habían ido filtrando desde 1941, y los informes posteriores fueron bastante explícitos sobre el propósito de los campos de concentración y exterminio. Los campos de concentración habían sido construidos por los nazis para encarcelar a personas "indeseables", incluidos opositores políticos que luego proporcionaban trabajo forzoso a las fábricas circundantes. Se construyeron campos de exterminio para liquidar a estas personas indeseables, borrando todo rastro de ellas.

Yad Vashem Holocaust Memorial en Jerusalén, 22 de marzo de 2013. Crédito: Reuters / Jason Reed

Sin embargo, a pesar de los relatos de prisioneros fugitivos y del gobierno polaco en el exilio a pesar de la franca privación de derechos, estigmatización y persecución de los judíos por parte de los nazis a pesar de las pruebas de repatriación forzada a guetos judíos y a pesar de los pogromos y las desapariciones en Europa del Este en el Tras el avance de la Wehrmacht, el mundo apartó la mirada cortésmente. De hecho, tampoco fue este el último genocidio del siglo XX: nos hemos vuelto buenos para desviar la mirada.

Ahora sabemos que 1,3 millones de hombres, mujeres y niños fueron enviados al complejo de Auschwitz-Birkenau. De ellos, 1,1 millones fueron asesinados, la mayoría gaseados hasta la muerte, el resto sucumbió a enfermedades, hambre, ejecuciones individuales y experimentos médicos. De ese número, 960.000 eran judíos, el resto comprendía polacos no judíos, prisioneros de guerra soviéticos, romaníes (o gitanos) y otros considerados indeseables por el Tercer Reich.

Se estima que entre 5,5 y 6 millones de judíos fueron asesinados durante el Holocausto, el guión entre los dos números representa hasta medio millón de personas imposibles de rastrear, en sí mismo un testimonio del deseo nazi de borrar por completo a un pueblo de la faz de la tierra simplemente porque de su religión. También sabemos que la matanza fue organizada, eficiente, industrial y contó con todo el poder del estado detrás.

Una vista general del antiguo campo de concentración y exterminio nazi alemán Auschwitz en Oswiecim, Polonia, 19 de enero de 2015. Foto: Reuters / Pawel Ulatowski

Sin embargo, la decisión de matar hasta el último judío de Europa, la llamada "Solución final a la cuestión judía", se tomó gradualmente. Aunque las políticas para implementar la Solución Final se finalizaron en la Conferencia de Wannsee de enero de 1942, el lenguaje cuidadosamente codificado utilizado para difundir las instrucciones para transportar judíos a los campos de exterminio solo fue comprensible debido a las políticas adoptadas por el Tercer Reich a partir de 1933 en adelante. Para entonces, la persecución de los judíos tenía fuerza legal desde la persecución hasta el "exterminio" (ese era el término nazi para la matanza) era un pequeño paso.

Los nazis no perdieron el tiempo después de tomar el poder en enero de 1933 para crear una patria aria. Para el 1 de abril, habían implementado un boicot a las empresas judías, que finalmente también permitió que ciertas empresas fueran "arianizadas" o vendidas por la fuerza a los alemanes. Para el 7 de abril, el partido de Hitler había aprobado la 'Ley para la restauración del servicio civil profesional' que prohibía a los judíos y otros 'no arios' ejercer la ley, servir en la administración pública o ocupar cargos públicos, que incluían la enseñanza y el ser un editor o propietario de periódicos. Los estudiantes judíos fueron restringidos por cuotas y los médicos judíos fueron despedidos o se les instó a renunciar. No se pudieron interpretar obras de compositores, autores y artistas judíos.

El 10 de mayo de 1933, los estudiantes alemanes quemaron más de 25.000 libros en la plaza de la Ópera Estatal de Berlín, declarándolos de espíritu "no alemán". En esas cenizas había libros de autores judíos, así como de alemanes liberales o de izquierda.Fue el comienzo de una censura extrema donde el Partido decidió lo que constituía, en palabras de Joseph Goebbels, quien se dirigió a la multitud, "la decencia y la moralidad en la familia y el estado".

La severa reducción del sustento de los judíos logró que unos 50.000 judíos (de los 523.000 originales en 1933) abandonaran Alemania a finales de 1934. Además, en julio de 1933, los nazis legislaron para despojar a los judíos alemanes naturalizados de sus derechos. ciudadanía, allanando el camino para la deportación de inmigrantes recientes.

En conjunto, estos pasos segregaron a los judíos social y económicamente ya que la interacción entre judíos y no judíos fue desalentada por la propaganda y reforzada por la mafia de los activistas del partido. Sin embargo, la violencia estaba afectando la economía y la imagen de Alemania, por lo que en 1935, Hitler tuvo que controlar a los activistas del partido. Sin embargo, fueron aplacados con el siguiente conjunto de leyes, promulgadas en septiembre de 1935 en Nuremberg.

Las Leyes de Nuremberg definieron ciudadanía y raza: las dos leyes principales y 13 leyes complementarias añadidas en los años siguientes definieron a los judíos, los marginaron y finalmente los despojaron de todos sus derechos. La primera ley, "La Ley para la protección de la sangre y el honor alemanes" prohibía los matrimonios entre judíos y los de "sangre alemana" (artículo 1), así como las relaciones extramaritales entre los dos (artículo 2). Los hogares judíos no podían emplear a mujeres alemanas menores de 45 años (artículo 3) y se les prohibió exhibir los colores del Reich, sin embargo, se les animó a exhibir "colores judíos" (artículo 4).

La Ley de ciudadanía del Reich definió a los ciudadanos alemanes como 'una persona que disfruta de la protección del Reich alemán' (artículo 1), definida además como alguien 'que es de sangre alemana o afín, y que prueba con su conducta que está dispuesto y apto para servir fielmente al pueblo alemán y al Reich. »Estos privilegios se adquirieron mediante« la concesión de un certificado de ciudadanía del Reich »(artículo 2).

Con esto, la privación del derecho a voto y la persecución de los judíos tuvo sanción legal. Sin embargo, los nazis se envalentonaron por el hecho de que el resto del mundo parecía haber dado rienda suelta a su trato a los judíos. La persecución de los judíos en esta fase alcanzó su apoteosis en la Kristallnacht de noviembre de 1938, cuando las tropas de asalto nazis atacaron hogares, negocios y sinagogas judíos en venganza por el asesinato de un diplomático alemán en Francia por un joven judío, quizás inestable, cuyo los padres habían sido deportados a Polonia por la Gestapo.

Una foto de archivo del 10 de noviembre de 1938, que muestra escaparates rotos en Berlín un día después de que concluyera el pogromo nazi conocido como Kristallnacht. Foto: notionscapital / Flickr, CC BY 2.0

Treinta mil hombres judíos también fueron detenidos esa noche y enviados a campos de concentración. La prensa mundial reaccionó con gran indignación a los hechos de esa noche, pero eso fue todo. Hitler no fue desafiado y alentó el siguiente paso, que fue la ejecución de judíos en Europa del Este por escuadrones de la muerte nazis, o Einsatzgruppen, a partir de 1939.

Estas ejecuciones, llevadas a cabo a quemarropa y las víctimas con disparos en la cabeza o el cuello, se cobraron 1,3 millones de vidas de judíos. Aún así, el mundo no dijo nada. Mientras tanto, disparar físicamente a cada judío (hombre, mujer y niño, joven y viejo) estaba pasando factura a los soldados alemanes, especialmente a medida que el número de judíos en territorios bajo control alemán aumentó con la invasión de Rusia en 1941. Los nazis entonces pasó a un método más eficiente, que era el gaseado a escala industrial.

Auschwitz, con sus cinco cámaras de gas y crematorios adjuntos, es hoy un testimonio silencioso de esa industrialización del asesinato.

Y, sin embargo, por cada víctima de esos asesinatos industrializados, hubo quienes hicieron posible esa muerte. Los asesinatos a esta escala solo podían ocurrir porque estos individuos tenían el poder del estado detrás de ellos. Estaban protegidos por las órdenes que seguían, órdenes respaldadas por leyes aprobadas por el gobierno. El caso del juicio de Adolf Eichmann ilustra esto claramente.

Adolf Eichmann. Foto: Wikipedia

La notoriedad de Eichmann es quizás mayor en la muerte que en la vida. Un funcionario nazi de nivel medio que ascendió a teniente coronel, Eichmann dirigió el departamento de las SS que se ocupaba de los asuntos judíos. Tomó sus órdenes para Reinhard Heydrich (el arquitecto de la Solución Final) y, en última instancia, Heinrich Himmler, y finalmente se le encargó la logística de la Solución Final: la identificación, recolección y transporte de judíos a los campos de exterminio en Polonia.

En otras palabras, era un burócrata y, a juzgar por los millones que reunió para enviar a Auschwitz y otros campos de exterminio, eficiente. Sin embargo, Eichhmann es famoso por la forma en que murió: fue secuestrado por el estado israelí de Argentina en 1960, donde se escondía después de la guerra, fue juzgado en Israel y declarado culpable de crímenes de guerra, crímenes de lesa humanidad y crímenes. contra el pueblo judío, por lo que fue ahorcado en 1962.

Sin embargo, su juicio fue importante porque permitió a los sobrevivientes enfrentarse a una persona en lugar de a un estado sin rostro mientras revivían los terrores de su supervivencia: los horrores de los guetos, la selección de su propia gente (el Consejo de Ancianos, para los nazis en un cruel twist, puso a los judíos a cargo de seleccionar a otros judíos para su muerte: los Ancianos lo hicieron con la vana esperanza de que su familia cercana se salvaría, ya que se les permitió ofrecer una lista de personas a proteger, pero, por supuesto, esa lista, la El autor y los nombres en ellos finalmente cayeron bajo las ruedas aplastantes de la máquina de matar) el papeleo interminable antes del transporte donde los seleccionados documentaron sus propiedades y riqueza el ganado hacinado transporta la selección en los campamentos a los que morirían de inmediato y los que serían utilizado por los nazis para el trabajo u otros fines y, finalmente, la deshumanizante indignidad de la supervivencia en los campos de concentración.

La filósofa Hannah Arendt describió el juicio en un libro que causó casi tanta controversia como el propio juicio de Eichmann, pues lo subtituló Un informe sobre la banalidad del mal. Y, sin embargo, comprender verdaderamente ese subtítulo es comprender los horrores de la máquina de matar patrocinada por el estado que los nazis pusieron en marcha. La defensa de Eichmann fue que simplemente estaba siguiendo órdenes.

Sí, acorralaba a la gente para enviarla a la muerte, pero ese era su trabajo y lo hacía bien. Él no los disparó personalmente, ni los condujo a las cámaras de gas: su trabajo consistía en identificar, recoger y transportar a los judíos porque eran judíos y el estado había declarado a los judíos no ciudadanos, que por su sola presencia eran un problema para los judíos. la patria.

Continuó explicando que él personalmente no tenía nada en contra de los judíos, estaba orgulloso de saber más sobre el sionismo que sobre los escritos de Hitler. Además, lo que hizo fue, a sus ojos, legal, porque el estado ya había sancionado la segregación y persecución de los judíos a través de las leyes de 1933 y 1935. Estaba orgulloso de haber hecho bien su trabajo y de haber avanzado en la maquinaria burocrática. .

Es importante señalar que Eichmann no fue estúpido. La mayoría de los altos funcionarios nazis tenían un alto nivel educativo. Pero como explicó Roger Berkowitz, Eichmann era un "carpintero". Encontró significado y propósito en el movimiento nazi. La unión le permitió comprometerse con el propósito superior declarado en la propaganda del movimiento. Rodeado de personas de ideas afines, su fe no se vio perturbada por dudas o cuestionamientos, ya que sus camaradas fueron igualmente inquebrantables en su fidelidad al movimiento.

Ésta es, pues, la banalidad del mal. Que la máquina de matar patrocinada por el estado era maligna está fuera de toda duda. Tampoco tienen ninguna duda sobre la maldad que envió a la muerte a judíos, gitanos, discapacitados, criminales, homosexuales y prisioneros de guerra.

Niña romaní o sinti encarcelada en Auschwitz. Fotografías tomadas por las SS para sus archivos. Foto: Colecciones de la biblioteca del Holocausto de Wiener

Más bien es el hecho de que el Estado habilitó estos asesinatos con legislación, convirtiendo el asesinato en un ejercicio burocrático. El idioma también es importante. Los judíos eran un "problema" que requería una & # 8216 solución final & # 8217. El código no solo permitió a los nazis disimular el propósito principal de los transportes. También encubrió toda la empresa en officialese.

Como Eichmann iba a declarar en un momento durante su juicio, 'Officialese [Amtssprache] es mi único idioma.' En cuanto a la conciencia, bueno, Arendt explica que Hitler encontró una solución clara para 'resolver el problema de la conciencia': esto fue era una época de guerra, y el argumento de la seguridad hizo que estos asesinatos fueran justificables.

Los horrores del Holocausto nos persiguen, como deberían. La eficiencia de la máquina de matar nazi requería que los cuerpos fueran incinerados para eliminar todos los rastros de su existencia, pero no antes de que fueran recolectados como objetos de valor. Para regresar a Auschwitz, a los enviados a las cámaras de gas se les ordenó primero que se desnudaran y dejaran sus objetos de valor en una pila (se les dijo que iban a ir a una ducha para que les quitaran los piojos).

Una vez que fueron metidos en la cámara abarrotada, se sellaron las puertas y se introdujo el cianuro. La muerte siguió poco después. Luego, Sonderkommando, otros prisioneros judíos a quienes se hizo trabajar para el régimen nazi, fueron enviados a recolectar los cuerpos: quitar las joyas restantes, rasurar el cabello de las mujeres para ser utilizado por la industria (por ejemplo, para rellenar colchones) y quitar cualquier empastes de oro de los dientes. Como documentaron con orgullo los nazis, en 1944, recolectaban de 10 a 12 kg de oro al mes en Auschwitz.

Esta fue la muerte deshumanizada. Juramos, nunca más. Y vio cómo se desarrollaba el genocidio en Camboya en la década de 1970, Ruanda en 1994, Bosnia en 1995 y Darfur en la década de 2000. Protestamos porque estos fueron espontáneos, no podrían haber sido previstos, eran de un tipo diferente a los asesinatos de judíos europeos patrocinados por el estado.

Y, sin embargo, hoy estamos viendo otro intento estatal de privar de sus derechos a un pueblo debido a su religión. ¿Cuánto tiempo permaneceremos en silencio?


Artículos relacionados

Testimonios de la masacre censurada de Deir Yassin: 'Apilaron cuerpos y los quemaron'

La confesión final del general vincula la masacre de 1956 con el plan secreto de Israel para expulsar a los árabes

Los palestinos descubren la historia de la Nakba, incluso cuando Israel los separa de sus fuentes

Desde el comienzo de la última década, los equipos del Ministerio de Defensa han estado revisando los archivos de Israel y rsquos y eliminando documentos históricos. Pero no se trata solo de documentos relacionados con el proyecto nuclear de Israel o de las relaciones exteriores del país que se están transfiriendo a las bóvedas: se han ocultado cientos de documentos como parte de un esfuerzo sistemático para ocultar pruebas de la Nakba.

El fenómeno fue detectado por primera vez por el Instituto Akevot para la Investigación del Conflicto Israelí-Palestino. Según un informe elaborado por el instituto, la operación está encabezada por Malmab, el departamento secreto de seguridad del Ministerio de Defensa y rsquos (el nombre es un acrónimo en hebreo de & ldquodirector de seguridad del establecimiento de defensa & rdquo), cuyas actividades y presupuesto están clasificados. El informe afirma que Malmab eliminó la documentación histórica de manera ilegal y sin autoridad, y al menos en algunos casos ha sellado documentos que previamente habían sido autorizados para su publicación por el censor militar. Algunos de los documentos que se colocaron en bóvedas ya habían sido publicados.

Un informe de investigación de Haaretz descubrió que Malmab ha ocultado el testimonio de los generales de las FDI sobre la matanza de civiles y la demolición de aldeas, así como documentación de la expulsión de beduinos durante la primera década de la estadidad. Las conversaciones mantenidas por Haaretz con directores de archivos públicos y privados revelaron que el personal del departamento de seguridad había tratado los archivos como de su propiedad, en algunos casos amenazando a los propios directores.

Yehiel Horev, quien dirigió Malmab durante dos décadas, hasta 2007, reconoció a Haaretz que lanzó el proyecto, que aún está en curso. Sostiene que tiene sentido ocultar los hechos de 1948, porque descubrirlos podría generar malestar entre la población árabe del país. Preguntado sobre qué sentido tiene sacar documentos que ya han sido publicados, explicó que el objetivo es socavar la credibilidad de los estudios sobre la historia del problema de los refugiados. En opinión de Horev & rsquos, una acusación hecha por un investigador que está respaldada por un documento original no es lo mismo que una acusación que no puede ser probada o refutada.

El documento que Novick estaba buscando podría haber reforzado el trabajo de Morris. Durante la investigación, Haaretz pudo, de hecho, encontrar el memorando de Aharon Cohen, que resume una reunión del Comité Político de Mapam & rsquos sobre el tema de masacres y expulsiones en 1948. Los participantes en la reunión pidieron cooperación con una comisión de investigación que investigaría los eventos. Un caso que el comité discutió se refería a "acciones graves" llevadas a cabo en la aldea de Al-Dawayima, al este de Kiryat Gat. Un participante mencionó a este respecto a la milicia clandestina Lehi, entonces disuelta. También se informó de actos de saqueo: & ldquoLod y Ramle, Be & rsquoer Sheva, no hay & rsquot [una tienda árabe] que no haya sido allanada. La novena brigada dice 7, la séptima brigada dice 8. & rdquo

“El partido”, dice el documento cerca del final, “está en contra de la expulsión si no hay necesidad militar para ello. Existen diferentes enfoques relacionados con la evaluación de la necesidad. Y es mejor una aclaración adicional. ¡Qué sucedió en Galilea y esos son actos nazis! Cada uno de nuestros miembros debe informar lo que sabe. & Rdquo

La versión israelí

Uno de los documentos más fascinantes sobre el origen del problema de los refugiados palestinos fue escrito por un oficial en Shai, el precursor del servicio de seguridad Shin Bet. Se analiza por qué el país se vació de tantos de sus habitantes árabes, insistiendo en las circunstancias de cada aldea. Compilado a finales de junio de 1948, se tituló "La emigración de los árabes de Palestina".

Este documento fue la base de un artículo que Benny Morris publicó en 1986. Después de que apareció el artículo, el documento se eliminó del archivo y quedó inaccesible para los investigadores. Años más tarde, el equipo de Malmab volvió a examinar el documento y ordenó que permaneciera clasificado. No podían haber sabido que unos años más tarde los investigadores de Akevot encontrarían una copia del texto y pasarían a los censores militares y ndash que autorizaron su publicación incondicionalmente. Ahora, después de años de ocultación, aquí se revela la esencia del documento.

El documento de 25 páginas comienza con una introducción que aprueba descaradamente la evacuación de las aldeas árabes. Según el autor, el mes de abril "sobresalió en un aumento de la emigración", mientras que May fue bendecida con la evacuación de plazas máximas. "El informe aborda entonces" las causas de la emigración árabe ". Según la narrativa israelí que se difundió en Los años, la responsabilidad del éxodo de Israel recae en los políticos árabes que alentaron a la población a irse. Sin embargo, según el documento, el 70 por ciento de los árabes se fueron como resultado de las operaciones militares judías.

Niños palestinos esperando la distribución de leche por parte de UNICEF en el convento de las Hermanas Franciscanas de Nazaret, el 1 de enero de 1950. AW / UN Photo

El autor anónimo del texto clasifica las razones de la salida de los árabes en orden de importancia. La primera razón: "Actos directos de hostilidad judíos contra los lugares de asentamiento árabes". La segunda razón fue el impacto de esas acciones en las aldeas vecinas. En tercer lugar en importancia llegaron las "operaciones de las separaciones", a saber, los subterráneos de Irgun y Lehi. La cuarta razón del éxodo árabe fueron las órdenes emitidas por las instituciones árabes y las 'ldquogangs' (como el documento se refiere a todos los grupos de lucha árabes), la quinta fueron las 'operaciones de susurro judío' para inducir a los habitantes árabes a huir y el sexto factor fue el 'ultimátum de evacuación'. & rdquo

El autor afirma que, "sin duda alguna, las operaciones hostiles fueron la principal causa del movimiento de la población". Además, "los altavoces en lengua árabe demostraron su eficacia en las ocasiones en que se utilizaron correctamente". En cuanto a Irgun y Lehi operaciones, el informe observa que & ldquomany en las aldeas del centro de Galilea comenzó a huir tras el secuestro de los notables de Sheikh Muwannis [una aldea al norte de Tel Aviv]. El árabe aprendió que no es suficiente forjar un acuerdo con la Haganá y que hay otros judíos [es decir, las milicias disidentes] de los que hay que tener cuidado. & Rdquo

El autor señala que los ultimátums para irse se emplearon especialmente en el centro de Galilea, menos en la región del monte Gilboa. "Naturalmente, el acto de este ultimátum, como el efecto del" consejo amistoso ", se produjo después de una cierta preparación del terreno mediante acciones hostiles en la zona."

Un apéndice del documento describe las causas específicas del éxodo de cada una de las decenas de lugares árabes: Ein Zeitun & ndash & ldquoour destrucción de la aldea & rdquo Qeitiya & ndash & ldquoharassment, amenaza de acción & rdquo Almaniya & ndash & ldquoour acción, muchos asesinados & rdquo robo y asesinato llevados a cabo por los escindidos & rdquo Sumsum & ndash & ldquoour ultimátum & rdquo Bir Salim & ndash & ldquoataque al orfanato & rdquo y Zarnuga & ndash & ldquoconquista y rdquo.

A principios de la década de 2000, el Centro Yitzhak Rabin realizó una serie de entrevistas con ex figuras públicas y militares como parte de un proyecto para documentar su actividad al servicio del estado. El largo brazo de Malmab también aprovechó estas entrevistas. Haaretz, que obtuvo los textos originales de varias de las entrevistas, las comparó con las versiones que ahora están disponibles para el público, luego de que grandes franjas de ellas fueran declaradas clasificadas.

Estos incluyeron, por ejemplo, secciones del testimonio de Brig. El general (res.) Aryeh Shalev sobre la expulsión al otro lado de la frontera de los residentes de un pueblo al que llamó "Sabra". Más adelante en la entrevista, se eliminaron las siguientes frases: "Había un problema muy grave en el valle. Había refugiados que querían regresar al valle, al Triángulo [una concentración de pueblos y aldeas árabes en el este de Israel]. Los expulsamos.Me reuní con ellos para persuadirlos de que no quisieran eso. Tengo papeles al respecto. & Rdquo

En otro caso, Malmab decidió ocultar el siguiente segmento de una entrevista que el historiador Boaz Lev Tov realizó con el mayor general (res.) Elad Peled:

Lev Tov: & ldquoWe & rsquore hablando de una población y ndash mujeres y niños? & Rdquo

Lev Tov: & ldquoDon & rsquot distinguiste entre ellos? & Rdquo

Peled: & ldquoEl problema es muy simple. La guerra es entre dos poblaciones. Salen de su casa. & Rdquo

Lev Tov: & ldquoSi la casa existe, ¿tienen un lugar al que regresar? & Rdquo

Peled: & ldquoIt & rsquos no son ejércitos todavía, it & rsquos pandillas. Nosotros también somos bandas. Salimos de la casa y regresamos a la casa. Salen de la casa y regresan a la casa. Es su casa o la nuestra. & Rdquo

Lev Tov: & ldquoQualms pertenecen a la generación más reciente? & Rdquo

Peled: & ldquoSí, hoy. Cuando me siento aquí en un sillón y pienso en lo que pasó, me vienen a la mente todo tipo de pensamientos. & Rdquo

Lev Tov: & ldquoWasn & rsquot that the case then? & Rdquo

Peled: & ldquoMira, déjame decirte algo aún menos agradable y cruel, sobre la gran redada en Sasa [aldea palestina en la Alta Galilea]. En realidad, el objetivo era disuadirlos, decirles: "Queridos amigos, el Palmaj [las tropas de Haganah y ldquoshock] puede llegar a todos los lugares, ustedes no son inmunes". Ese era el corazón del asentamiento árabe. ¿Pero que hicimos? Mi pelotón voló 20 casas con todo lo que había allí. & Rdquo

Lev Tov: & ldquo¿Mientras la gente dormía allí? & Rdquo

Peled: 'Supongo que sí. Lo que pasó ahí, vinimos, entramos al pueblo, colocamos una bomba al lado de cada casa, y luego Homesh tocó una trompeta, porque no teníamos radios, y esa fue la señal [para que nuestras fuerzas] se fueran. Corremos al revés, los zapadores se quedan, tiran, todo es primitivo. Encienden la mecha o tiran del detonador y todas esas casas se han ido. & Rdquo

Soldados de las FDI que custodiaban a los palestinos en Ramle, en 1948. Colección de Benno Rothenberg / Archivos de las FDI y del Establecimiento de Defensa

Otro pasaje que el Ministerio de Defensa quería ocultar al público proviene de la conversación del Dr. Lev Tov & rsquos con el Mayor General Avraham Tamir:

Tamir: & ldquoEstaba bajo Chera [Maj. El general Tzvi Tzur, más tarde jefe de personal de las FDI], y yo teníamos excelentes relaciones de trabajo con él. Él me dio libertad de acción y ndash don & rsquot ask & ndash y yo estaba a cargo del trabajo de personal y operaciones durante dos desarrollos derivados de la política del [Primer Ministro David] Ben-Gurion & rsquos. Una novedad fue cuando llegaron informes sobre marchas de refugiados de Jordania hacia las aldeas abandonadas [en Israel]. Y luego Ben-Gurion establece como política que tenemos que demoler [las aldeas] para que no tengan ningún lugar al que regresar. Es decir, todas las aldeas árabes, la mayoría de las cuales estaban en [el área cubierta por] el Comando Central, la mayoría de ellas. & Rdquo

Lev Tov: & ldquo¿Los que todavía estaban en pie? & Rdquo

Tamir: & ldquoLos ​​que aún no estaban habitados por israelíes. Había lugares donde ya habíamos asentado a israelíes, como Zakariyya y otros. Pero la mayoría de ellos seguían siendo pueblos abandonados. & Rdquo

Lev Tov: & ldquo¿Que estaban de pie? & Rdquo

Tamir: & ldquoDe pie. Era necesario que no hubiera un lugar al que regresar, así que movilicé a todos los batallones de ingenieros del Comando Central y en 48 horas derribé todos esos pueblos. Período. No hay lugar al que regresar. & Rdquo

Lev Tov: & ldquoSin dudarlo, me imagino. & Rdquo

Tamir: & ldquoSin dudarlo. Esa era la política. Me movilicé, lo llevé a cabo y lo hice. & Rdquo

Cajones en bóvedas

La bóveda del Centro de Investigación y Documentación Yad Yaari está un piso por debajo del nivel del suelo. En la bóveda, que en realidad es una habitación pequeña y bien asegurada, hay pilas de cajas que contienen documentos clasificados. El archivo alberga los materiales del movimiento Hashomer Hatzair, el movimiento Kibbutz Ha & rsquoartzi kibbutz, Mapam, Meretz y otros organismos, como Peace Now.

El director de archive & rsquos es Dudu Amitai, quien también es presidente de la Asociación de Archiveros de Israel. Según Amitai, el personal de Malmab visitó el archivo con regularidad entre 2009 y 2011. El personal del archivo relata que los equipos del departamento de seguridad y dos jubilados del Ministerio de Defensa sin formación en archivos se presentaban dos o tres veces por semana. Buscaron documentos de acuerdo con palabras clave como & ldquonuclear, & rdquo & ldquosecurity & rdquo y & ldquocensorship & rdquo, y también dedicaron un tiempo considerable a la Guerra de Independencia y al destino de las aldeas árabes anteriores a 1948.

"Al final, nos enviaron un resumen, diciendo que habían localizado algunas docenas de documentos confidenciales", dice Amitai. "Normalmente, no separamos archivos, por lo que docenas de archivos, en su totalidad, llegaron a nuestra bóveda y se eliminaron del catálogo público". Un archivo puede contener más de 100 documentos.

Uno de los archivos que fue sellado trata con el gobierno militar que controló las vidas de los ciudadanos árabes israelíes desde 1948 hasta 1966. Durante años, los documentos se almacenaron en la misma bóveda, inaccesible para los estudiosos. Recientemente, a raíz de una solicitud del profesor Gadi Algazi, un historiador de la Universidad de Tel Aviv, Amitai examinó el archivo él mismo y dictaminó que no había razón para no abrirlo, a pesar de la opinión de Malmab & rsquos.

Según Algazi, podría haber varias razones para la decisión de Malmab & rsquos de mantener el archivo clasificado. Uno de ellos tiene que ver con un anexo secreto que contiene a un informe de un comité que examinó el funcionamiento del gobierno militar. El informe trata casi en su totalidad de las batallas por la propiedad de la tierra entre el estado y los ciudadanos árabes, y apenas toca cuestiones de seguridad.

Otra posibilidad es un informe de 1958 del comité ministerial que supervisó el gobierno militar. En uno de los apéndices secretos del informe, el coronel Mishael Shaham, un alto oficial del gobierno militar, explica que una de las razones para no desmantelar el aparato de la ley marcial es la necesidad de restringir el acceso de los ciudadanos árabes al mercado laboral y evitar el restablecimiento de la ley marcial. pueblos destruidos.

Una tercera posible explicación para ocultar el archivo se refiere a testimonios históricos inéditos sobre la expulsión de beduinos. En vísperas del establecimiento de Israel y los rsquos, casi 100.000 beduinos vivían en el Negev. Tres años después, su número se redujo a 13.000. En los años durante y después de la guerra de independencia, se llevaron a cabo una serie de operaciones de expulsión en el sur del país. En un caso, los observadores de las Naciones Unidas informaron de que Israel había expulsado a 400 beduinos de la tribu Azazma y citaron testimonios de la quema de tiendas de campaña. La carta que aparece en el archivo clasificado describe una expulsión similar llevada a cabo en 1956, según relata el geólogo Avraham Parnes:

La evacuación de Irak al-Manshiyya, cerca de la actual Kiryat Gat, en marzo de 1949. Colección de Benno Rothenberg / Archivos de las FDI y del Establecimiento de Defensa

& ldquoHace un mes hicimos una gira por el [cráter] de Ramón. Los beduinos de la zona de Mohila se acercaron a nosotros con sus rebaños y sus familias y nos pidieron que partiéramos el pan con ellos. Le respondí que teníamos mucho trabajo por hacer y que no teníamos tiempo. En nuestra visita de esta semana, nos dirigimos nuevamente hacia Mohila. En lugar de los beduinos y sus rebaños, hubo un silencio sepulcral. Decenas de cadáveres de camellos estaban esparcidos por la zona. Nos enteramos de que tres días antes, las FDI habían "tripulado" a los beduinos, y sus rebaños fueron destruidos y los camellos dispararon a las ovejas con granadas. Uno de los beduinos, que comenzó a quejarse, fue asesinado, el resto huyó. & Rdquo

El testimonio continuó, "Dos semanas antes, se les ordenó permanecer donde estaban por el momento, luego se les ordenó que se fueran, y para acelerar las cosas, se masacraron 500 cabezas". La expulsión se ejecutó "de manera eficiente". La carta continúa citando lo que uno de los soldados le dijo a Parnes, según su testimonio: "Ellos ganaron" y no se irían a menos que jodiéramos sus rebaños. Se nos acercó una joven de unos 16 años. Tenía un collar de cuentas de serpientes de bronce. Rompimos el collar y cada uno de nosotros tomó una cuenta como recuerdo. & Rdquo

La carta fue enviada originalmente al MK Yaakov Uri, de Mapai (precursor del Trabajo), quien se la pasó al ministro de Desarrollo, Mordechai Bentov (Mapam). "Su carta me impactó", escribió Uri a Bentov. Este último hizo circular la carta entre todos los ministros del gabinete, escribiendo: `` En mi opinión, el gobierno no puede simplemente ignorar los hechos relatados en la carta ''. Bentov agregó que, a la luz del espantoso contenido de la carta, pidió a los expertos en seguridad que comprobar su credibilidad. Habían confirmado que el contenido & ldquodo de hecho generalmente se ajustaba a la verdad & rdquo.

Excusa nuclear

Fue durante el mandato de la historiadora Tuvia Friling como archivero jefe de Israel & rsquos, de 2001 a 2004, que Malmab llevó a cabo sus primeras incursiones en los archivos. Lo que comenzó como una operación para evitar la filtración de secretos nucleares, dice, se convirtió, con el tiempo, en un proyecto de censura a gran escala.

"Renuncié después de tres años, y esa fue una de las razones", dice el profesor Friling. La clasificación colocada en el documento sobre la emigración de los árabes en 1948 es precisamente un ejemplo de lo que me preocupaba. El sistema de almacenamiento y archivo no es un brazo de las relaciones públicas del estado y rsquos. Si hay algo que no te gusta, bueno, eso es vida. Una sociedad sana también aprende de sus errores. & Rdquo

¿Por qué Friling permitió que el Ministerio de Defensa tuviera acceso a los archivos? La razón, dice, fue la intención de dar al público acceso al material de archivo a través de Internet. En las discusiones sobre las implicaciones de digitalizar el material, se expresó la preocupación de que las referencias en los documentos a un & ldquocierto tema & rdquo se hicieran públicas por error. El tema, por supuesto, es el proyecto nuclear de Israel & rsquos. Friling insiste en que la única autorización que recibió Malmab fue la de buscar documentos sobre ese tema.

Pero la actividad de Malmab & rsquos es sólo un ejemplo de un problema más amplio, señala Friling: & ldquoEn 1998, la confidencialidad de los [documentos más antiguos de] los archivos del Shin Bet y el Mossad expiró. Durante años, esas dos instituciones desdeñaron al archivero jefe. Cuando asumí el cargo, solicitaron que la confidencialidad de todo el material se extendiera [de 50] a 70 años, lo cual es ridículo y ndash, la mayor parte del material se puede abrir. & Rdquo

En 2010, el plazo de confidencialidad se amplió a 70 años. El pasado mes de febrero se volvió a ampliar, a 90 años, a pesar de la oposición del Consejo Supremo de Archivos. "El estado puede imponer la confidencialidad en parte de su documentación", dice Friling. La cuestión es si el tema de la seguridad no actúa como una especie de tapadera. En muchos casos, ya se ha convertido en una broma. & Rdquo

En opinión de Yad Yaari & rsquos Dudu Amitai, la confidencialidad impuesta por el Ministerio de Defensa debe ser cuestionada. En su período al mando, dice, uno de los documentos colocados en la bóveda fue una orden emitida por un general de las FDI, durante una tregua en la Guerra de Independencia, para que sus tropas se abstuvieran de violar y saquear. Amitai ahora tiene la intención de revisar los documentos que se depositaron en la bóveda, especialmente los documentos de 1948, y abrir lo que sea posible. "Lo hacemos con cautela y responsabilidad, pero reconociendo que el Estado de Israel tiene que aprender a afrontar los aspectos menos agradables de su historia".

A diferencia de Yad Yaari, donde el personal del ministerio ya no visita, continúan examinando documentos en Yad Tabenkin, el centro de investigación y documentación del Movimiento Kibbutz Unido. El director, Aharon Azati, llegó a un acuerdo con los equipos de Malmab en virtud del cual los documentos se transferirán a la bóveda solo si está convencido de que esto está justificado. Pero también en Yad Tabenkin, Malmab ha ampliado sus búsquedas más allá del ámbito del proyecto nuclear para abarcar entrevistas realizadas por personal de archivo con ex miembros del Palmach, e incluso ha examinado material sobre la historia de los asentamientos en los territorios ocupados.

Malmab, por ejemplo, ha mostrado interés en el libro en idioma hebreo & ldquoA Decade of Discretion: Settlement Policy in the Territories 1967-1977 & rdquo, publicado por Yad Tabenkin en 1992, y escrito por Yehiel Admoni, director de la Agencia Judía & rsquos Settlement Department durante la década sobre la que escribe. El libro menciona un plan para asentar a los refugiados palestinos en el Valle del Jordán y el desarraigo de 1.540 familias beduinas del área de Rafah en la Franja de Gaza en 1972, incluida una operación que incluyó el cierre de pozos por parte de las FDI. Irónicamente, en el caso de los beduinos, Admoni cita al ex ministro de Justicia Yaakov Shimshon Shapira diciendo: “No es necesario extender demasiado la lógica de la seguridad. Todo el episodio beduino no es un capítulo glorioso del Estado de Israel. & Rdquo

Refugiados palestinos que abandonan su aldea, lugar desconocido, 1948. OOPS

Según Azati, “nos estamos moviendo cada vez más hacia un endurecimiento de las filas. Aunque esta es una era de apertura y transparencia, aparentemente hay fuerzas que están tirando en la dirección opuesta. & Rdquo

Secreto no autorizado

Hace aproximadamente un año, la asesora legal de los Archivos del Estado, la abogada Naomi Aldouby, escribió una opinión titulada "Archivos cerrados sin autorización en archivos públicos". Según ella, la política de accesibilidad de los archivos públicos es competencia exclusiva del director de cada institución. .

Sin embargo, a pesar de la opinión de Aldouby & rsquos, en la gran mayoría de los casos, los archiveros que se encontraron con decisiones irrazonables de Malmab no plantearon objeciones, es decir, hasta 2014, cuando el personal del Ministerio de Defensa llegó al archivo del Instituto de Investigación Harry S. Truman en el Instituto de Investigación Hebreo. Universidad de Jerusalén. Para sorpresa de los visitantes, su solicitud de examinar el archivo y ndash que contiene colecciones del ex ministro y diplomático Abba Eban y el general de división (res.) Shlomo Gazit & ndash fue rechazada por su entonces director, Menahem Blondheim.

Según Blondheim, “les dije que los documentos en cuestión tenían décadas de antigüedad y que no podía imaginar que hubiera algún problema de seguridad que justificara restringir su acceso a los investigadores. En respuesta, dijeron: "¿Y digamos que hay testimonio aquí de que los pozos fueron envenenados en la Guerra de la Independencia?", Respondí: "Bien, esas personas deberían ser llevadas a juicio".

La negativa de Blondheim & rsquos llevó a una reunión con un funcionario del ministerio de mayor rango, solo que esta vez la actitud que encontró fue diferente y se hicieron amenazas explícitas. Finalmente, los dos lados llegaron a un acomodo.

Benny Morris no se sorprende de la actividad de Malmab & rsquos. "Lo sabía", dice, "No oficialmente, nadie me informó, pero lo encontré cuando descubrí que los documentos que había visto en el pasado ahora están sellados". Había documentos del Archivo de las FDI que usé para un artículo sobre Deir Yassin, y que ahora están sellados. Cuando llegué al archivo, ya no se me permitió ver el original, así que señalé en una nota al pie [en el artículo] que el Archivo del Estado había negado el acceso a documentos que había publicado 15 años antes. & Rdquo

El caso Malmab es solo un ejemplo de la batalla que se libra por el acceso a los archivos en Israel. Según el director ejecutivo del Instituto Akevot, Lior Yavne, & ldquo, el Archivo de las FDI, que es el archivo más grande de Israel, está sellado casi herméticamente. Aproximadamente el 1 por ciento del material está abierto. El archivo Shin Bet, que contiene materiales de inmensa importancia [para los eruditos], está totalmente cerrado, salvo un puñado de documentos. & Rdquo

Un informe escrito por Yaacov Lozowick, el archivero jefe anterior de los Archivos del Estado, tras su jubilación, se refiere al establecimiento de defensa y el control de rsquos sobre los materiales de archivo del país y rsquos. En él, escribe, "Una democracia no debe ocultar información porque pueda avergonzar al estado". En la práctica, el establecimiento de la seguridad en Israel, y hasta cierto punto también el de las relaciones exteriores, está interfiriendo con la discusión [pública]. & Rdquo

Los defensores del encubrimiento presentan varios argumentos, señala Lozowick: & ldquoEl descubrimiento de los hechos podría proporcionar a nuestros enemigos un ariete contra nosotros y debilitar la determinación de nuestros amigos, podría agitar a la población árabe, podría debilitar los argumentos del estado en los tribunales de justicia. la ley y lo que se revela podría interpretarse como crímenes de guerra israelíes ”. Sin embargo, dice,“ Todos estos argumentos deben ser rechazados. Este es un intento de ocultar parte de la verdad histórica para construir una versión más conveniente. & Rdquo

Lo que dice Malmab

Yehiel Horev fue el guardián de los secretos del establecimiento de seguridad y rsquos durante más de dos décadas. Dirigió el departamento de seguridad del Ministerio de Defensa y rsquos desde 1986 hasta 2007 y, naturalmente, se mantuvo fuera del centro de atención. Para su crédito, ahora accedió a hablar francamente con Haaretz sobre el proyecto de archivos.

"No recuerdo cuándo empezó", dice Horev, "pero sé que yo lo empecé". Si no me equivoco, empezó cuando la gente quería publicar documentos de los archivos. Tuvimos que configurar equipos para examinar todo el material saliente. & Rdquo

De las conversaciones con directores de archivo, queda claro que buena parte de los documentos sobre los que se impuso la confidencialidad se relacionan con la Guerra de Independencia. ¿Ocultar los eventos de 1948 es parte del propósito de Malmab?

Refugiados palestinos en el área de Ramle, 1948. Boris Carmi / Archivos de las FDI y del Establecimiento de Defensa

& ldquo¿Qué significa & lsquopart of the rsquo? El tema se examina con base en un enfoque de si podría dañar las relaciones exteriores de Israel y el sistema de defensa. Ésos son los criterios. Creo que sigue siendo relevante. No ha habido paz desde 1948. Puede que me equivoque, pero hasta donde yo sé, el conflicto árabe-israelí no se ha resuelto. Así que sí, es posible que sigan existiendo temas problemáticos. & Rdquo

Cuando se le preguntó de qué manera tales documentos podrían ser problemáticos, Horev habla de la posibilidad de agitación entre los ciudadanos árabes del país y rsquos. Desde su punto de vista, todos los documentos deben ser examinados y cada caso debe decidirse en función de sus méritos.

Si no se conocieran los acontecimientos de 1948, podríamos discutir si este enfoque es el correcto. Ese no es el caso. Han aparecido numerosos testimonios y estudios sobre la historia del problema de los refugiados. ¿Para qué sirve esconder cosas?

& ldquoLa cuestión es si puede hacer daño o no. Es un asunto muy delicado. No se ha publicado todo sobre el tema de los refugiados y hay todo tipo de narrativas. Algunos dicen que no hubo ninguna huida, solo expulsión. Otros dicen que hubo vuelo. No es blanco y negro. Hay & rsquos una diferencia entre la huida y los que dicen haber sido expulsados ​​por la fuerza. Es una imagen diferente. No puedo decir ahora si merece total confidencialidad, pero es un tema que definitivamente debe discutirse antes de tomar una decisión sobre qué publicar.

Durante años, el Ministerio de Defensa ha impuesto la confidencialidad a un documento detallado que describe los motivos de la salida de quienes se convirtieron en refugiados. Benny Morris ya ha escrito sobre el documento, entonces, ¿cuál es la lógica de mantenerlo oculto?

"No recuerdo el documento al que te refieres, pero si lo citó y el documento en sí no está allí [es decir, donde Morris dice que está], entonces sus hechos no son sólidos". Si dice: "Sí, tengo el documento", no puedo discutirlo. Pero si dice que está escrito allí, podría estar bien y podría estar mal. Si el documento ya estuviera afuera y estuviera sellado en el archivo, diría que eso es una locura. Pero si alguien lo cita y ndash, hay una diferencia entre el día y la noche en términos de la validez de la evidencia que citó.

En este caso, queremos hablar del erudito más citado en lo que respecta a los refugiados palestinos.

& ldquoEl hecho de que digas & lsquoscholar & rsquo no me impresiona. Conozco gente en el mundo académico que dice tonterías sobre temas que conozco de la A a la Z. Cuando el estado impone la confidencialidad, el trabajo publicado se debilita, porque él no tiene el documento. & Rdquo

¿Pero ocultar documentos basados ​​en notas a pie de página en los libros no es un intento de cerrar la puerta del granero después de que los caballos se han escapado?

"Le di un ejemplo de que no es necesario que sea así". Si alguien escribe que el caballo es negro, si el caballo no está fuera del establo, no puede probar que es realmente negro.

Existen opiniones legales que afirman que la actividad de Malmab & rsquos en los archivos es ilegal y no está autorizada.

& ldquoSi sé que un archivo contiene material clasificado, tengo el poder de decirle a la policía que vaya allí y confisque el material. También puedo utilizar los tribunales. No necesito la autorización del archivero y rsquos. Si hay material clasificado, tengo la autoridad para actuar. Mira, hay política de rsquos. Los documentos no están sellados sin ningún motivo. Y a pesar de todo, no puedo decirte que todo lo que está sellado está 100 por ciento justificado [en ser sellado]. & Rdquo

El Ministerio de Defensa se negó a responder a preguntas específicas sobre los hallazgos de este informe de investigación y se conformó con la siguiente respuesta: "El director de seguridad del establecimiento de defensa opera en virtud de su responsabilidad de proteger los secretos del estado y sus activos de seguridad". El Malmab no proporciona detalles sobre su modo de actividad o sus misiones. & Rdquo

Lee Rotbart ayudó a proporcionar investigación visual para este artículo.


Los campos de concentración israelíes que no conocías

Gran parte de las sombrías y turbias circunstancias de la limpieza étnica sionista de los palestinos a fines de la década de 1940 han quedado expuestas gradualmente con el tiempo. Un aspecto, raramente investigado o discutido profundamente, es el internamiento de miles de civiles palestinos en al menos 22 campos de concentración y trabajo sionistas que existieron entre 1948 y 1955. Ahora se sabe más sobre los contornos de este crimen histórico, debido a la investigación exhaustiva realizada por el renombrado historiador palestino Salman Abu Sitta y miembro fundador del centro de recursos palestino BADIL Terry Rempel.

El estudio, que se publicará en el próximo número de la Revista de estudios palestinos - se basa en casi 500 páginas de informes del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) escritos durante la guerra de 1948, que fueron desclasificados y puestos a disposición del público en 1996, y descubiertos accidentalmente por uno de los autores en 1999.

Además, los autores recopilaron testimonios de 22 ex detenidos civiles palestinos de estos campamentos, a través de entrevistas que ellos mismos realizaron en 2002, o documentadas por otros en diferentes momentos.

Con estas fuentes de información, los autores, como ellos mismos lo expresaron, armaron una historia más clara de cómo Israel capturó y encarceló a "miles de civiles palestinos como trabajadores forzados" y los explotó "para apoyar su economía en tiempos de guerra".

Desenterrando los crímenes

"Me encontré con esta parte de la historia en la década de 1990 cuando estaba recopilando material y documentos sobre palestinos", dijo Abu Sitta. Al-Akhbar Inglés. "Cuanto más se investiga, más se descubre que se han cometido delitos que no se denuncian ni se conocen".

En ese momento, Abu Sitta fue a Ginebra durante una semana para revisar los archivos del CICR recién abiertos. Según él, los archivos se abrieron al público tras las acusaciones de que el CICR se había puesto del lado de los nazis durante la Segunda Guerra Mundial. Fue una oportunidad que no podía dejar pasar para ver lo que el CICR había registrado sobre los hechos ocurridos en Palestina en 1948. Fue allí donde tropezó con los registros que hablaban de la existencia de cinco campos de concentración a cargo de los israelíes.

Luego decidió buscar testigos o ex detenidos, entrevistando a palestinos en la Palestina ocupada, Siria y Jordania.

“Todos describieron la misma historia y su experiencia real en estos campamentos”, dijo.

Una pregunta que le llamó la atención de inmediato fue por qué apenas había referencias en la historia sobre estos campamentos, especialmente cuando se hizo más claro cuanto más investigaba que existían, y eran más de cinco campamentos.

“Sin embargo, cuando indagué en el período de 1948-1955, encontré más referencias como Mohammed Nimr al-Khatib, quien era un imán en Haifa, quien había escrito entrevistas con alguien de la familia al-Yahya que estaba en uno de los campamentos. Pude rastrear a este hombre hasta California y hablé con él en 2002 ”, agregó.

Poco a poco, Abu Sitta descubrió más referencias que incluían información de una mujer judía llamada Janoud, una tesis de maestría en la Universidad Hebrea sobre el tema, y ​​los relatos personales del economista Yusif Sayigh, que ayudaron a desarrollar aún más la escala y la naturaleza de estos campamentos.

Después de más de una década, Abu Sitta, con su coautor Rempel, finalmente están presentando sus hallazgos al público.

De la carga a la oportunidad: campos de concentración y trabajo

El establecimiento de campos de concentración y trabajo se produjo después de la declaración unilateral del estado de Israel en mayo de 1948.

Antes de ese evento, el número de palestinos cautivos en manos sionistas era bastante bajo porque, como dice el estudio, “el liderazgo sionista concluyó desde el principio que la expulsión forzosa de la población civil era la única forma de establecer un estado judío en Palestina con una mayoría judía lo suficientemente grande como para ser 'viable' ”. En otras palabras, para los estrategas sionistas, los prisioneros eran una carga en las fases iniciales de la limpieza étnica.

Esos cálculos cambiaron con la declaración del estado israelí y la participación de los ejércitos de Egipto, Siria, Irak y Transjordania, después de que se hubiera producido gran parte de la limpieza étnica. A partir de ese momento, "las fuerzas israelíes comenzaron a tomar prisioneros, tanto soldados árabes regulares (para un eventual intercambio) como, selectivamente, civiles palestinos no combatientes sanos".

El primer campamento de Ijlil, que estaba a unos 13 km al noreste de Jaffa, en el lugar de la destruida aldea palestina Ijlil al-Qibiliyya, se vació de sus habitantes a principios de abril. Ijlil estaba compuesto predominantemente por tiendas de campaña, que albergaban a cientos y cientos de prisioneros, categorizados como prisioneros de guerra por los israelíes, rodeados de alambradas de púas, torres de vigilancia y una puerta con guardias.

A medida que crecían las conquistas israelíes, y a su vez aumentaba enormemente el número de prisioneros, se establecieron tres campos más. Estos son los cuatro campamentos "oficiales" que los israelíes reconocieron y fueron visitados activamente por el CICR.

Los cuatro campos estaban en instalaciones militares establecidas por los británicos durante el Mandato o adyacentes a ellas. Estos habían sido utilizados durante la Segunda Guerra Mundial para el entierro de prisioneros de guerra alemanes, italianos y otros. Dos de los campamentos, Atlit, establecido en julio a unos 20 kilómetros al sur de Haifa, y Sarafand, establecido en septiembre cerca de la aldea despoblada de Sarafand al-Amar en el centro de Palestina, se habían utilizado anteriormente en las décadas de 1930 y 1940 para detener a inmigrantes judíos ilegales. .

Atlit era el segundo campo más grande después de Ijlil, tenía capacidad para albergar hasta 2.900 prisioneros, mientras que Sarafand tenía la capacidad máxima de 1.800 y Tel Letwinksy, cerca de Tel Aviv, tenía más de 1.000.

Los cuatro campos fueron administrados por "ex oficiales británicos que habían desertado de sus filas cuando las fuerzas británicas se retiraron de Palestina a mediados de mayo de 1948", y los guardias y el personal administrativo del campo eran ex miembros del Irgun y de la Stern Gang, ambos grupos designados como organizaciones terroristas de los británicos antes de su partida. En total, los cuatro campamentos "oficiales" estaban atendidos por 973 soldados.

Un quinto campamento, llamado Umm Khalid, se estableció en un sitio de otra aldea despoblada cerca del asentamiento sionista de Netanya, e incluso se le asignó un número oficial en los registros, pero nunca alcanzó el estatus de “oficial”. Tenía capacidad para albergar a 1.500 prisioneros. A diferencia de los otros cuatro campos, Umm Khalid sería "el primer campo establecido exclusivamente como campo de trabajo" y fue "el primero de los campos" reconocidos "en ser cerrado. a finales de 1948 ".

Complementando estos cinco campos "reconocidos", se encontraban al menos otros 17 "campos no reconocidos" que no fueron mencionados en fuentes oficiales, pero que los autores descubrieron a través de múltiples testimonios de prisioneros.


Civiles en un campo de trabajo en Ramleh, julio de 1948. (Foto: Salman Abu Sitta, Palestine Land Society)

"Muchos de [estos campamentos]", señalaron los autores, "[fueron] aparentemente improvisados ​​o ad hoc, a menudo consistían en nada más que una comisaría de policía, una escuela o la casa de un pueblo notable", con capacidades de ocupación que variaban de casi 200 prisioneros a decenas.

La mayoría de los campos, oficiales y no oficiales, estaban situados dentro de las fronteras del estado judío propuesto por la ONU, “aunque al menos cuatro [campos no oficiales] - Beersheba, Julis, Bayt Daras y Bayt Nabala - estaban en el área árabe asignada por la ONU estado y uno estaba dentro del "corpus separatum" de Jerusalén.

“[L] a situación de los civiles internados fue 'absolutamente confusa' con la de los prisioneros de guerra, y ... las autoridades judías 'trataron a todos los árabes de entre 16 y 55 años como combatientes y los encerraron como prisioneros de guerra'”. Informe del CICR , 1948 El número de detenidos palestinos no combatientes “excedió con creces” al de soldados árabes en ejércitos regulares o prisioneros de guerra auténticos. Citando un informe mensual de julio de 1948 elaborado por el jefe de misión del CICR, Jacques de Reynier, el estudio afirma que De Reynier señaló que “la situación de los civiles internados estaba 'absolutamente confundida' con la de los prisioneros de guerra, y que las autoridades judías 'trataron a todos los árabes entre de 16 y 55 años como combatientes y encerrarlos como prisioneros de guerra '”. Además, el CICR encontró entre los detenidos en campamentos oficiales, que 90 de los prisioneros eran hombres mayores y 77 eran niños, de 15 años o más. mas joven.

El estudio destaca las declaraciones de un delegado del CICR, Emile Moeri, en enero de 1949 de los reclusos del campo:

Es doloroso ver a estos pobres, especialmente ancianos, que fueron arrebatados de sus aldeas y puestos sin razón en un campamento, obligados a pasar el invierno bajo carpas húmedas, lejos de sus familias quienes no pudieron sobrevivir a estas condiciones murieron. Los niños pequeños (10-12 años) se encuentran igualmente en estas condiciones. Personas igualmente enfermas, algunas con tuberculosis, languidecen en estos campos en condiciones que, si bien son buenas para las personas sanas, sin duda las conducirán a la muerte si no encontramos una solución a este problema. Durante mucho tiempo hemos exigido que las autoridades judías liberen a los civiles que están enfermos y necesitan tratamiento para el cuidado de sus familias o en un hospital árabe, pero no hemos recibido respuesta.

Como señaló el informe, "no hay cifras precisas sobre el número total de civiles palestinos retenidos por Israel durante la guerra de 1948-49" y las estimaciones tienden a no tener en cuenta los campos "no oficiales", además del frecuente movimiento de prisioneros entre los campamentos en uso. En los cuatro campos "oficiales", el número de prisioneros palestinos nunca superó los 5.000 según las cifras de los registros israelíes.

Teniendo en cuenta la capacidad de Umm Khalid y las estimaciones de los "campos no oficiales", el número final de prisioneros palestinos podría rondar los 7.000, y tal vez mucho más cuando, como indica el estudio, al tener en cuenta un 17 de noviembre de 1948 Entrada del diario de David Ben-Gurion, uno de los principales líderes sionistas y primer primer ministro de Israel, quien mencionó "la existencia de 9.000 prisioneros de guerra en los campos dirigidos por Israel".

En general, las condiciones de vida en los campamentos "oficiales" estaban muy por debajo de lo que el derecho internacional consideraría apropiado en ese momento. Moeri, que visitaba los campamentos constantemente, informó que en Ijlil en noviembre de 1948: “[m] [algunas de las] carpas están rotas, que el campamento“ no estaba listo para el invierno ”, las letrinas no estaban cubiertas y la cantina no trabajando durante dos semanas. Refiriéndose a una situación aparentemente en curso, afirmó que "las frutas aún están defectuosas, la carne es de mala calidad, [y] las verduras escasean" ”.

Además, Moeri informó que vio por sí mismo, “las heridas que dejó el abuso” de la semana anterior, cuando los guardias dispararon contra los presos, hiriendo a uno y golpeando a otro ”.

Como muestra el estudio, el estado civil de la mayoría de los detenidos quedó claro para los delegados del CICR en el país, quienes informaron que los hombres capturados “indudablemente nunca habían estado en un ejército regular”. A los detenidos que eran combatientes, explica el estudio, "les disparaban habitualmente con el pretexto de que intentaban escapar". "

Las fuerzas israelíes parecían apuntar siempre a los hombres sanos, dejando atrás a las mujeres, los niños y los ancianos, cuando no los masacraba, la política continuó incluso después de que hubo bajos niveles de confrontación militar. Con todo, como muestran los registros israelíes y cita el estudio, "los civiles palestinos constituían la gran mayoría (82 por ciento) de los 5.950 incluidos como internos en los campos de prisioneros de guerra, mientras que los palestinos solos (civiles más militares) constituían el 85 por ciento".
El secuestro y el encarcelamiento a gran escala de civiles palestinos tienden a corresponder con las campañas militares israelíes. Por ejemplo, una de las primeras redadas importantes se produjo durante la Operación Danj, cuando entre 60 y 70.000 palestinos fueron expulsados ​​de las ciudades centrales de Lydda y Ramleh. Al mismo tiempo, entre una quinta y una cuarta parte de la población masculina de estos dos pueblos que tenían más de 15 años fueron enviados a los campamentos.

La mayor redada de civiles provino de pueblos del centro de Galilea que fueron capturados durante la Operación Hiram en el otoño de 1948.

Un palestino sobreviviente, Moussa, describió a los autores lo que presenció en ese momento.

“Nos llevaron de todas las aldeas que nos rodean: al-Bi'na, Deir al-Asad, Nahaf, al-Rama y Eilabun. Se llevaron a 4 jóvenes y los mataron a tiros. Nos llevaron a pie. Hacia calor. No se nos permitió beber. Nos llevaron a [la aldea drusa palestina] al-Maghar, luego [al asentamiento judío] Nahalal, luego a Atlit ”.

Un informe de la ONU del 16 de noviembre de 1948 colaboró ​​con el relato de Moussa, afirmando que unos 500 hombres palestinos "fueron llevados por la fuerza en marcha y en vehículo a un campo de concentración judío en Nahlal".

Mantener la economía de Israel con "trabajo esclavo"

La política de atacar a civiles, en particular a hombres "sanos", no fue accidental según el estudio. Afirma que "con decenas de miles de hombres y mujeres judíos llamados al servicio militar, los internados civiles palestinos constituyeron un complemento importante del trabajo civil judío empleado en virtud de la legislación de emergencia para mantener la economía israelí", que incluso la delegación del CICR había señalado en sus informes.

Los abusos de los guardias israelíes abundaban sistemáticamente en los campamentos, y la mayor parte de los cuales estaba dirigida contra los aldeanos, los agricultores y los palestinos de clase baja. Los prisioneros fueron obligados a realizar trabajos públicos y militares, como secar humedales, trabajar como sirvientes, recolectar y transportar propiedades de refugiados saqueadas, mover piedras de casas palestinas demolidas, pavimentar carreteras, cavar trincheras militares, enterrar a los muertos y mucho más.

Como lo describió un ex detenido palestino llamado Habib Mohammed Ali Jarada en el estudio: "" A punta de pistola, me obligaron a trabajar todo el día. Por la noche, dormíamos en tiendas de campaña. En invierno, el agua se filtraba debajo de nuestra ropa de cama, que era hojas secas , cartones y piezas de madera ".

Otro prisionero en Umm Khalied, Marwan Iqab al-Yehiya, dijo en una entrevista con los autores: “Tuvimos que cortar y transportar piedras todo el día [en una cantera]. Nuestra comida diaria era solo una papa por la mañana y pescado medio seco por la noche. Golpearon a cualquiera que desobedeciera las órdenes ". Este trabajo fue intercalado con actos de humillación por parte de los guardias israelíes, y Yehiya habla de que los prisioneros son "alineados y ordenados que se desnuden como castigo por la fuga de dos prisioneros por la noche".

“[Judíos] Adultos y niños vinieron de un kibutz cercano para vernos alinearnos desnudos y reírnos. Para nosotros esto fue de lo más degradante ”, agregó.

Los abusos de los guardias israelíes abundaban sistemáticamente en los campamentos, y la mayor parte de los cuales estaba dirigida contra los aldeanos, los agricultores y los palestinos de clase baja.Esto fue así, según el estudio, porque los presos educados "conocían sus derechos y tenían la confianza para discutir y hacer frente a sus captores".

Lo que también se observa de manera interesante en el estudio es cómo las afiliaciones ideológicas entre los presos y sus guardias tuvieron otros efectos en términos de la relación entre ellos.

Citando el testimonio de Kamal Ghattas, quien fue capturado durante el ataque israelí en Galilea, quien dijo:

Tuvimos una pelea con nuestros carceleros. Cuatrocientos de nosotros enfrentamos a 100 soldados. Trajeron refuerzos. Tres de mis amigos y yo fuimos llevados a una celda. Amenazaron con dispararnos. Toda la noche cantamos el Himno Comunista. Nos llevaron a los cuatro al campamento de Umm Khaled. Los israelíes temían su imagen en Europa. Nuestro contacto con nuestro Comité Central y Mapam [partido socialista israelí] nos salvó… Conocí a un oficial ruso y le dije que nos sacaron de nuestras casas aunque éramos no combatientes, lo cual estaba en contra de las Convenciones de Ginebra. Cuando supo que yo era comunista me abrazó y dijo: "Camarada, tengo dos hermanos en el Ejército Rojo. Viva Stalin. Viva la Madre Rusia".

Sin embargo, los palestinos menos afortunados se enfrentaron a actos de violencia que incluyeron ejecuciones arbitrarias y torturas, sin recurso. Las ejecuciones siempre se defendieron como un freno a los "intentos de fuga", reales o reclamados por los guardias.

Se volvió tan común que un ex detenido palestino de Tel Litwinsky, Tewfic Ahmed Jum'a Ghanim, relató: “Cualquiera que se negara a trabajar era fusilado. Dijeron que [la persona] intentó escapar. Aquellos de nosotros que pensamos que [nos] iban a matar caminamos hacia atrás de cara a los guardias ".

“Cualquiera que se rehusaba a trabajar era fusilado. Dijeron que [la persona] intentó escapar. Aquellos de nosotros que pensamos que [nos] iban a matar caminamos hacia atrás de cara a los guardias ". - El ex detenido palestino Tewfic Ahmed Jum'a Ghanim

En última instancia, a fines de 1949, los prisioneros palestinos fueron liberados gradualmente después de una intensa presión por parte del CICR y otras organizaciones, pero su escala fue limitada y estaba muy centrada en casos específicos. Los prisioneros de los ejércitos árabes fueron liberados en un intercambio de prisioneros, pero los prisioneros palestinos fueron expulsados ​​unilateralmente a través de la línea del armisticio sin comida, suministros ni refugio, y se les dijo que caminaran hacia la distancia para nunca regresar.

No sería hasta 1955 cuando la mayoría de los prisioneros civiles palestinos finalmente serían liberados.


Atlas de campos de trabajos forzados. (Fuente: Salman Abu Sitta, Palestine Land Society)

Debido a que el CICR se enfrentó a un actor beligerante israelí que no estaba dispuesto a escuchar y cumplir con el derecho y las convenciones internacionales, el propio CICR tuvo que adaptarse en lo que consideró eran formas prácticas para ayudar a garantizar que los prisioneros civiles palestinos estuvieran protegidos bajo el más mínimo de los derechos. .

Citando su informe final, el estudio cita a De Reynier:

[El CICR] protestó en numerosas ocasiones afirmando el derecho de estos civiles a disfrutar de su libertad a menos que un tribunal los declare culpables y los juzgue. Pero hemos aceptado tácitamente su condición de prisionero de guerra porque de esta manera disfrutarían de los derechos que les confiere la Convención. De lo contrario, si no estuvieran en los campamentos serían expulsados ​​[a un país árabe] y de una forma u otra llevarían, sin recursos, la miserable vida de refugiados.

Al final, el CICR y otras organizaciones fueron simplemente ineficaces, ya que Israel ignoró sus condenas con impunidad, además de la cobertura diplomática de las principales potencias occidentales.

Más importante aún, el estudio arroja más luz sobre el alcance de los crímenes israelíes durante su brutal y sangriento nacimiento. Y “queda mucho por contar”, como dice la última línea del estudio.

"Es asombroso para mí, y para muchos europeos, que han visto mis pruebas", dijo Abu Sitta, "que se abrió un campo de trabajos forzados en Palestina tres años después de su cierre en Alemania, y que estaban dirigidos por ex prisioneros. Guardias judíos alemanes ".

Básicamente, el estudio muestra los fundamentos y comienzos de la política israelí hacia los civiles palestinos que se manifiesta en forma de secuestro, arresto y detención. Esta criminalidad continúa hasta el día de hoy. Uno simplemente tiene que leer los informes sobre los cientos de palestinos arrestados antes, durante y después de la última guerra de Israel en Gaza a mediados del verano de este año.

"Gaza hoy es un campo de concentración, no es diferente al pasado", concluyó Abu Sitta. Al-Akhbar Inglés.


Los primeros años

En 1948, Ezra Danin, director de la "Sección Árabe" de la Haganá, estaba a cargo de "destruir las aldeas árabes". La Hagana, una fuerza paramilitar sionista, fue la precursora del Shin Bet, ya que las fuerzas del primero se extrajeron para crear el segundo después de la independencia de Israel.

En su búsqueda por mantener el control del estado, David Ben-Gurion, el primer primer ministro de Israel, sostuvo el mandato británico designado Las Regulaciones de Defensa (de Emergencia) de 1945. Estas regulaciones dieron a Israel, como los británicos antes que ellos, un grado desmesurado de poderes relacionados con detención, inteligencia y otros asuntos relacionados con la ley. En esencia, un sistema de gobierno militar estuvo presente en Israel después de la independencia. Esto sumado al hecho de que Israel ha estado en un estado de emergencia perpetuo desde la independencia, ha legitimado muchas acciones insidiosas contra la minoría palestina que incluyen una variedad de métodos basados ​​en la vigilancia adoptados por el Shin Bet y la policía.

El objetivo era impedir que los refugiados palestinos volvieran a entrar en Israel. Para lograr esto, el Shin Bet, el ejército y otras agencias utilizaron la inteligencia recibida de sus colaboradores que permitió a las agencias de seguridad llevar a los refugiados de regreso a sus campamentos. En la década de 1950, el gobierno de Mapai (Partido de los Trabajadores) utilizó el Shin Bet para obligar a la gente a votar por los partidos satélites árabes de Mapai. El Mapai usó sus satélites políticamente para mantener contentos a sus aliados árabes y también para usar sus títeres árabes en la Knesset (parlamento) con fines de propaganda.

Aunque el Shin Bet logró sus objetivos en varias ocasiones, no estuvo regulado, durante este período, por ninguna ley. El Shin Bet no solo se consideró intocable, sino que durante muchos años desde su formación, siguió siendo una organización secreta, oculta a la vista del público. Su comportamiento clandestino fue y sigue siendo instigado por el Censor Militar de Israel, que tiene como objetivo impedir que los medios de comunicación revelen información confidencial. En este período, la organización solo era responsable ante el primer ministro y se suponía que las masas no sabían el nombre de la organización y el jefe de la organización y la muerte de un agente no se informó.

En las décadas de 1950 y 1960, el Shin Bet también monitoreaba si los palestinos celebraban el Día de la Independencia con entusiasmo o disgusto, y tomaba las medidas correspondientes. En este mismo período, los palestinos tenían que obtener permiso de los Comités Árabes Regionales de Asuntos Árabes para realizar tareas rudimentarias como recibir préstamos, obtener trabajos en el sector público, cambiar de residencia, etcétera: este comité estaba compuesto por un oficial de Shin Bet, gobernador militar , representante del gobierno y un oficial de policía.

El Shin Bet también fue invasivo al reprimir insinuaciones antiisraelíes o antigubernamentales. La agencia participó activamente en la investigación de antecedentes de maestros y directores en el sistema escolar palestino. Además, el Shin Bet monitoreaba a los maestros que eran vistos como demasiado nacionalistas, y si estas tendencias proliferaban, la agencia intervendría y amenazaría con su despido. El Shin Bet también solía monitorear varios aspectos de la educación, que incluían a maestros que hablaban en contra de los discursos de las agencias de seguridad que tenían implicaciones antisemitas y críticas al gobierno militar.

Con respecto a la política palestina en Israel, Israel y sus agencias solían monitorear las elecciones locales y la educación. En las elecciones locales, el gobierno judío apoyó a los clanes palestinos que les eran leales al permitir que los jefes de los clanes dirigieran los consejos locales. Además, las autoridades locales, que incluían a palestinos electos, fueron iniciadas para proporcionar empleos a los palestinos educados e impedirles que adopten comportamientos políticos indeseables. De hecho, el profesor de política y gobierno de la Universidad Ben-Gurion, Ahmed Sa'di, sostiene que el plan era incluir a los palestinos al margen de la economía para que su supervivencia financiera sea más valorada que sus creencias políticas o morales.

Desde 1958-1969 y más allá, el gobierno utilizó estratagemas como incentivar a los jóvenes palestinos a estudiar en el extranjero y luego hacer que su regreso a casa desafiara la implementación de leyes más duras y la reducción del número de palestinos en zonas económicas integrales, etcétera. El gobierno encomendó al Shin Bet y a otros la recopilación de inteligencia para ejecutar dichos planes.

El gobierno militar que estuvo en vigor desde 1948 finalmente se suspendió en 1966. En 1967, estalló la Guerra de los Seis Días entre Israel y Jordania, Siria y Egipto. Cambió el panorama sociopolítico y geográfico del Medio Oriente. Israel tomó el control de Cisjordania, Gaza y Jerusalén Este.

En 1976, Israel anunció que confiscaría tierras palestinas por motivos de asentamiento y seguridad; la tragedia que siguió se recordaría como el Día de la Tierra. Esta decisión fue recibida con protestas masivas por parte de los palestinos que provocaron el despliegue de las FDI y la policía. En los enfrentamientos posteriores entre los palestinos y las fuerzas de seguridad, seis ciudadanos palestinos desarmados de Israel murieron y alrededor de 100 resultaron heridos.

Hillel Cohen, un erudito israelí, menciona un ejemplo específico que condujo a las protestas en su libro sobre informantes "Buenos árabes: las agencias de seguridad israelíes y los árabes israelíes, 1948-1967". Afirma que Tareq ‘Abd al-Hayy, entonces alcalde de la aldea árabe de Tira en el norte de Israel, llamó a la policía en los manifestantes del Día de la Tierra después de que intentó disolver a los manifestantes, pero fue frustrado por los dueños de las tiendas locales. Cohen llamó a esto “el canto del cisne de su estrecha relación con las fuerzas de seguridad. & # 8221

Siguiendo casos como este, el Shin Bet intimidaría para incentivar el trabajo para ellos como informantes, conocidos localmente como "colaboradores". Los posibles beneficios para los informantes incluyen un trabajo en el gobierno o un permiso para abrir un negocio.

Este punto se refuerza en el documental, “Inside the Shin Bet, & # 8221 de Hussein Abu Hussein, un abogado, quien destaca eso debido a las condiciones de pobreza de los palestinos. Dijo que se convierten en candidatos perfectos para el servicio militar obligatorio y Avigdor Feldman, un abogado de derechos humanos, afirmó que los espías árabes están presentes en todas las ciudades palestinas.

En 1984, se desarrolló un evento que tuvo graves repercusiones para el Shin Bet. El asunto del Bus 300 conmocionó al público israelí y demonizó al Shin Bet a los ojos de la corriente principal. Un autobús que partía de Tel Aviv hacia la ciudad de Ashkelon fue secuestrado por cuatro palestinos que exigían la libertad de 500 presos palestinos. El ejército estuvo involucrado y en la operación subsiguiente, dos de los cuatro palestinos murieron, mientras que los otros dos fueron capturados vivos y entregados al Shin Bet. Sin embargo, un portavoz militar mintió al público diciendo que los cuatro perpetradores habían muerto en la operación. Fue solo más tarde que Hadashot, un periódico israelí, publicó una fotografía que mostraba a uno de los terroristas siendo capturado vivo por agentes de seguridad.

Indignado por esto, el público exigió una investigación sobre este tema. El Comité Zorea, y luego el Comité Blatman, fue designado para averiguar la verdad, pero ambos fracasaron. No fue hasta dos años después que los altos funcionarios del Shin Bet revelaron que los agentes habían mentido al Comité y culparon erróneamente a un alto funcionario de las FDI por el asesinato de dos terroristas. El director del Shin Bet en ese momento, Avraham Shalom, estuvo muy involucrado en el encubrimiento, como se reveló más tarde en 1986 cuando se descubrió que la pareja fue asesinada durante el interrogatorio.

En mayo de 1986, se hicieron públicos los detalles sobre la participación de Shalom en el asesinato de los dos terroristas y su autorización a los funcionarios del Shin Bet para mentir bajo juramento, pero a pesar de esto, el presidente lo indultó de manera escandalosa. Al comentar sobre este incidente, Yossi Beilin, el ex ministro de Justicia israelí, comentó que el público en general comprendió que el Shin Bet podría ser mentiroso y asesino. El evento llevó a la esquiva agencia y sus enfoques a la vista del público por primera vez.

La década de 1980 también fue testigo del Asunto Nafsu en el que el oficial de las FDI, Izat Nafsu, confesó sus delitos de métodos de interrogatorio inadecuados, como insultar, golpear, privar del sueño, sacudir, etc. El asunto Nafsu junto con el asunto The Bus 300 forzó la mano del gobierno israelí y avanzó hacia la regulación del Shin Bet.

El artista palestino Ayman Al Hosary, de 32 años, pinta un mural el 30 de marzo, cuando los palestinos celebran el Día de la Tierra, en la ciudad de Gaza el 30 de marzo de 2021 (Foto: Mohammed Salem / APA Images).


Sobre los campos de trabajo y concentración poco conocidos de Israel (1948-1955)

Gran parte de las sombrías y turbias circunstancias de la limpieza étnica sionista de los palestinos a fines de la década de 1940 han quedado expuestas gradualmente con el tiempo. Un aspecto, raramente investigado o discutido profundamente, es el internamiento de miles de civiles palestinos en al menos 22 campos de concentración y trabajo sionistas que existieron entre 1948 y 1955. Ahora se sabe más sobre los contornos de este crimen histórico, debido a la investigación exhaustiva realizada por el renombrado historiador palestino Salman Abu Sitta y miembro fundador del centro de recursos palestino BADIL Terry Rempel.

El estudio, que se publicará en el próximo número de la Revista de estudios palestinos - se basa en casi 500 páginas de informes del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) escritos durante la guerra de 1948, que fueron desclasificados y puestos a disposición del público en 1996, y descubiertos accidentalmente por uno de los autores en 1999.

Civiles capturados durante la caída de Lydda y Ramle alrededor del 12 de julio de 1948 y llevados a campos de trabajo. En el calor de julio, tenían sed y un niño custodiado por los soldados les dio una gota de agua.

Además, los autores recopilaron testimonios de 22 ex detenidos civiles palestinos de estos campamentos, a través de entrevistas que ellos mismos realizaron en 2002, o documentadas por otros en diferentes momentos.

Con estas fuentes de información, los autores, como ellos mismos lo expresaron, armaron una historia más clara de cómo Israel capturó y encarceló a "miles de civiles palestinos como trabajadores forzados" y los explotó "para apoyar su economía en tiempos de guerra".

Desenterrando los crímenes

"Me encontré con esta parte de la historia en la década de 1990 cuando estaba recopilando material y documentos sobre palestinos", dijo Abu Sitta. Al-Akhbar Inglés. "Cuanto más se investiga, más se descubre que se han cometido delitos que no se denuncian ni se conocen".

En ese momento, Abu Sitta fue a Ginebra durante una semana para revisar los archivos del CICR recién abiertos. Según él, los archivos se abrieron al público tras las acusaciones de que el CICR se había puesto del lado de los nazis durante la Segunda Guerra Mundial. Fue una oportunidad que no podía dejar pasar para ver lo que el CICR había registrado sobre los hechos ocurridos en Palestina en 1948. Fue allí donde tropezó con los registros que hablaban de la existencia de cinco campos de concentración a cargo de los israelíes.

Luego decidió buscar testigos o ex detenidos, entrevistando a palestinos en la Palestina ocupada, Siria y Jordania.

“Todos describieron la misma historia y su experiencia real en estos campamentos”, dijo.

Una pregunta que le llamó la atención de inmediato fue por qué apenas había referencias en la historia sobre estos campamentos, especialmente cuando se hizo más claro cuanto más investigaba que existían, y eran más de cinco campamentos.

“Muchos ex detenidos palestinos vieron el concepto de Israel como un enemigo feroz, por lo que pensaron que su experiencia trabajando en estos campos de concentración no era nada en comparación con la otra gran tragedia de la Nakba. La Nakba eclipsó todo ”, explicó Abu Sitta.

“Sin embargo, cuando indagué en el período de 1948-1955, encontré más referencias como Mohammed Nimr al-Khatib, quien era un imán en Haifa, quien había escrito entrevistas con alguien de la familia al-Yahya que estaba en uno de los campamentos. Pude rastrear a este hombre hasta California y hablé con él en 2002 ”, agregó.

Poco a poco, Abu Sitta descubrió más referencias que incluían información de una mujer judía llamada Janoud, una tesis de maestría en la Universidad Hebrea sobre el tema, y ​​los relatos personales del economista Yusif Sayigh, que ayudaron a desarrollar aún más la escala y la naturaleza de estos campamentos.

Después de más de una década, Abu Sitta, con su coautor Rempel, finalmente están presentando sus hallazgos al público.

De la carga a la oportunidad: campos de concentración y trabajo

El establecimiento de campos de concentración y trabajo se produjo después de la declaración unilateral del estado de Israel en mayo de 1948.

Antes de ese evento, el número de palestinos cautivos en manos sionistas era bastante bajo porque, como dice el estudio, “el liderazgo sionista concluyó desde el principio que la expulsión forzosa de la población civil era la única forma de establecer un estado judío en Palestina con una mayoría judía lo suficientemente grande como para ser 'viable' ”. En otras palabras, para los estrategas sionistas, los prisioneros eran una carga en las fases iniciales de la limpieza étnica.

Esos cálculos cambiaron con la declaración del estado israelí y la participación de los ejércitos de Egipto, Siria, Irak y Transjordania, después de que se hubiera producido gran parte de la limpieza étnica. A partir de ese momento, "las fuerzas israelíes comenzaron a tomar prisioneros, tanto soldados árabes regulares (para un eventual intercambio) como, selectivamente, civiles palestinos no combatientes sanos".

El primer campamento fue Ijlil, que estaba a unos 13 km al noreste de Jaffa, en el sitio de la aldea palestina destruida Ijlil al-Qibiliyya, vaciada de sus habitantes a principios de abril. Ijlil estaba compuesto predominantemente por tiendas de campaña, que albergaban a cientos y cientos de prisioneros, categorizados como prisioneros de guerra por los israelíes, rodeados de alambradas de púas, torres de vigilancia y una puerta con guardias.

A medida que crecían las conquistas israelíes, y a su vez aumentaba enormemente el número de prisioneros, se establecieron tres campos más. Estos son los cuatro campamentos "oficiales" que los israelíes reconocieron y fueron visitados activamente por el CICR.

Los cuatro campos estaban en instalaciones militares establecidas por los británicos durante el Mandato o adyacentes a ellas. Estos habían sido utilizados durante la Segunda Guerra Mundial para el entierro de prisioneros de guerra alemanes, italianos y otros. Dos de los campamentos, Atlit, establecido en julio a unos 20 kilómetros al sur de Haifa, y Sarafand, establecido en septiembre cerca de la aldea despoblada de Sarafand al-Amar en el centro de Palestina, se habían utilizado anteriormente en las décadas de 1930 y 1940 para detener a inmigrantes judíos ilegales. .

Atlit era el segundo campo más grande después de Ijlil, tenía capacidad para albergar hasta 2.900 prisioneros, mientras que Sarafand tenía la capacidad máxima de 1.800 y Tel Letwinksy, cerca de Tel Aviv, tenía más de 1.000.

Los cuatro campos fueron administrados por "ex oficiales británicos que habían desertado de sus filas cuando las fuerzas británicas se retiraron de Palestina a mediados de mayo de 1948", y los guardias y el personal administrativo del campo eran ex miembros del Irgun y de la Stern Gang, ambos grupos designados como terroristas. organizaciones de los británicos antes de su partida. En total, los cuatro campamentos "oficiales" estaban atendidos por 973 soldados.

Un quinto campamento, llamado Umm Khalid, se estableció en un sitio de otra aldea despoblada cerca del asentamiento sionista de Netanya, e incluso se le asignó un número oficial en los registros, pero nunca alcanzó el estatus de “oficial”. Tenía capacidad para albergar a 1.500 prisioneros. A diferencia de los otros cuatro campos, Umm Khalid sería "el primer campo establecido exclusivamente como campo de trabajos forzados" y fue "el primero de los campos" reconocidos "en cerrarse ... a finales de 1948".

Complementando estos cinco campos "reconocidos", se encontraban al menos otros 17 "campos no reconocidos" que no fueron mencionados en fuentes oficiales, pero que los autores descubrieron a través de múltiples testimonios de prisioneros.

Civiles en un campo de trabajo en Ramleh, julio de 1948.

"Muchos de [estos campamentos]", señalaron los autores, "[fueron] aparentemente improvisados ​​o ad hoc, a menudo consistían en nada más que una comisaría de policía, una escuela o la casa de un pueblo notable", con capacidades de ocupación que variaban de casi 200 prisioneros a decenas.

La mayoría de los campos, oficiales y no oficiales, estaban situados dentro de las fronteras del estado judío propuesto por la ONU., "Aunque al menos cuatro [campos no oficiales] - Beersheba, Julis, Bayt Daras y Bayt Nabala - estaban en el estado árabe asignado por la ONU y uno estaba dentro del" corpus separatum "de Jerusalén.

“[L] a situación de los civiles internados fue 'absolutamente confusa' con la de los prisioneros de guerra, y ... las autoridades judías 'trataron a todos los árabes de entre 16 y 55 años como combatientes y los encerraron como prisioneros de guerra'”. Informe del CICR , 1948

El número de detenidos palestinos no combatientes “superó con creces” al de los soldados árabes en ejércitos regulares o prisioneros de guerra auténticos. Citando un informe mensual de julio de 1948 elaborado por el jefe de misión del CICR, Jacques de Reynier, el estudio afirma que De Reynier señaló que “la situación de los civiles internados estaba 'absolutamente confundida' con la de los prisioneros de guerra, y que las autoridades judías 'trataron a todos los árabes entre de 16 y 55 años como combatientes y encerrarlos como prisioneros de guerra '”. Además, el CICR encontró entre los detenidos en campamentos oficiales, que 90 de los prisioneros eran hombres mayores y 77 eran niños, de 15 años o más. mas joven.

El estudio destaca las declaraciones de un delegado del CICR, Emile Moeri, en enero de 1949 de los reclusos del campo:

Es doloroso ver a estos pobres, especialmente ancianos, que fueron arrebatados de sus aldeas y puestos sin razón en un campamento, obligados a pasar el invierno bajo carpas húmedas, lejos de sus familias quienes no pudieron sobrevivir a estas condiciones murieron. Los niños pequeños (10-12 años) se encuentran igualmente en estas condiciones. Personas igualmente enfermas, algunas con tuberculosis, languidecen en estos campos en condiciones que, si bien son buenas para las personas sanas, sin duda las conducirán a la muerte si no encontramos una solución a este problema. Durante mucho tiempo hemos exigido que las autoridades judías liberen a los civiles que están enfermos y necesitan tratamiento para el cuidado de sus familias o en un hospital árabe, pero no hemos recibido respuesta.

Como señaló el informe, "no hay cifras precisas sobre el número total de civiles palestinos retenidos por Israel durante la guerra de 1948-49" y las estimaciones tienden a no tener en cuenta los campos "no oficiales", además del frecuente movimiento de prisioneros entre los campamentos en uso. En los cuatro campos "oficiales", el número de prisioneros palestinos nunca superó los 5.000 según las cifras de los registros israelíes.

En general, las condiciones de vida en los campamentos "oficiales" estaban muy por debajo de lo que el derecho internacional consideraría apropiado en ese momento. Moeri, que visitaba los campamentos constantemente, informó que en Ijlil en noviembre de 1948: “” [m] [algunas de las] carpas están rotas, que el campamento “no estaba listo para el invierno”, las letrinas no estaban cubiertas y la cantina no trabajando durante dos semanas. Refiriéndose a una situación aparentemente en curso, afirmó que “las frutas aún están defectuosas, la carne es de mala calidad [y] las verduras escasean”.

Además, Moeri relató que vio por sí mismo, “'las heridas dejadas por el abuso' de la semana anterior, cuando los guardias dispararon contra los prisioneros, hiriendo a uno y golpeando a otro”.

Como muestra el estudio, el estado civil de la mayoría de los detenidos quedó claro para los delegados del CICR en el país, quienes informaron que los hombres capturados “indudablemente nunca habían estado en un ejército regular”. A los detenidos que eran combatientes, explica el estudio, "les disparaban habitualmente con el pretexto de que intentaban escapar".

Las fuerzas israelíes parecían apuntar siempre a los hombres sanos, dejando atrás a las mujeres, los niños y los ancianos, cuando no los masacraba, la política continuó incluso después de que hubo bajos niveles de confrontación militar. Con todo, como muestran los registros israelíes y cita el estudio, "los civiles palestinos constituían la gran mayoría (82 por ciento) de los 5.950 incluidos como internos en los campos de prisioneros de guerra, mientras que los palestinos solos (civiles más militares) constituían el 85 por ciento".

El secuestro y el encarcelamiento a gran escala de civiles palestinos tienden a corresponder con las campañas militares israelíes. Por ejemplo, una de las primeras redadas importantes se produjo durante la Operación Danj, cuando entre 60 y 70.000 palestinos fueron expulsados ​​de las ciudades centrales de Lydda y Ramleh. Al mismo tiempo, entre una quinta y una cuarta parte de la población masculina de estos dos pueblos que tenían más de 15 años fueron enviados a los campamentos.

La mayor redada de civiles provino de pueblos del centro de Galilea que fueron capturados durante la Operación Hiram en el otoño de 1948.

Un sobreviviente palestino, Moussa, describió a los autores lo que presenció en ese momento.

Nos sacaron de todas las aldeas que nos rodean: al-Bi'na, Deir al-Asad, Nahaf, al-Rama y Eilabun. Se llevaron a 4 jóvenes y los mataron a tiros… Nos llevaron a pie. Hacia calor. No se nos permitió beber. Nos llevaron a [la aldea drusa palestina] al-Maghar, luego [al asentamiento judío] Nahalal, luego a Atlit.

Un informe de la ONU del 16 de noviembre de 1948 colaboró ​​con el relato de Moussa, afirmando que unos 500 hombres palestinos "fueron llevados por la fuerza en marcha y en vehículo a un campo de concentración judío en Nahlal".

Mantener la economía de Israel con "trabajo esclavo"

La política de atacar a civiles, en particular a hombres "sanos", no fue accidental según el estudio. Afirma que "con decenas de miles de hombres y mujeres judíos llamados al servicio militar, los internados civiles palestinos constituyeron un complemento importante del trabajo civil judío empleado en virtud de la legislación de emergencia para mantener la economía israelí", que incluso la delegación del CICR había señalado en sus informes.

Los prisioneros fueron obligados a realizar trabajos públicos y militares, como secar humedales, trabajar como sirvientes, recolectar y transportar propiedades de refugiados saqueadas, mover piedras de casas palestinas demolidas, pavimentar carreteras, cavar trincheras militares, enterrar a los muertos y mucho más.

Como describió en el estudio un ex detenido palestino llamado Habib Mohammed Ali Jarada: “A punta de pistola, me obligaron a trabajar todo el día. Por la noche dormimos en carpas. En invierno, el agua se filtraba debajo de nuestra ropa de cama, que consistía en hojas secas, cartones y piezas de madera ".

Otro prisionero en Umm Khalid, Marwan Iqab al-Yehiya, dijo en una entrevista con los autores: “Tuvimos que cortar y transportar piedras todo el día [en una cantera]. Nuestra comida diaria era solo una papa por la mañana y pescado medio seco por la noche. Golpearon a cualquiera que desobedeciera las órdenes ". Este trabajo fue intercalado con actos de humillación por parte de los guardias israelíes, ya que Yehiya habla de que los prisioneros son "alineados y ordenados que se desnuden como castigo por la fuga de dos prisioneros por la noche".

“[Judíos] Adultos y niños vinieron de un kibutz cercano para vernos alinearnos desnudos y reírnos. Para nosotros esto fue de lo más degradante ”, agregó.

Los abusos de los guardias israelíes eran sistemáticos y abundaban en los campamentos, y la mayor parte de los cuales estaba dirigida contra los aldeanos, los agricultores y los palestinos de clase baja. Esto fue así, según el estudio, porque los presos educados "conocían sus derechos y tenían la confianza para discutir y hacer frente a sus captores".

Lo que también se observa de manera interesante en el estudio es cómo las afiliaciones ideológicas entre los presos y sus guardias tuvieron otros efectos en términos de la relación entre ellos.

Citando el testimonio de Kamal Ghattas, quien fue capturado durante el ataque israelí en Galilea, quien dijo:

Tuvimos una pelea con nuestros carceleros. Cuatrocientos de nosotros enfrentamos a 100 soldados. Trajeron refuerzos. Tres de mis amigos y yo fuimos llevados a una celda. Amenazaron con dispararnos. Toda la noche cantamos el Himno Comunista. Nos llevaron a los cuatro al campamento de Umm Khaled. Los israelíes temían su imagen en Europa. Nuestro contacto con nuestro Comité Central y Mapam [partido socialista israelí] nos salvó… Conocí a un oficial ruso y le dije que nos sacaron de nuestras casas aunque éramos no combatientes, lo cual estaba en contra de las Convenciones de Ginebra. Cuando supo que yo era comunista me abrazó y dijo: “Camarada, tengo dos hermanos en el Ejército Rojo. Viva Stalin. Viva la Madre Rusia ”.

Sin embargo, los palestinos menos afortunados se enfrentaron a actos de violencia que incluyeron ejecuciones arbitrarias y torturas, sin recurso. Las ejecuciones siempre se defendieron como un freno a los "intentos de fuga", reales o reclamados por los guardias.

En última instancia, a fines de 1949, los prisioneros palestinos fueron liberados gradualmente después de una intensa presión por parte del CICR y otras organizaciones, pero las liberaciones fueron limitadas en escala y muy centradas en casos específicos. Los prisioneros de los ejércitos árabes fueron liberados en intercambios de prisioneros, pero los prisioneros palestinos fueron expulsados ​​unilateralmente a través de la línea del armisticio sin comida, suministros ni refugio, y se les dijo que caminaran hacia la distancia para nunca regresar.

No sería hasta 1955 cuando la mayoría de los prisioneros civiles palestinos finalmente serían liberados.

Atlas de campos de trabajos forzados.

La importancia de este estudio es multifacética. No solo revela las numerosas violaciones del derecho internacional y los convenios de la época, como el Reglamento de La Haya de 1907 y los Convenios de Ginebra de 1929, sino que también muestra cómo el evento moldeó al CICR a largo plazo.

Dado que el CICR se enfrentó a un actor israelí beligerante que no estaba dispuesto a escuchar ni cumplir con el derecho y las convenciones internacionales, el propio CICR tuvo que adaptarse en lo que consideró eran formas prácticas para ayudar a garantizar que los prisioneros civiles palestinos estuvieran protegidos bajo el más mínimo de los derechos. .

Citando su informe final, el estudio cita a De Reynier:

[El CICR] protestó en numerosas ocasiones afirmando el derecho de estos civiles a disfrutar de su libertad a menos que un tribunal los declare culpables y los juzgue. Pero hemos aceptado tácitamente su condición de prisionero de guerra porque de esta manera disfrutarían de los derechos que les confiere la Convención. De lo contrario, si no estuvieran en los campamentos serían expulsados ​​[a un país árabe] y de una forma u otra llevarían, sin recursos, la miserable vida de refugiados.

Al final, el CICR y otras organizaciones fueron simplemente ineficaces, ya que Israel ignoró sus condenas con impunidad, además de la cobertura diplomática de las principales potencias occidentales.

Más importante aún, el estudio arroja más luz sobre el alcance de los crímenes israelíes durante su brutal y sangriento nacimiento. Y “queda mucho por contar”, como dice la última línea del estudio.

"Es asombroso para mí, y para muchos europeos, que han visto mi evidencia", dijo Abu Sitta, "que se abrió un campo de trabajos forzados en Palestinami tres años después de que fueron cerrados en Alemania, y fueron dirigidos por ex presos había guardias judíos alemanes ”. El estudio muestra esencialmente los fundamentos y comienzos de la política israelí hacia los civiles palestinos que se manifiesta en forma de secuestro, arresto y detención.

“Este es un mal reflejo del espíritu humano, donde el oprimido copia a un opresor contra vidas inocentes”, agregó.

Básicamente, el estudio muestra los fundamentos y comienzos de la política israelí hacia los civiles palestinos que se manifiesta en forma de secuestro, arresto y detención. Esta criminalidad continúa hasta el día de hoy. Uno simplemente tiene que leer los informes sobre los cientos de palestinos arrestados antes, durante y después de la última guerra de Israel en Gaza a mediados del verano de este año.

"Gaza hoy es un campo de concentración, no es diferente al pasado", concluyó Abu Sitta. Al-Akhbar Inglés.


Los judíos llegaron como `` invasores hace 70 años '', sin evidencia de judíos antes de esa fecha

La política de la Autoridad Palestina es negar rutinariamente toda la historia judía en la Tierra de Israel. Los judíos nunca estuvieron aquí, dice la Autoridad Palestina, hasta que llegaron y "ocuparon" Palestina en 1948. Palestina Media Watch ha documentado que la Autoridad Palestina refuta habitualmente la autenticidad de los numerosos artefactos arqueológicos y fuentes no bíblicas que dan testimonio de la presencia judía y la nacionalidad de miles de personas. hace años que. Los siguientes son tres ejemplos recientes de esta negación palestina de la presencia e historia judías, que muestran que el mensaje político de la Autoridad Palestina transmitido por los líderes palestinos durante décadas ha sido adoptado con éxito y está siendo repetido incluso por académicos palestinos.

Riyad Al-Aileh, un profesor de ciencias políticas palestino de la Universidad Al-Azhar, declaró que los judíos solo llegaron como "invasores" hace 70 años ":

“Los judíos afirman que estuvieron en Palestina hace 2.000 años. Si miramos la historia, veremos que no estuvieron en Palestina en el pasado, sino solo como invasores hace menos de 70 años. Durante estos 70 años han sido invasores, como los hicsos, los bizantinos, los persas y el colonialismo [británico]. Desde entonces, el pueblo palestino cananeo ha logrado derrotar a esos invasores y continuar [viviendo] en esta tierra ".

[TV oficial de PA, La autoridad suprema, 6 de noviembre de 2019]

Haciéndose eco de esta afirmación, Abir Zayyad, arqueólogo y miembro de la rama de Fatah y rsquos en Jerusalén, afirmó erróneamente que se ha encontrado "evidencia arqueológica" de judíos en Palestina:

& ldquoNo tenemos evidencia arqueológica de la presencia de los hijos de Israel en Palestina en este período histórico hace 3.000 años, ni en Jerusalén, ni en toda Palestina. & rdquo

[TV oficial de PA, Jerusalén: el aroma de la historia, 7 de noviembre de 2019]

El autor palestino Haidar Massad también reiteró la mentira de la Autoridad Palestina de que los hijos de Israel nunca estuvieron en Palestina:

& ldquoEscribí una novela llamada El Palacio que se publicó en 2019. Esta novela & hellip trata sobre la falsificación de la geografía histórica en la narrativa sionista y talmúdica (es decir, judía) y hellip El lector puede establecer & hellip que en esta tierra, Palestina, que siempre ha sido árabe y ndash, los hijos de Israel nunca fueron allí. & rdquo

[TV oficial de PA, Palestina esta mañana, 6 de octubre de 2019]

Los funcionarios de la Autoridad Palestina continúan repitiendo estas afirmaciones falsas a los palestinos. Recientemente, PMW documentó que el Ministro de Cultura de la Autoridad Palestina enseñó a los palestinos que no hay nada en la historia que pruebe esta presencia. No han encontrado una piedra. & Rdquo


¿Fue el Holocausto solo contra los judíos?

¿Es correcto referirse al Holocausto como una "guerra contra los judíos"?

En las últimas décadas, se ha llamado la atención con razón sobre el gran número de víctimas no judías de la Alemania nazi. Además de los 6 millones de vidas judías estimadas, entre 5 y 12 millones de personas más murieron antes y durante los años de la guerra. Wikipedia pone las estadísticas sobre los grupos más grandes afectados aproximadamente de la siguiente manera:

  • 2 millones de polacos étnicos
  • 6 millones de ciudadanos soviéticos
  • 2 millones de prisioneros de guerra soviéticos
  • 1,5 millones de gitanos
  • 200.000 alemanes discapacitados y retrasados ​​mentales
  • 5,000 & ndash 15,000 homosexuales

La teoría racial nazi clasificó a todas las poblaciones no arias como seres inferiores y eslavos ndash, polacos y rusos cerca de la base, escandinavos cerca de la cima, con el resto de los europeos en algún punto intermedio. 1 Los gitanos, una población indefensa y sin tierra, fueron relegados a un estatus infrahumano similar al de los judíos. Los alemanes con retraso mental y homosexuales fueron purgados como individuos defectuosos que dañaron la pureza y el futuro de la raza aria superior. Los no judíos murieron en las cámaras de gas, fueron torturados, muertos de hambre y asesinados a tiros junto con sus homólogos judíos en gran número, y claramente también fueron objetivos de la agenda satánica nazi.

Siendo esto así, ¿es correcto referirse al Holocausto como una & ldquoGuerra contra los judíos & rdquo, como se le ha llamado, o de hecho no necesitamos desarrollar una comprensión más amplia de los eventos de esos terribles años y su significado para la humanidad? ?

Sin restar valor alguno a la gravedad de los crímenes perpetrados contra todas las víctimas del nazismo, parece que existen grandes distinciones entre sus víctimas judías y no judías:

Solo los judíos fueron seleccionados para la destrucción total. A partir de los principios ideológicos formulados en MI lucha Según la legislación antijudía original en Alemania de la década de 1930, los judíos fueron señalados como el foco de la ira alemana. De acuerdo con la Comentarios a las leyes raciales alemanas de 1936:

"La Ley de Protección de la Sangre trata de la segregación de sangre judía y alemana desde el punto de vista biológico & hellip. Como un peligro agudo amenazaba al pueblo alemán solo por la judería, la ley apunta principalmente a la prevención de una mayor mezcla de sangre con los judíos". 2

Los pogromos patrocinados por el gobierno en noviembre de 1938 no incluyeron a ciudadanos polacos, empresas o iglesias católicas. La emigración judía masiva era el objetivo de Alemania en ese momento. La formulación de la "Solución Final" al problema judío en enero de 1942 no trató el problema étnico polaco o ruso ni describió el exterminio mundial de homosexuales, sino que trató exclusivamente del exterminio anticipado de los 11 millones de judíos de Europa. En ningún momento existió formal o informalmente ningún plan para el asesinato total de cualquier otra población que no fuera la de los judíos.

Se perdió un porcentaje mucho mayor de judíos que el de sus homólogos no judíos en todos los demás grupos. Mientras que el 90% de la población judía de Polonia fue diezmada, el 94% de los cristianos polacos sobrevivieron. Cerca del 60% de la población judía total de Europa fue asesinada, mientras que las muertes de millones de rusos representaron el 15% de su población. Un gran número de polacos y rusos murieron durante la invasión y ocupación de sus tierras por parte del ejército alemán, y muchos soldados rusos murieron en cautiverio en violación de las convenciones internacionales. Parecería incorrecto clasificar a estos muertos como víctimas del Holocausto, aunque sin duda el racismo fue un factor en el trato que recibieron.

Estas distinciones entre víctimas judías y no judías continuaron hasta los últimos meses y días de la guerra. A medida que el ejército alemán se retiraba tanto en el frente oriental como en el occidental, el esfuerzo por exterminar a tantos judíos como fuera posible continuó sin cesar. El ideal de reducir las poblaciones inferiores polacas y rusas para dar cabida a un Reich alemán ampliado no se haría realidad, pero la eliminación del mayor número posible de judíos del escenario mundial siguió siendo la máxima prioridad de Alemania, a la que se siguieron dirigiendo recursos incluso cuando el la guerra se estaba perdiendo. Tampoco se les dio a los judíos la oportunidad de reformar o corregir sus costumbres. Los homosexuales alemanes dispuestos a aceptar la terapia y la rehabilitación ciertamente se habrían salvado, al igual que las masas de polacos y rusos si hubieran aceptado la conquista aria de sus tierras.

No existía tal opción para los judíos.

En ningún momento fueron atacados los textos, objetos, edificios o líderes espirituales religiosos de otras poblaciones como lo fueron los de los judíos. La guerra nazi contra los judíos fue tanto racial como espiritual. Su enemistad hacia todo lo que representaba el judaísmo tenía sus raíces en la historia, en la antigua lucha para evitar la diseminación de la Divinidad en el mundo del hombre. Este aspecto único de la guerra de la Alemania nazi contra los judíos se expresó elocuentemente en el periódico clandestino Agudath Israel en el gueto de Varsovia:

`` Amalek (un pueblo edomita que atacó a los judíos inmediatamente después de su éxodo de Egipto) no se preocupa tanto por los judíos como por el judaísmo: la perspectiva judía, la cosmovisión judía, el sentido judío de la honestidad, el sentido judío de la justicia, el sentido judío actitud hacia los indigentes y los desfavorecidos & hellip Todos estos son diametralmente opuestos al Amalekism & hellip Amalek y Haman están apuntando a los judíos menos como pueblo que como pueblo divino ''. 3

“La providencia ha ordenado que yo sea el mayor liberador de la humanidad. Estoy liberando al hombre de las ataduras de una inteligencia que se ha hecho cargo, de las auto-mortificaciones sucias y degradantes de una falsa visión llamada conciencia y moralidad, y de las exigencias de una libertad e independencia personal que sólo unos pocos pueden soportar. & rdquo 4

La autora Esther Farbstein observa:

El Holocausto fue un hecho sin precedentes que combinó una guerra contra el judaísmo con una guerra contra los judíos. Los elementos de la guerra contra el espíritu judío (por ejemplo, el abuso de los rabinos, la violencia en las fiestas judías, la profanación de sinagogas y objetos sagrados, la destrucción de libros religiosos) no fueron solo un medio de opresión espiritual. Eran un final así como la matanza era un final.

Este aspecto único tenía sus raíces en la ideología antisemita y especialmente en las creencias nazis. Por primera vez en la historia, la raza biológica se vinculó con el espíritu, la cultura y la moral humanos. El `` germen judío '' no era solo la sangre que se había mezclado con la de las otras naciones, sino los principios de moralidad, el espíritu del liberalismo y la civilización que el judaísmo había introducido en Europa, todo lo que representaba la antítesis del nazismo. Hitler, como sucesor de los antisemitas del siglo XIX, predicó contra el judaísmo no menos que contra el judío. 5

A la luz de estos hechos, reformular el Holocausto como un estallido de racismo o el esfuerzo del fascismo por erradicar la libertad humana es nada menos que una distorsión consciente de la historia y una negación de las lecciones que deben aprenderse. El genocidio de pueblos inocentes considerados inferiores o improductivos emanó del impulso de la Alemania nazi para exterminar el sistema de valores judío que enseña los derechos humanos inherentes a todas las personas. El dominio de la fuerza bruta buscó expulsar la presencia de la Divinidad del mundo del hombre, y los judíos, representantes de esta realidad, fueron los primeros y continuos objetivos de esta eterna lucha.